Aragón
Suscríbete por 1€

Aragón, Navarra y La Rioja serán declaradas zonas catastróficas por la riada del Ebro

Pedro Sánchez anuncia que el Consejo de Ministros declarará esta semana a estos territorios como zonas de emergencia.

David Alcalde ha podido ver las imágenes del dron de los Bomberos en las que se podía ver que su ganado seguía con vida. La emoción le ha desbordado.
David Alcalde ha podido ver las imágenes del dron de los Bomberos en las que se podía ver que su ganado seguía con vida. La emoción le ha desbordado.
Guillermo Mestre

Las consecuencias de la borrasca Barra han sido catastróficas para una gran parte de la cuenca del Ebro, con una riada extraordinaria en la que las lluvias de la vertiente cantábrica y pirenaica han concurrido en el eje del río dejando a su paso miles de hectáreas anegadas en Navarra, Aragón y la Rioja.

Este hecho ha llevado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, a anunciar este mismo lunes que el Consejo de Ministros declarará esta semana a estos territorios como zonas de emergencia.

Este domingo, el gobierno Navarra y este lunes los de La Rioja y Aragón habían anunciado su intención de pedir la declaración de zona de emergencia por las consecuencias de la crecida, que además de daños en infraestructuras ha costado la vida a dos personas en la Comunidad foral.

Una crecida fruto de las precipitaciones moderadas y persistentes que se han producido desde el pasado día 9 en el tercio norte de la cuenca, desde la cabecera del Ebro y el Gállego, con acumulados promedio de 40-90 l/m² y máximos superiores a 200 l/m² en las cuencas altas del Nela, Zadorra, Arga y Aragón, sumadas a un aumento de las temperaturas que hizo subir la cota de nieve "bruscamente" desde los 600-800 metros hasta por encima de los 2000 y que provocó su fusión.

En la estación de aforos de Tudela se alcanzó el domingo un caudal máximo de 2700 m³/s, superior a los 2580 m³/s registrados en la avenida de 2015 y en Zaragoza capital está previsto que el caudal máximo se sitúe el martes entre los 2200 y los 2500 m³/s, aunque las afecciones ya se han adelantado.

Miles de hectáreas de terrenos inundados, la mayor parte de cultivos, explotaciones agrarias aisladas y carreteras cortadas es la sobrecogedora imagen que arrojan las imágenes de drones y de los vuelos que realizan los equipos de rescate y de las fuerzas y Cuerpos de Seguridad, mientras se recomienda a la población que eviten acercarse al cauce por espectacular que sea la visión.

Tras ver las calles de Tudela anegadas, en Novillas, primer pueblo de la ribera aragonesa, estaban preparados para el peor de los pronósticos y, tras una larga noche, el pico ha pasado salvando el casco urbano, gracias a la elevación de la mota que se acometió ayer, pero ha anegado dos tercios del territorio, mientras se mantiene la incertidumbre aguas abajo.

La prevención ha sido la "clave" con la que ha actuado tanto el Gobierno de Aragón, coordinado con el resto de instituciones, organismos, fuerzas de salvamento y ayuntamientos, como el Ayuntamiento de Zaragoza, que han optado por anticiparse sobre todo en la evacuación de los barrios y pedanías con más riesgo de inundación y de personas con movilidad reducida, y ya ayer Cruz Roja habilitó doscientas camas en cada uno de los pabellones de Luceni y Tauste.

Un operativo compuesto por 444 personas personas pertenecientes a 63 dotaciones de las diferentes administraciones implicadas trabajan para hacer frente a la riada.

De las 20.000 hectáreas que se encuentran en zona inundable, 15.000 son de cultivo y la previsión es que se vean afectadas unas 12.000.

El consejero de Agricultura, Joaquín Olona, en una reunión con organizaciones agrarias ha asegurado "el compromiso del Ejecutivo autonómico para actuar y tomar las medidas necesarias” para compensar los daños producidos en cultivos y para la reparación de infraestructuras de riego, una vez se conozcan las dimensiones de la riada”.

En Zaragoza, aunque el caudal quede por debajo de la de 2015, el alcalde, Jorge Azcón, ya ha alertado de que las consecuencias pueden ser peores porque en estos momentos, con un caudal de 1.730 m3/s, menor al del máximo de aquel año, las afecciones "están siendo mayores" y con el problema añadido de que la crecida se prolongue durante 48 horas.

Se están balizando todos los accesos a las riberas del Ebro, se han habilitado estacionamientos en superficie para garajes susceptibles de inundación y se han evacuado varias urbanizaciones.

NAVARRA

El temporal ha causado dos fallecidos, una mujer de 49 años en Sunbilla al derrumbarse por un corrimiento de tierras un cobertizo, y un vecino de Elizondo de 61 años cuyo vehículo cayó al río Aragón.

Las patrullas de la Policía Foral han realizado un total de 74 intervenciones por las inundaciones que han dejado también afecciones en la red principal de carreteras, así como en 25 tramos de la secundaria.

Ignacio Domínguez, alcalde de Funes, una de las localidades de la Ribera más afectadas por la crecida del río Arga, ha afirmado a Efe que esta riada ha superado todos los récords históricos en la localidad y la ha calificado como la "avenida de los cien años" por su excepcionalidad.

En Ribaforada ha quedado inundada la totalidad de la zona de huerta, al igual que en Cabanillas o Fontellas, como ocurre cuando se producen este tipo de fenómenos.

La rotura de la mota de La Noria, en Tudela, inundó fincas de recreo y campos de cultivo, pero contribuyó a bajar el nivel de agua

LA RIOJA

La crecida del Ebro ha dejado centenares de hectáreas de cultivo inundadas y cuantiosas pérdidas que, por el momento, están sin cuantificar, aunque en algunos casos alcanzan el 100 por cien en cultivos hortícolas en la zona de Calahorra, en Rioja Baja, como coliflor y brócoli, según datos facilitados a Efe por las organizaciones agrarias UAGR y ARAG-Asaja.

La tendencia del cauce del Ebro a su paso por la comunidad es a remitir, ya que, según datos de la Confederación Hidrográfica, en Logroño, el cauce lleva una velocidad de 592 metros cúbicos por segundo y una altura de 2.97 metros y los mayores niveles están aguas abajo, a partir de Mendavia, en Navarra.

La Consejería de Agricultura de La Rioja está en contacto con ayuntamientos y el sector a la espera de tener una fotografía de los datos de los daños en los cultivos y de los partes de Agroseguro.

TARRAGONA

La crecida del caudal del Ebro a su paso por Tarragona ha obligado en diversas poblaciones a cortar los accesos al río y cerrar algunos servicios de las embarcaciones que cruzan el Ebro, si bien no se prevén mayores complicaciones en esta zona.

Como medida de prevención, el Ayuntamiento de Tortosa ha cerrado los accesos al río y el paso de la barca en Miravet, que permite cruzar el río a los coches, no funciona por el incremento caudal.

En estos momentos los embalses de la parte final del Ebro, Mequinenza y Ribarroja, se encuentran al 72 % y al 83% de su capacidad respectivamente y ello permite aminorar el crecimiento del río en su tramo final.  

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión