Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

turismo en aragón

Pueblos bonitos en Huesca y Teruel a menos de hora y media de Zaragoza: de Nueno a Montalbán

Hay alternativas de mucho interés para los previsibles desplazamientos desde la capital zaragozana a otros puntos de Aragón este fin de semana.

Arriba, Ojos Negros y Montalbán. Abajo, Agüero y Nueno
Arriba, Ojos Negros y Montalbán. Abajo, Agüero y Nueno
Laura Uranga

El fin del confinamiento perimetral de las provincias aragonesas, motivado por el control de la expansión de la covid-19, ha llegado un poco antes de lo previsto; estaba fijado inicialmente para este 19 de marzo, pero desde este viernes 12 ya se podrá circular libremente entre Zaragoza, Huesca y Teruel. El confinamiento autonómico permanece vigente hasta ese 19 de marzo, según indicó esta semana el presidente de la DGA Javier Lambán, y presumiblemente proseguirá hasta la Semana Santa, que llega a finales de este mes.

La oportunidad para muchos zaragozanos de volver a sus segundas residencias en Huesca o Teruel provocará sin duda una oleada de desplazamientos por carretera. También es un fin de semana idóneo para seguir descubriendo localidades y parajes de gran interés en la geografía aragonesa; aunque los desplazamientos más largos son otra opción, fijar un viaje máximo de hora y media por trayecto es una alternativa para estancias no superiores a dos noches.

Lo ideal sería escalonar esas salidas lo más posible desde el mediodía del viernes, pero esa posibilidad va en función de las obligaciones laborales y circunstancias personales, así que será mejor asumir la situación y buscar las horas menos concurridas en la medida de lo posible. Una vez más, hay que recordar que la relajación de las restricciones no significa el fin de la pandemia; sigue siendo obligatoria la mascarilla en los lugares públicos, con reuniones de un máximo de seis personas en esos entornos. El regreso a los domicilios deben ser a las 23.00, tal y como marca el toque de queda.

Pueblos bonitos en la provincia de Huesca

La provincia de Huesca es amplia y rica en diversidad, tanto de espacios naturales como de formatos arquitectónicos. Dentro de las muchas opciones interesantes para viajar desde Zaragoza con un máximo de hora y media de trayectoria están las siguientes:

Castejón de Monegros
Castejón de Monegros
1

Es uno de los primeros pueblos de la provincia por la margen sur. En su casco urbano cuenta con la hermosa ermita de Santa Ana y la parroquia de Nuestra Señora de la Lumbre, con su llamativo pórtico. El tesoro natural es sin duda Jubierre: un pequeño Valle de la Muerte de Utah en plenos Monegros, con las figuras de los tozales de piedra como estrellas; ha servido de escenario para infinidad de anuncios de primeras marcas, cortometrajes y películas.

Nueno
Nueno
2

La puerta de Monrepós tiene en su entorno el mayor tesoro, con excursiones tan recomendables como la de la ermita de la Virgen de Ordás, que proporciona unas vistas increíbles, o la vecina localidad de Sabayés (perteneciente a su municipio), con el centro de interpretación del Salto del Roldán y el propio paraje al que da nombre, junto a las populares pozas de Belsué. Además, Nueno cuenta los fines de semana con uno de los mejores restaurantes vegetarianos de Aragón: La Olivera.

Agüero
Mallos de Agüero
3

Parte fundamental del Reino de los Mallos, esta población vive a la sombra de la famosa Peña Sola, un paraíso para los escaladores. El resto de ‘las piedras’, como llaman en el pueblo a los mallos, esconde magníficas cuevas como la de la Reina o Al-Foraz, visitables por sendas marcadas sin demasiada dificultad. La iglesia parroquial de El Salvador, el Museo del Órgano Histórico y esa joya románica que es la iglesia de Santiago, a la entrada, son otras razones para visitar el pueblo.

Pueblos bonitos en la provincia de Teruel

Gracias a la Autovía Mudéjar se pueden hacer más kilómetros hacia Teruel con menos tiempo de viaje. Eso permite llegar a dos de estos tres pueblos con rapidez; al tercero se llega desde Zaragoza por la carretera de Belchite y Utrillas:

Bello
Bello
1

Está a orillas de la laguna de Gallocanta, lugar predilecto de las grullas y todo tipo de avifauna. Hace dos meses se hizo famoso por las temperaturas extremas bajo cero registradas durante la tormenta Filomena, que estuvieron entre las más bajas de España. El hotel y restaurante El Mirador del Silo tiene un observatorio astronómico en el tejado. En cuanto al patrimonio, el antiguo Humilladero es la base de la actual ermita de la Trinidad. A las afueras, en la linde con Tornos, el Centro de Interpretación de la Laguna de Gallocanta.

Ojos Negros
Ojos negros
2

El molino harinero es todo un símbolo para el pueblo; junto al de Malanquilla, es el más grande entre los restaurados en Aragón. Además, la herencia minera tiene una huella clara en el barrio Centro, con el curioso economato de La Compañía y el edificio del antiguo casino, además de la locomotora Orconera, expuesta en la plaza. El lago de Menerillo es uno de los espacios nacidos con el fin de las explotaciones mineras. Hay albergue y está Casa Añil, un coqueto alojamiento. Otros alicientes: la panadería Rubio y las obras del escultor local Kpis.

Montalbán
Montalbán
3

El moderno edificio ïtaca alberga un observatorio astronómico de uso público (previa reserva en el 649 66 87 45). Por otro lado, el casco antiguo es una delicia, con la gran iglesia de Santiago el Mayor como principal atractivo. En su base está el Centro de Interpretación de la Geología y Espeleología de Montalbán. En cuanto a la riqueza natural, destaca la pedanía de Peñarroyas (a cinco kilómetros) y su magnífica ruta senderista, que arranca junto al merendero ubicado en la orilla del río Martín y llega hasta la vecina Obón a través del Portillo.

Más rutas por Aragón.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión