Deportes
Suscríbete por 1€

basket zaragoza

El Casademont Zaragoza despide a Martin Schiller y apunta al regreso de Porfirio Fisac

El director deportivo  Toni Muedra finaliza su etapa en el club tras presentar su dimisión.

Martin Schiller y Toni Muedra, en la presentación del entrenador austriaco.
Martin Schiller y Toni Muedra, en la presentación del entrenador austriaco.
José Miguel Marco

Se agotó la paciencia. El Casademont Zaragoza despidió este martes al técnico austriaco Martin Schiller, quien abandona el banquillo después de haber dirigido cuatro únicos partidos oficiales en la Liga Endesa, saldados todos con derrota. El técnico deja tras de sí un equipo frágil, inconstante, con numerosas dudas en su juego y con la mayoría de los jugadores rindiendo muy por debajo de su verdadera dimensión. Aleix Durán, hasta ahora segundo entrenador, dirigirá la plantilla aragonesa hasta la contratación de un nuevo técnico, con Sergio Lamúa y Nacho Juan como asistentes.

La destitución de Schiller conllevó también la marcha de Toni Muedra, el director deportivo de la entidad, quien presentó la dimisión inmediatamente después de la salida del técnico. Muedra ha sido el arquitecto del proyecto actual del Casademont Zaragoza, y también el máximo valedor del entrenador austriaco, de ahí que haya optado por abandonar un cargo al que accedió el pasado mes de febrero, entonces como sustituto de Pep Cargol. Ahora, la principal opción que maneja el club para el banquillo es Porfirio Fisac, quien ya dirigió con éxito al cuadro aragonés durante las temporadas 2018-19 y 2019-20.

En este sentido, el preparador segoviano se incorporó al conjunto aragonés en el verano de 2018, procedente del Gipuzkoa Basket, y el equipo experimentó desde entonces un crecimiento espectacular. En su primera temporada, el conjunto aragonés derribó todos los pronósticos con su clasificación para las semifinales de la Liga Endesa, tras haberse impuesto al Baskonia en la eliminatoria de los cuartos de final. Asimismo, el Casademont consumó su participación para la Champions League.

Los éxitos del equipo continuaron después, en la segunda temporada de Fisac en el banquillo. De hecho, el equipo aragonés venía completando la mejor temporada de su historia, tanto en la Liga Endesa como en la Champions League, cuando en marzo de 2020 se paralizaron las competiciones por la pandemia del coronavirus. En el torneo doméstico, el Casademont permanecía alineado en la tercera posición de la tabla, tras haber sumado hasta 16 triunfos en los 23 encuentros celebrados –el mejor balance de toda su historia–; y en el torneo continental, los zaragozanos habían sellado su clasificación para cuartos de final, después de haber superado con solvencia al Lietkabelis en los dos encuentros de octavos.

Temporada histórica

Al margen de la contratación del nuevo técnico, el Casademont también tiene previsto acometer dos o tres nuevos fichajes para reforzar la plantilla, lo que implicaría la salida de tres jugadores del actual equipo. El Casademont está alineado ahora en la la penúltima posición de la tabla, con cuatro derrotas encajadas en los cuatro partidos disputados. Claudicó en Santiago de Compostela, ante el Obradoiro, en la jornada inaugural (76-73); cedió en casa, tres días más tarde, frente al UCAM Murcia (64-81); también mordió el polvo el pasado fin de semana, en Gran Canaria (88-72); y cayó el pasado domingo, frente al Baskonia (83-97), también en el pabellón Príncipe Felipe, en su actuación más reciente.

En este escenario, al Casademont le sobreviene ahora un duelo de máximo riesgo: recibe el próximo sábado al Fuenlabrada (20.45), otro equipo que ha iniciado el curso con numerosas dudas y que acudirá al careo con urgencias.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión