Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

aragón es extraordinario

Una fotógrafa de Altorricón en Covid Photo Diaries

Judith Prat forma parte de un grupo nacional de ocho profesionales autónomos de la fotografía que lleva casi tres semanas registrando el día a día de la pandemia.

El trabajo de Mounir Meydu, chófer de Frio Aragón, es incesante estos días
El trabajo de Mounir Mejdoub, chófer de Frio Aragón, es incesante estos días
Judith Prat

Ahora mismo, si la pandemia no fuera tal, Judith Prat estaría en Yemen haciendo fotos. Es su oficio y su pasión, un cóctel que le ha traído muchas alegrías y experiencias, además del respeto coral de sus colegas de profesión. Acto seguido tenía programado otro trabajo en Colombia, amén de varias exposiciones y charlas. Natural de Altorricón, ejerce como reportera gráfica en Zaragoza durante estos días de confinamiento. “No ha habido problemas para trabajar, estoy acreditada y solo hemos encontrado respeto”. Desde el 17 de marzo pasado ha unido fuerzas con Anna Surinyach, Isabel Permuy, Susana Girón, José Colón, Manu Brabo, Javier Fergo y Olmo Calvo en el proyecto Covid Photo Diaries, que documenta –en diferentes partes del país, y a diario– el estado de alarma decretado a causa de la pandemia. La cuenta homónima de Instagram refleja este trabajo en Madrid, Barcelona, Zaragoza, Gijón, Jerez de la Frontera y Sevilla.

“Nos conocíamos y empezamos a dar forma a la idea en varias conversaciones –explica Judith– porque a los ocho nos gustaba el trabajo de los otros: se da el hecho de que todos somos ‘freelance’, todos hemos perdido trabajos por esta circunstancia y siendo autónomos encaramos tiempos muy complicados. El proyecto, por cierto, cuenta con el apoyo de Médicos del Mundo”. El esfuerzo documental abarca todas las vertientes de la realidad que vive el planeta; en este caso, seis ciudades de la parte del planeta llamada España. “Hay imágenes de nuestra propia vida en confinamiento, de la crisis sanitaria o de la peor cara de todo esto, la muerte; personalmente, y sin olvidar la increíble tarea de los sanitarios, he hecho hincapié en personas imprescindibles y anónimas para sortear esta crisis, desde agricultores a camioneros, ganaderos… gracias a ellos no hay desabastecimiento. Los momentos más duros estos días han sido los enterramientos e incineraciones; es terrible que las familias no puedan despedirse de los fallecidos, ni haya ceremonia alguna. Es extraño pasar por el duelo sin aferrarte a ningún patrón relativo a tu cultura”.

Judith ha pasado por Altorricón estos días y, con todo el dolor de corazón, no ha ido a ver a su madre desde el levantamiento del estado de alarma. “Aunque tomo todas las precauciones, me muevo mucho y no sería responsable visitarla, debo protegerla; sí estoy pendiente, claro. Tengo una relación estrecha con mi pueblo y lo visito a menudo cuando estoy en España”.

Las voces de los peques alivian el encierro en Castejón

En Castejón de Monegros, Ana María Puey es una alcaldesa feliz y una vecina orgullosa; el orden de los factores no altera el sentimiento. En estos días aciagos para el planeta, ha comprobado que en su pueblo la gente responde en los momentos difíciles, con pequeños grandes retos que reducen a un tamaño manejable el coco de las pesadillas infantiles que, en versión vírica, se materializa actualmente en nuestras vidas. ¿Dónde está el foco de este municipio monegrino? Pues en los más mayores y los más pequeños.

Oído al parche; la idea es bonita. “Transmitimos a la APA el deseo de armar una iniciativa con los niños; muchos abuelos no los han visto desde el día de confinamiento por cuestión de seguridad, así que decidimos que los escucharan; los pequeños grabaron audios en sus casas diciendo que ya queda menos para juntarse de nuevo, los juntamos y los pusimos en la megafonía del pueblo; fue emocionante. Mañana –por este Domingo de Ramos– la volveremos a poner, y después, música”.

A Ana María le gusta coser... y sí, se ha aplicado en el mundo mascarilla. “Hicimos entre varias mascarillas blancas para el centro de salud, y yo conseguí unas telas de algodón de colores para trabajar en mascarillas destinadas a los niños. Las dejamos en cada buzón con unos caramelos. Por otro lado, hemos hecho también para Atades Huesca; en el pueblo hay una niña con Síndrome de Down que estos días echa mucho de menos a sus amiguitos del centro, y ha sido una ilusión para ella que mandemos 350 mascarillas allá; las lleva Protección Civil. Y ojo, que no quiero olvidarme de quienes no cosen pero nos han hecho llegar cortes de tela, gomas... siempre guardando las distancias y con guantes, claro; además, lo de no salir se ha cuidado al máximo, los agricultores han ayudado a desinfectar con sus tractores... me emociona la respuesta de todo el pueblo, es un orgullo ser de aquí.

Mascarillas y dulces, dupla imbatible desde Castejón de Monegros.
Mascarillas y dulces, dupla imbatible desde Castejón de Monegros.

La Puebla de Híjar insta a quedarse en casa también en Semana Santa

Los vecinos de La Puebla de Híjar han grabado un audiovisual desde sus casas para recordar a “quienes no estáis en el pueblo” que durante esta Semana Santa no tienen que desplazarse a la localidad y para insistir a vecinos y foráneos en no salir de sus hogares. El vídeo, aderezado con música de tambores y bombos, ha sido realizado por el Ayuntamiento y por la Asociación de Cofradías, que recuerdan al iniciar la grabación que tienen “algo importante que decir” a todos. La mayoría de las personas que aportan su voz y sus imágenes son mayores que, aunque afirman que les gustaría mucho recibir a sus familiares, lo mejor para todos es “quedarse en casa”.

La banda de Alcorisa interpreta ‘Sobreviviré’ desde 21 escenarios

La banda municipal de Alcorisa levanta los ánimos del público a través de Youtube con una interpretación ‘dispersa’ pero entusiasta de ‘Sobreviviré’, el temazo ‘disco’ de los años setenta de Gloria Gaynor. El director de la banda, Víctor Monzón, explica que, para “entretener”, propuso a los músicos de la agrupación –todos aficionados– tocar el ‘hit’ setentero cada uno desde su casa para luego editar las grabaciones y publicar el resultado. Veintiún miembros de la banda aceptaron el reto y el resultado ya se puede disfrutar en las redes sociales. Monzón reconoce que el trabajo de montaje ha sido laborioso y complicado, pero el animoso mensaje musical está ya al alcance de todos: “I Will Survive”. 

Reportaje dentro de la sería 'Aragón es extraordinario'.

Última hora sobre el coronavirus en Aragón.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión