Despliega el menú
Aragón

Gastronomía

#YoComproEnAragón

aragón

Aguinaldos, lotes y cestas de Navidad resisten a la covid en Aragón

Los empresas están incrementando el presupuesto de los regalos para sus empleados ante la imposibilidad de celebrar comidas, vermús o cenas por la pandemia.

Una trabajadora de Grupo El Portal confeccionando lotes y cestas de Navidad.
Una trabajadora de Grupo El Portal confeccionando cestas de Navidad.
ARANZAZU NAVARRO

"Las compañías somos muy solidarias y en Aragón especialmente. Este año se han volcado en el regalo que la gente se va a llevar a casa. No hay cenas ni comidas ni vermús de empresa y eso revierte en el lote de Navidad. Al revés de la crisis financiera de 2007, no hemos notado un descenso sino un incremento incluso de facturación con el mismo cliente. Están muy volcados con sus trabajadores, que han vivido un año muy complicado a nivel profesional y personal", señala José Antonio Ros, director general de Grupo El Portal, que este año cumple 50 años de andadura empresarial. Una valoración que pone de relieve que la tradición de aguinaldos, lotes y cestas de Navidad está muy presente en la Comunidad aun en tiempos de pandemia.

Grupo El Portal tiene previsto repartir 230.000 lotes navideños en los hogares y empresas de toda España. Con más de 1.000 clientes (grandes empresas, pymes, autónomos y particulares), la firma aragonesa ha tenido que ampliar el servicio de entrega a domicilio a raíz de la covid. "Hacíamos 40.000 entregas y las duplicaremos este año. Hemos reforzado nuestro sistema logístico y ajustado muchísimo los precios para dar un servicio casi gratuito en Aragón; para que no sea un hándicap el que se le pueda mandar una cesta a un empleado porque está trabajando en casa", destaca Ros.

También Javier Gómez, al frente de Come Jamón con su hermano Miguel Ángel, resalta el aumento de envíos a domicilio que van a experimentar estas Navidades. Con tres tiendas gourmet en Zaragoza y secadero en Calamocha (donde elaboran los jamones Casa Vieja y otros productos), el ritmo de trabajo se prevé igual al de otros años. "Sí que hemos notado que las empresas han aumentado el importe de los aguinaldos por el tema de que no van a poder hacer una comida o cena de empresa", dice.

Vermús telemáticos y otros productos

Además, el virus ha hecho que los clientes demanden ideas nuevas, como los vermús telemáticos. "Muchas empresas nos lo están solicitando", explica José Antonio Ros. "Enviamos a los domicilios de los empleados una serie de productos fácilmente manipulables, como por ejemplo jamón loncheado cortado a mano, cuñas de queso, latas de conserva, vino, cava... Concretan un momento y hacen una especie de celebración telemática".

Desde Montal, especialistas en cestas de Navidad elaboradas con productos gourmet, ofrecen este año como novedad una caja personalizada e individual con productos para comer y cenar en casa. Tal y como detalla Nacho Montal -que regenta el negocio junto a María Montal- consisten en aperitivos, un primer plato, un segundo y un postre. "A modo de sustituir lo que no se va a poder hacer", comenta.

Asimismo, Nacho Montal destaca que todos los años iban creciendo "un poco" las ventas de aguinaldos y que este se presenta igual que 2019. "Nuestros clientes son recurrentes, tanto empresas como particulares. Y el coste de las cestas varían de los 50 euros hasta mil; lo que el cliente se quiera gastar", añade.

Mientras, el director general de Grupo El Portal este año espera "un crecimiento moderado" ante el momento de incertidumbre que se vive por la crisis sanitaria. Su compañía comercializa lotes desde 10 euros en adelante. "Y con jamón, a partir de los 40. Un lote medio para una campaña de Navidad está entre 30 y 50 euros e incluye cava o espumosos, dulces, vinos y productos más especializados como conservas de calidad, foies, embutidos ibéricos... Y cuando el presupuesto lo permite el jamón es el rey de la cesta", subraya.

En el caso de Come Jamón, como su nombre indica, el jamón es también el gran protagonista de sus aguinaldos navideños. "Tanto el de Teruel, que hacemos en Calamocha, como el surtido de ibéricos y bellota que elaboramos en Salamanca. No hacemos 300 cestas a 20 euros sino 20 detalles de 200 €. Es un buen surtido de productos de calidad, que vendemos durante todo el año en nuestras tiendas, con una bonita presentación y un buen servicio de entrega -del que nos encargamos nosotros en el mismo día-", asegura Javier Gómez, para quien en una cesta típica no faltaría un buen jamón, una caña de lomo, un queso, un par de botellas de vino, una de cava aragonés, un buen foie y algún dulce artesano de la región.

Cita previa y ampliación de horarios

Por su parte, José Carlos Sanz, propietario junto a su hermano Fernando de Mantequerías Sanz en Zaragoza, también estima que las ventas sean similares a las de 2019. Ellos están especializados en aguinaldos "de alta gama" y, en estos momentos, están con todos los preparativos de diseño de regalos, folletos, compras... "En principio, trabajaremos como todos los años. Nuestro fuerte es desde la primera quincena de diciembre hasta Nochevieja", indica.

Lo que sí van a insistir entre su clientela es en que contacten con ellos a través de su página web, whatsapps y redes sociales de cara a organizar citas previas ante la limitación de aforo y preparar los lotes y cestas. Además, también van a ampliar horario (no cerrarán al mediodía y abrirán los domingos). "La alimentación gourmet no va mal porque al cerrar los restaurantes, la gente que le gusta el capricho acude a este tipo de establecimientos. Nuestros regalos personalizados de Navidad incluyen turrones, vino, champán, caviar de Aragón, espárragos, aceite de oliva, conservas... y en cuanto al precio van de los 40 euros hasta lo que te quieras gastar. No obstante, el más habitual es de 100 a 200 euros", afirma José Carlos.

Etiquetas
Comentarios