Despliega el menú
Zaragoza
Suscríbete

Cómo customizar un traje regional para participar en una fiesta goyesca

La plaza del Pilar será el 26 de septiembre un museo viviente donde se recrearán cuadros de Goya, en la culminación de los actos de la V Semana dedicada al pintor. Los organizadores animan a los ciudadanos a participar ataviados con indumentaria de la época.

La vicealcaldesa, Sara Fernández (2d), el alcalde de Fuendetodos, Enrique Salueña (d), la jefa de servicio de Comercio y Turismo de Cámara Zaragoza, Natalia García (2i) y el gerente de DL Creativos, Felipe Díaz (i).
La vicealcaldesa, Sara Fernández (2d), el alcalde de Fuendetodos, Enrique Salueña (d), la jefa de servicio de Comercio y Turismo de Cámara Zaragoza, Natalia García (2i) y el gerente de DL Creativos, Felipe Díaz (i).
Javier Cebollada/EFE

La V Semana de Goya se celebrará del 17 al 26 de septiembre e incluirá una fiesta ciudadana en la zaragozana plaza del Pilar en la que se recrearán algunos cuadros del pintor, por lo que se ha preparado un manual para que los asistentes sepan cómo adaptar sus trajes regionales al vestuario goyesco.

El objetivo de la Cámara de Comercio, impulsora del evento en colaboración con los ayuntamientos de Zaragoza y Fuendetodos (pueblo natal de Goya) y el Gobierno de Aragón, es popularizar la fiesta fomentando la participación ciudadana.

Esta fiesta ciudadana consistirá en el montaje de una especie de "museo viviente" en la plaza del Pilar, a la que los asistentes deben acudir con un traje de inspiración goyesca.

Para ello, se ha editado un manual, inspirado en las pautas creadas hace unos años por la Asociación Goyesca de Fuendetodos, para que, de una manera sencilla, cualquiera pueda adaptar su traje de baturro al estilo que Goya retrató en sus obras o, al menos, a algo que se le parezca.

Solo es necesario contar con un traje de baturro ya que, de lo contrario, será complicada la customización, sobre todo en el caso de las mujeres.

En primer lugar, hay que buscar las similitudes entre la indumentaria aragonesa y la goyesca, que en el caso de las mujeres incluiría las faldas con volumen, las camisas blancas, los corpiños, los jubones, los pañuelos alrededor del escote y los delantales.

Así, se cambiaría el bobiné (pañuelo blanco) por otro pañuelo de seda que se colocaría alrededor del escote de corpiño, mientras que las faldas se acompañarían de delantales de tejido transparente como tul o blonda.

Pero la parte fundamental para convertir un traje de baturra en un traje de goyesca son los complementos: el mantón y, sobre todo, las redecillas para los hombros y para la cabeza.

Habitualmente, en la indumentaria tradicional aragonesa no abundan los colores muy vivos, por lo que se pueden utilizar mantones o delantales de seda más coloridos para adaptar los trajes a la ocasión.

Y es que en trabajos como "La pradera de San Isidro" o "La gallinita ciega", lo que vemos es personas de la clase media o alta en una época de gran divertimento, así que abundan los colores vivos y los tejidos más caros, como la seda.

Una alegría y unos colores que desaparecerían años después con la llegada de la Guerra de la Independencia, que también hará oscurecer la obra del genio de Fuendetodos.

En el caso de los hombres, son prendas comunes el pantalón (aunque en este caso deben ponerse más ceñidos), la camisa, el chaleco y los zaragüelles (que son opcionales).

La adaptación principal para pasar de baturro a goyesco sería cambiar las clásicas alpargatas por un zapato con hebilla, puesto que el genio de Fuendetodos a quien solía retratar era a la corte de Madrid o a la clase media o alta.

Una faja de seda, una redecilla y un pañuelo de seda serían los complementos perfectos del vestuario goyesco masculino.

La Cámara de Comercio de Zaragoza se va a reunir con los propietarios de tiendas de indumentaria tradicional y de abalorios para explicar el manual y que, a su vez, asesoren a los participantes, y también se va a hacer un tutorial.

De hecho, otro de los objetivos de esta iniciativa es ayudar a estos establecimientos, que sufrieron el año pasado las consecuencias de la suspensión de las fiestas patronales y los grandes actos vinculados al traje regional.

Aunque las actividades de esta V Semana de Goya se enmarcan en el 275 aniversario del nacimiento del pintor, la voluntad es que permanezcan en año venideros, ha subrayado la jefa de servicio de Comercio y Turismo de la Cámara, Natalia García, quien ha emplazado a las próximas semanas para terminar de concretar la programación.

La vicealcaldesa de Zaragoza, Sara Fernández, ha confiado en que este "museo viviente" sirva de revulsivo para el sector de la indumentaria aragonesa, así como para reivindicar las tradiciones, la cultura y crear una nueva fiesta.

Por otra parte, se ha anunciado que el concurso de diseño "Aguja Goyesca", que premia las mejores colecciones de moda inspiradas en la figura y obra del pintor de Fuendetodos, ha ampliado su plazo de inscripción para los concursantes profesionales hasta el próximo 30 de julio.

El que no disponga de traje regional o no pueda reconvertirlo en goyesco, siempre podrá participar en otras actividades de la V Semana de Goya, como disfrutar de los menús y tapas goyescas que se ofrecen en algunos bares zaragozanos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión