Baloncesto
Suscríbete por 1€

baloncesto

Casademont Zaragoza: la salvación está en casa

A un solo triunfo de la permanencia, el equipo aragonés recibirá en casa al Bilbao Basket y al Andorra, sus dos rivales más accesibles en esta recta final de la temporada. El equipo zaragozano ha conquistado en el pabellón Príncipe Felipe ocho de sus once victorias. 

Los jugadores del Casademont celebran el triunfo ante el Barcelona, en su último partido en el pabellón Príncipe Felipe.
Los jugadores del Casademont celebran el triunfo ante el Barcelona, en su último partido en el pabellón Príncipe Felipe.
Esther Casas/ACB Photo

El Casademont por fin ha subsanado su aspecto enfermizo. Después de sumar tres victorias consecutivas –ante el Obradoiro (80-73) y el Barcelona (76-71), en el pabellón Príncipe Felipe, y frente al Río Breogán (82-86), en su desplazamiento a Lugo–, el cuadro aragonés se ha impulsado con fuerza hacia la zona de salvación: salvo imprevisto, un solo triunfo será ya suficiente para garantizar su continuidad en la máxima categoría, tras un curso de dudas, desequilibrios, desengaños y decepciones donde los zaragozanos, de hecho, parecían encaminarse irremediablemente a la Liga LEB.

Sin embargo, la reacción del equipo, con tres victorias seguidas, ha modificado drásticamente el escenario actual. Ahora sí, el Casademont tiene la permanencia a un solo triunfo de distancia, cuando restan cuatro jornadas para que finalice la competición regular. Y en este último tramo de la temporada, al equipo aragonés le aguardan dos compromisos a priori accesibles en el pabellón Príncipe Felipe para consumar su propósito. Recibirá el próximo domingo (20.00) al Bilbao Basket, conjunto al que ya doblegó en Miribilla, en el partido de la primera vuelta (76-100). y que ahora, ya con 13 triunfos en su haber, se presentará a la cita con la única aspiración de defender el decoro deportivo.

Tras medirse con los vascos, el Andorra –actual colista– será el siguiente rival del Casademont en el pabellón Príncipe Felipe. El equipo del Principado, que contabiliza 9 triunfos en el presente ejercicio, comparecerá en Zaragoza el próximo 10 de mayo, en la penúltima jornada de la competición, y podría llegar ya desahuciado a la cita: antes del careo ante los aragoneses, al Andorra le aguardan los partidos contra el Valencia Basket y el Fuenlabrada, ambos de muy mal pronóstico. Además, es un bloque especialmente vulnerable en sus desplazamientos, con dos únicas victorias lejos de su feudo.

Por su parte, el Casademont eleva notablemente sus prestaciones al abrigo de su afición. En un curso de intermitencias, altibajos y grandes decepciones, es en casa donde los zaragozanos están edificando la permanencia en la máxima categoría nacional: de sus 11 triunfos actuales, ocho los ha facturado en un pabellón Príncipe Felipe donde, salvo excepciones, sí viene exhibiendo su versión más sólida y eficaz. El equipo aragonés inició la temporada en casa, ante el Manresa (98-91), con una actuación colectiva convincente, y con Mobley y Waczynski –ambos con 17 tantos– como principales brazos ejecutores. El equipo zaragozano también se impuso al Breogán (79-75), en el pabellón Príncipe Felipe, en la séptima jornada, tras un partido loco, intenso y emocionante que se resolvió en los compases finales.

Posteriormente, el Casademont doblegó al Betis (82-72), un rival directo en la lucha por la salvación, en un duelo que se celebró el 7 de noviembre y que gobernaron los zaragozanos de principio a fin. El siguiente triunfo en casa, que se demoró hasta la decimoquinta jornada, fue de rango mayor: se produjo contra el Baskonia (97-79), uno de los conjuntos más imponentes del campeonato. Los aragoneses cerraron la primera vuelta el 26 de enero, en el pabellón Príncipe Felipe, en un partido que se había aplazado hasta en dos ocasiones por la pandemia del coronavirus. Y arrollaron al UCAM Murcia (91-78), una de las revelaciones de la presente campaña, tras protagonizar una formidable remontada tras el descanso. De hecho, firmaron un parcial de 53-30 en la segunda mitad, impulsados sobre todo por el acierto de Waczynski, quien alcanzó los 29 créditos de valoración con 19 puntos, 2 rebotes y 2 asistencias, y sin fallo alguno en sus lanzamientos.

El Casademont también superó en casa al Unicaja de Málaga (93-82), el pasado 2 de febrero, en el partido de la vigésimo primera jornada, tras un primer periodo magistral (53-38 al descanso). Asimismo, los aragoneses han sumado el triunfo en sus dos últimas actuaciones como local. Primero venció al Obradoiro (80-73), el 13 de abril, en el partido aplazado de la decimonovena jornada; y tres días más tarde tumbó al Barcelona, actual líder del campeonato (76-71), en un duelo marcado por la capacidad competitiva de los zaragozanos, quienes, además de no bajat nunca los brazos, exhibieron mayor templanza que su oponente en los momentos de fragor. Ahora cerrará el curso con dos desplazamientos de altura –Vitoria y Murcia–, y con dos partidos accesibles en el pabellón Príncipe Felipe, ante el Bilbao Basket y el Andorra. La salvación está en casa.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión