Despliega el menú
SD Huesca

SD HUesca

Hasta cuatro refuerzos por atar y una semana por delante para la SD Huesca

Los azulgranas afrontan los últimos días del mercado de invierno con la contratación de un extremo y un medio como prioridades a los que se les podría sumar un defensa y un delantero.

Pacheta, a la derecha, muestra la camiseta azulgrana junto a Rubén García.
Pacheta, a la derecha, muestra la camiseta azulgrana junto a Rubén García.
Rafael Gobantes

Todavía no se ha concretado ninguna salida y por lo tanto tampoco se han anunciado incorporaciones. La SD Huesca se adentra en la última semana del mercado de invierno con mucha tarea pendiente y varios frentes abiertos. De aquí al 1 de febrero, último día hábil para la inscripción de jugadores, se quieren cerrar entre dos y cuatro fichajes, y que alguno de ellos pueda estar incluso disponible para la importante visita del viernes al Valladolid. Las dos prioridades principales son un extremo y un mediocentro, y las guindas las constituirían un defensa y un delantero. A pesar de lo comprometido de la clasificación, los azulgranas son colistas a seis puntos de la salvación, más que una revolución, lo que se persigue es apuntalar una plantilla en la que se ha demostrado que existen carencias en parcelas como la ofensiva. El último resultado, el sábado frente al Villarreal, fue un 0-0 y de hecho solo se han marcado hasta la fecha 14 goles, el más reciente es de hace cinco jornadas cuando seguía vigente el calendario de 2020.

En el seno del club no se esconde la complejidad que todo ello conlleva dentro de un panorama general en el que prácticamente no se han producido movimientos en Primera División. Desde que se abrió la actual ventana de fichajes el 4 de enero, La Liga solo ha autorizado siete inscripciones que se desglosan en cinco cesiones (las de Aleñá y Kubo, al Getafe; Aarón, al Celta; Mojica, al Elche; y Dembélé, al Atlético de Madrid), la incorporación de Aleix García al Eibar libre y el traspaso de Capoue al Villarreal procedente del Watford a cambio de unos dos millones de euros.

El escenario de ajustes económicos al que se enfrenta el mundo del fútbol impulsado por la pandemia explica una situación atípica a la que los altoaragoneses, que también han tenido que resolver el relevo de Pacheta por Míchel en el banquillo, no son ajenos. Por un lado, no se quiere realizar ningún dispendio que desequilibre la balanza de cuentas y por otro aparecen tanto el hecho de que ya hay 24 fichas ocupadas como que el margen salarial se encuentra casi copado.

Para tratar de ampliarlo y de ganar espacio en el vestuario, el director general Josete Ortas recalcó la semana pasada una idea ya expresada con anterioridad desde otras voces de la entidad, lo primero deben ser las salidas. A este respecto, dos son los hombres que cuentan con más opciones, Eugeni y Musto, cuyos contratos finalizan en junio. El primero presenta un buen cartel en Segunda División y conjuntos como el Albacete, en el que brilló hace dos campañas, el Girona y el Sabadell han mostrado interés. Sin apenas participación con Míchel, solo tomó parte en tres partidos de Liga, no se ha podido aún vestir de corto con Pacheta a causa de unas molestias físicas. Por su parte, el argentino se ha reincorporado recientemente a la disciplina azulgrana una vez finalizada su cesión en el Internacional brasileño. A pesar de llevar ya varios entrenamientos con el equipo, aún no se le ha inscrito. En su país han surgido intereses por contar con sus servicios y se le relacionó con el River Plate.

Al principio del mercado, Escriche también figuraba entre los futbolistas a los que se les iba a buscar acomodo lejos de El Alcoraz. Sin embargo, con la llegada de Pacheta su estatus podría haber cambiado. El delantero ya había coincidido con el técnico burgalés en el Elche durante el segundo tramo del curso pasado y ha sido titular en los últimos dos partidos.

Nwakali es otro nombre a tener en cuenta. El nigeriano, que a efectos administrativos figura con ficha del filial, es el único jugador de campo disponible que no ha sido empleado aún por el nuevo entrenador.

Respecto al apartado de entradas, pocos nombres han trascendido, aunque habría varias negociaciones avanzadas. Los dos jugadores que principalmente se han situado en la órbita altoaragonesa y sobre los que el director deportivo Rubén García confirmó existir interés son el extremo Gonzalo Plata y el centrocampista Adalberto Carrasquilla, ambos son futbolistas de futuro seguidos por varios clubes y que parece complejo que firmen con los oscenses.

Plata, de 20 años e internacional absoluto con Ecuador, pertenece al Sporting de Portugal, que ya tiene cedido en el Huesca a Doumbia. Los lisboetas se proclamaron el sábado campeones de la Copa de la Liga lusa, pero él no está contando con minutos y busca una salida que su equipo no acaba de convencerle. En caso de que finalmente se le dejase marchar, el Cádiz y el Valladolid son los mejores posicionados.

Carrasquilla, panameño de 22 años que también ha tenido ya presencia con su selección nacional, milita en el Cartagena de Segunda División. El Huesca trató de realizar un trueque incluyendo a Eugeni en la operación e igualmente se le ha situado en la órbita del Getafe, la liga estadounidense y el Anderlecht belga. Su clausula de rescisión es de siete millones de euros.

Otra vía de actuación que se ha seguido en las últimas semanas ha sido la de las renovaciones. Se confirmó la ampliación de contrato de Álvaro Fernández hasta 2023 y se estudia las de Mikel Rico, Ferreiro, Mosquera y Galán.

Apúntate a la newsletter de la SD Huesca y conoce de primera mano toda la información de tu equipo.

Etiquetas
Comentarios