Deportes
Suscríbete por 1€

fútbol

El humilde equipo de fútbol sala de Almonacid de la Sierra logra un histórico ascenso

El conjunto de este pueblo de 600 habitantes da el salto al panorama nacional y en la próxima temporada llevará su escudo y nombre por buena parte de la Península.

El equipo con San Nicolás, patrón de Almonacid de la Sierra.
El equipo con San Nicolás, patrón de Almonacid de la Sierra.
H. A.

Tras cuatro temporadas dando lo mejor de sí en Tercera División y tras haberse quedado el año pasado a las puertas, esta vez lo han conseguido. El equipo de fútbol sala de Almonacid de la Sierra es ya de Segunda B. 

El conjunto de este pueblo de Valdejalón de unos 600 habitantes da así el salto al panorama nacional y, la próxima temporada, llevará el escudo y nombre de la localidad por buena parte de la Península Ibérica. “Si ya éramos un equipo pequeño y humilde en tercera, ahora todavía lo seremos más”, asegura Jaime Ramírez, segundo entrenador del Almonacid FS Solceq.

En la competición de liga autonómica, los de Almonacid se han enfrentado a otros equipos aragoneses de localidades más grandes, como Ejea de los Caballeros o Sabiñánigo, con jugadores que incluso cobran por jugar. No es para nada el caso de los de Valdejalón, que son chavales de entre 19 y 30 años del pueblo que salen a ganar pero juegan por placer. Muchos viven en Zaragoza por trabajo o estudios pero dos días por semana van a los entrenamientos y el fin de semana, al partido. 

"Somos una piña y tan buenos jugadores como personas"

Si se les pregunta por cuál ha sido la clave del éxito, lo tienen claro: “Somos una piña y tan buenos jugadores como personas”. Y es que el equipo lleva años con, prácticamente, los mismos componentes, formando un grupo consolidado que se entiende a la perfección en el campo y también fuera de él. A este perfecto engranaje se suma la buena sintonía de junta directiva y cuerpo técnico, todos remando en la misma dirección.

El resultado no puede haber sido mejor. “El que la sigue la consigue. En 2018 subimos de Autonómica a Tercera y después de cuatro años haciendo las cosas bien, hemos llegado a Segunda B”, resume Ramírez. Por motivos personales (ha sido padre recientemente), esta temporada decidió quedar en un segundo plano porque no iba a poder dedicarse al cien por cien a su equipo. 

El conjunto de Almonacid, en Borja, justo después de ganar el partido que les dio el pase a Segunda B
El conjunto de Almonacid, en Borja, justo después de ganar el partido que les dio el pase a Segunda B
H. A.

La llegada de un nuevo entrenador, Juan Carlos Sánchez, y dos fichajes más han sido los únicos cambios. Sánchez es de La Almunia y ya había dirigido al conjunto de Almonacid anteriormente. “Llevar a este grupo de jugadores con tantas ganas de aprender y de trabajar ha sido fácil y solo puedo darles las gracias. Hemos hecho una temporada maravillosa, encajando solo cinco derrotas y siendo el equipo con menos goles en contra (74) y más a favor (199). La categoría ha estado muy igualada por el nivel de los rivales y todo se resolvió en la última jornada”, resume el míster.

"Llevar a este grupo de jugadores con tantas ganas de aprender y de trabajar ha sido fácil y solo puedo darles las gracias"

Una última jornada que acabó con una victoria épica. Ya desde las primeras jornadas del campeonato, el Almonacid FS Solceq se posicionó entre los cinco primeros puestos y pronto se vio que esos eran los equipos que se jugarían el ascenso. El año pasado, por la crisis sanitaria se formaron dos grupos por lo que hubo que jugar un 'play off' que determinara qué equipo subía. Esta temporada, las cosas han vuelto a la normalidad y ascendería quien ganara la liga. “En las últimas jornadas, matemáticamente ya solo podíamos ser o nosotros o el Borja y, cosas del destino, nos lo jugamos todo en el último partido, enfrentándonos a ellos en su casa”, relata Ramírez, que confiesa que si hubiera tenido que escribir el guion de su carrera deportiva perfecta hubiera sido así.

Los de Almonacid, que solo pudieron disponer del 5% de butacas, llegaron con apenas 30 aficionados a un pabellón de Borja lleno hasta la bandera. Sus rivales habían preparado el partido a conciencia y jugaban con la ventaja de jugar en casa, arropados por el público. Pero el equipo visitante lo logró. El Almonacid FS Solceq ganó 1-7 al conjunto local y se proclamó campeón de liga, ganando así su billete a Segunda B. “Es un sentimiento inexplicable y un orgullo poder llevar el escudo y el nombre de mi pueblo por media España. Es algo que nunca hubiera imaginado”, asegura el jugador Pedro Ramírez (Pedrito). Aunque en su caso no es la primera vez que asciende de categoría con un equipo, esta vez es con el de su pueblo y confiesa estar todavía asimilándolo.

El capitán de este equipo tan hecho y rodado es Jorge Sáenz. “Si nos dicen hace dos años que lo íbamos a conseguir, hubiéramos pensado que era imposible aunque es verdad que se viene trabajando mucho y bien durante los últimos años”. En su hazaña no olvida a la afición y el apoyo económico de los patrocinadores y colaboradores. “Esto también es de ellos”, añade. Si el equipo está agradecido, el sentimiento es recíproco.

"La afición, que al final es todo el pueblo, siempre está volcada. Esto también es de ellos"

“La afición, que al final es todo el pueblo, siempre está volcada. El día del ascenso pusieron bufandas y banderas del equipo en los balcones y nos recibieron con una gran pancarta a la entrada”, recuerda emocionado el segundo entrenador. Ese mismo día, hace apenas una semana, los jugadores dieron la vuelta a Almonacid pitando con los coches y, coincidiendo con un festival jotero que se estaba celebrando, recibieron una ovación y se cantó una jota en su honor.

Con todo lo sucedido todavía muy reciente y las emociones a flor de piel, este humilde equipo aprovecha estas semanas para descansar y coger fuerzas para lo que aguarda con la nueva temporada. El cambio va a ser importante ya que darán el salto de la escena regional a la nacional, teniendo que viajar a País Vasco, Navarra, La Rioja, Castilla y León o Madrid, además de Zaragoza. Esto significa también que el presupuesto se triplicará, pudiendo rondar los 20.000 euros. Pero hay algo que no va a cambiar, las ganas, el esfuerzo, el compañerismo y el sentimiento de pertenencia y amor por su pueblo que une a este equipo. Es lo que le has hecho llegar hasta donde están y, si hubiera que hablar de una fórmula del éxito, esa sería la del Almonacid FS Solceq.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión