Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

hostelería en tiempo de pandemia

Cinco cocineros aragoneses lanzan una taquería virtual a la que sumarán el picante 'Ah chili pú' y otras propuestas

Los jóvenes emprendedores han creado la cocina virtual aragonesa ‘Creisy Food’ para llevar diferentes platos de todo el mundo a los hogares de las grandes ciudades españolas. 

Oscar Vicente y Carlos Ferruz, con las cajas de su taquería SantoWey.
Oscar Vicente y Carlos Ferruz, con las cajas de su taquería SantoWey.
Camino Ivars

Los cocineros Óscar, Carlos, Javier, David y Jorge se conocieron hace 25 años en la Escuela de Hostelería de Teruel. A pesar de que la vida les ha llevado por caminos muy distintos, jamás han perdonado sus reuniones anuales para ponerse al día y, sobre todo, soñar con nuevos proyectos. Y es así como surgió la idea de crear la empresa de soluciones gastronómicas creativas ‘Creisy Food’, una 'dark kitchen' 100% aragonesa que nace con el objetivo de llevar diferentes platos de todo el mundo a los hogares aragoneses.

“Esta taquería virtual, SantoWey, es tan solo la primera línea que hemos lanzado, pero vienen muchas más”, avanza Óscar Vicente, empresario zaragozano que cuenta con una dilatada experiencia en el sector y uno de los fundadores de este proyecto. Entre las nuevas marcas están los fideos udon ‘Olé Tigres’ o la línea de comida picante ‘Ah Chili Pu!’. La cocina central de la empresa aragonesa se encuentra en Garrapinillos, desde donde se distribuye a toda la ciudad, aunque también cuenta con delegaciones en Teruel y Pamplona.

Tras varios meses de prueba, la marca hizo su lanzamiento oficial el pasado mes de marzo. “Nuestra idea es seguir creciendo y llegar a toda España llegando a todas las ciudades de más de 30.000 habitantes antes de fin de año”, admite Carlos Ferruz, actualmente profesor de cocina en La Zarola. Eso sí, reconocen que este proyecto nacería mucho antes de la llegada de la pandemia. “Nuestras primeras charlas comenzaron a finales de 2019, sin embargo, la crisis nos pilló en pleno proceso de creación de la marca y, aunque pueda sonar mal, nos vino de perlas pues era el proyecto perfecto para el momento actual”, asegura Vicente.

Presentación de la taquería virtual 'SantoWey' que han lanzado los cocineros aragoneses de 'Creisy Food'.
Presentación de la taquería virtual 'SantoWey' que han lanzado los cocineros aragoneses de 'Creisy Food'.
C. I.

“Nuestra idea no era crear una dark cocina de envío a domicilio al uso, este producto se puede adaptar a cualquier restaurante o bar que quiera introducir una nueva línea en su negocio o como una segunda carta”, añade. Un concepto que desde hace diez años se lleva a cabo en ciudades como Madrid o Barcelona. En Zaragoza, además de poder pedir sus productos a domicilio, se encuentran en la Pollería de San Miguel o Lo mejor del cerdo, de Zaragoza y en La Perola de Carol, en Teruel.

En la actualidad comercializan dos tipos de menú, uno para dos o cuatro personas; y el formato para veganos y vegetarianos. El precio va de los 11.95 hasta los 14,95 euros, envío incluido. “En el pack carnívoro hay pollo y cerdo, así como tres salsas y unos gajos de lima. La caja va preparada con las tortillas y los cubiertos. Listo para disfrutarlo”, explican.

Además, en las últimas semanas han incluido una caja con cuatro helados de sabores poco habituales como bollycao, pantera rosa o tigretón, el postre estaba siendo algo muy demandado entre sus clientes. 

¿El siguiente paso? Incluir nuevos productos: “Tenemos en mente muchas cosas. Alitas, nachos, patatas… no podemos quedarnos parados”.

Ambos socios reconocen que la aceptación entre la ciudadanía aragonesa ha sido “insuperable”. “Supongo que hemos llegado al lugar indicado en el momento oportuno, no nos podemos quejar. Ahora lo importante es hacer todo lo posible para mantenernos y no dejar de sorprender a nuestros clientes”, asegura Ferruz.

“Es cierto que está siendo un año muy complicado para nuestro sector, al fin y al cabo, en una ciudad como esta nos conocemos todos y te das cuenta de cómo la crisis se está llevando por delante a muchos compañeros que llevan toda la vida luchando”, reflexiona Óscar. En su caso, como propietario de locales de ocio nocturno como ‘Viva la vida’ o ‘El Poeta Eléctrico’, así como del restaurante ‘Mandanga de la buena’, asegura que lo peor de la situación actual es “la incertidumbre”.

“Las reglas son distintas”

Ambos se muestran positivos con respecto al futuro y defienden aquello de que de las grandes crisis surgen las mejores oportunidades… aunque con ciertos matices. “No puedes hacer nada, es un juego en el que la ilusión y las ganas cuentan, pero no lo son todo. Tenemos los nervios naturales de cualquier experiencia de emprendimiento, pero esta vez las reglas son distintas”, reflexiona. “Está claro que, hoy en día, el que sobrevive es el que consigue adaptarse o al menos lo intenta”, señala Ferruz.

Ambos coinciden en que aguantar más de un año bajo mínimos o con la persiana echada, como es el caso de muchos locales de ocio nocturno, supone una completa ruina. “En mi caso, me salía más caro abrir que permanecer con el local cerrado. Mucha gente optó por la reconversión a cafetería, yo no lo tenía tan claro y he preferido esperar”, asevera Vicente.

Esperar, pero sin quedarse de brazos cruzados. Por eso, a pesar del miedo y del año tan complicado que está atravesando, hoy se muestra completamente entusiasmado con este nuevo proyecto: “Toca seguir y tirar para adelante. La vida ha cambiado, pero no ha parado. Y nosotros tampoco”. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión