Despliega el menú
Economía

economía

Hoteles llenos en Zaragoza por la Feria del Mueble y FIMA en un año de grandes citas

La primera se celebra del 21 al 24 de enero y la segunda a finales de febrero, y han hecho que varios establecimientos cuelguen ya el cartel de 'completo' en esos días. Aún falta Smopyc en abril y eventos como el Vive Latino en septiembre.

Feria del mueble de Zaragoza 2018
Feria del mueble de Zaragoza en la anterior edición, en 2018.
Toni Galán

Este año ha comenzado con buenas previsiones para el sector de la hostelería en Zaragoza. En los primeros meses coinciden en el calendario algunos de los certámenes más importantes de Feria de Zaragoza, a los que se espera que acudan miles de visitantes del sector del mobiliario, el agrícola y ganadero y la construcción y obra pública. Esta situación, que se da en los años pares, ha hecho que haya hoteles con el cartel de 'completo' para los días en los que se celebran las ferias.

La primera cita será del 21 al 24 de enero en la Feria del Mueble, pero la más multitudinaria será una edición más la Feria Internacional de Maquinaria Agrícola (FIMA), del 25 al 29 de febrero, a la que en su última edición -la número 40, que fue inaugurada por el rey Felipe VI- acudieron más de 240.000 visitantes y que en esta ya ha superado el número de expositores inscritos.

Desde la asociación que reúne al sector de la hostelería en Zaragoza reconocen que la celebración de citas de peso en la Feria hacen que el ejercicio comience con "un impulso muy importante", que se traduce en un 10% de mejora en la ocupación, calculan. "Si bien durante su celebración, especialmente en el caso de Feria del Mueble y FIMA, es frecuente que existan días de llenos técnicos, alcanzando ocupaciones medias algo superiores al 90%", apunta Jesús Boillos, secretario general de Horeca Zaragoza.

Un 96% de ocupación y precios más altos

La organización recoge estos días datos entre sus asociados para analizar el impacto de los certámenes, de los que espera "una mejora" respecto a años anteriores. Estas ferias se celebran de forma bienal. En la anterior edición, en 2018, la Feria del Mueble y FIMA sumaron una ocupación media del 93%, que Boillos reconoce "son cifras muy importantes". Destaca sobre todo, la atracción que tiene FIMA que "es la que aporta un mayor índice de ocupación con un 96% de media".

La mayor demanda va unida a unos precios más elevados durante dichos días, sobre todo, en los de FIMA.  Así, en los buscadores 'on line' se puede ver cómo el coste por noche en los alojamientos zaragozanos, desde hoteles a apartamentos, se encarece durante los días de feria. Y, sobre todo, durante FIMA, donde llegan a ser el doble que en la feria del mueble, pese a faltar más de un mes para que se inaugure el certamen de maquinaria agrícola.

Entre los factores que más influyen en la evolución del número de reservas, Horeca destaca "la marcha de la economía en su conjunto" y especialmente, en los sectores que son protagonistas en los certámenes. En el caso del mueble y la obra pública, estos fueron unos de los más afectados por la crisis para empezar a recuperarse en los últimos años. También influyen las políticas de innovación aplicadas a los sectores para "atraer a un mayor volumen de público" y las infraestructuras de comunicación con la ciudad y con el recinto ferial, sobre las que considera que "cabe mejora".

Con antelación

Los visitantes de estas ferias que reservan noches de hotel en la ciudad suelen utilizar la "intermediación tradicional" para grupos y la "contratación directa con los hoteles" en el caso de particulares. Boillos apunta que en muchos casos se trata de expositores o visitantes que ya han acudido años anteriores a las ferias en las que "hay un alto grado de fidelidad". Por el histórico de estos certámenes las reservas suelen hacerse para unos tres días "concentrándose en los centrales de los certámenes". Aunque termina una en viernes y otra en sábado, desde el sector afirman que no se suele alargar la reserva hasta el fin de semana "dado que el motivo principal del viaje es comercial o de trabajo".

El lleno en algunos hoteles desde hace unos días se debe a que "en este tipo de eventos las reservas se realizan con cierta antelación, no es un cliente de última hora". Reconoce que "existen casos en los que incluso se reserva a dos años vista, una vez ha finalizado una feria en concreto, de cara a su próxima edición". En los días de mayor actividad en ferias como FIMA  hay años en los que llega a haber problemas para encontrar alojamiento en Zaragoza capital y algunos visitantes terminan durmiendo en Calatayud o Huesca.

Este año están previstos otros eventos que atraerán a visitantes a la capital aragonesa. Entre el 1 y el 4 abril se celebrará la tercera cita ferial del año, el Salón Internacional de Maquinaria de Obras Públicas, Construcción y Minería, Smopyc. Además, se han anunciado recientemente acontecimientos culturales de calado como el festival de música Vive Latino, que durante el 11 y 12 de septiembre reunirá un amplio cartel de artistas repartidos en tres escenarios de la Expo.  Para Horeca, se necesitan eventos "que tengan proyección internacional y que dinamicen la ciudad,especialmente entre semana". En el caso del Vive Latino consideran que además puede ser "una herramienta de promoción con identidad propia que proyecta a la ciudad en el panorama internacional, y que permite situarla en el mapa a las personas que residen en otros países, generar interés y generar turismo en el corto y medio plazo".

Comidas y cenas de negocios

Los restaurantes también se preparan para atender a los potenciales clientes procedentes del cartel de ferias que comienza este mes. En dichas fechas se multiplican las reservas de grupos de personas de la misma compañía o que se han conocido con motivo de la organización del certamen y comparten una cena o una comida. "En la medida que las ferias permitan que la población de la ciudad se incremente en más de 9.000 habitantes al día, sin servicio de cocina, es indudable el efecto que las ferias citadas tiene en la restauración", afirma Boillos. En el ocio nocturno también suele notarse el mayor número de visitantes, principalmente, a las zonas más típicas de la capital aragonesa.

Etiquetas
Comentarios