Despliega el menú
Aragón

coronavirus

Aragón vacunará desde hoy contra la covid al 93% de los usuarios de las residencias

Residentes y empleados de Romareda, Asilo San José y Somontano serán los primeros en inmunizarse. Los centros afrontan la jornada con ilusión, pero alertan de que aún queda "camino por recorrer".

Una mujer, a la salida de la residencia Romareda, donde este domingo comienza la vacunación.
Una mujer, a la salida de la residencia Romareda, donde este domingo comienza la vacunación.
TONI GALAN

La campaña de vacunación contra el coronavirus comienza este domingo en tres residencias de Aragón. Aunque en esta primera jornada se inocularán un volumen de dosis reducido, a lo largo del próximo mes se inmunizará al 93% de los usuarios de estos centros de atención a mayores o personas con discapacidad, que ya han dado su consentimiento, al igual que el 80% de los empleados.

La de hoy es una jornada histórica, que se afronta con "ilusión" desde los centros residenciales. La previsión es que a las 9.30 lleguen los viales desde Guadalajara al Hospital Clínico Lozano Blesa de Zaragoza. Posteriormente, se trasladarán a los tres centros residenciales con los que se empezará la campaña: Romareda (Zaragoza), Asilo San José (Teruel) y Somontano de Barbastro (Huesca). La primera inoculará a residentes y trabajadores a media mañana, mientras que las otras dos lo harán por la tarde.

Allí esperan los viales con "muchas ganas", según explicó la directora del centro Somontano, Mamen Pueyo, quien también llamó a la "prudencia" para conseguir mantener a raya al virus. En este mismo sentido, se manifestaron desde el Departamento de Ciudadanía y Derechos Sociales, quienes destacaron la esperanza que supone el inicio de la vacunación, pero recordaron que se debe seguir trabajando "con mucha responsabilidad". "No se puede bajar la guardia", recalcaron, al tiempo que señalaron que todavía "queda un camino por recorrer".

Entre los tres geriátricos tienen capacidad para atender a más de 350 mayores y, además, son un reflejo de las diferentes situaciones a las que se han enfrentado estos espacios durante la pandemia. Mientras que el Asilo San José tuvo que ser intervenido por la DGA y contabilizó una treintena de contagios y, al menos, ocho fallecidos; en Somontano no se ha registrado ningún caso, una suerte que Pueyo también atribuyó al "esfuerzo" llevado a cabo tanto por los usuarios, "que se han adaptado muy bien a una situación complicada", como por los trabajadores y las familias. "Nos sentimos orgullosos", declaró.

Envíos semanales

Tras el suministro de estas primeras dosis, se instaurarán los envíos semanales, de unas 12.000 vacunas a la comunidad aragonesa. Todas ellas se almacenarán a -80oC en los dos ultracongeladores ubicados en el Hospital Clínico. Y el día 29 comenzará la campaña de vacunación de manera generalizada en las residencias, eso sí, con una planificación semanal, que incluirá inoculaciones de lunes a jueves, dejando el viernes para aquellas que no se han podido suministrar, por ejemplo, a personas que presentaban fiebre o casos similares. Los viales se transportarán a través de las 18 rutas programadas a cada uno de los centros de salud indicados.

La previsión de vacunación en este primer grupo es positiva. Según los últimos datos, el 93% de las personas institucionalizadas han dado su consentimiento, mientras que solo un 5% se ha negado y todavía hay un 2% que no se ha pronunciado. En este primer grupo también se encuentran todos los empleados de estos centros sociosanitarios, cuya respuesta ha sido contundente: el 80% ha decidido vacunarse y el 6% está todavía pendiente. Solo un 14% no se inmunizará en esta ronda.

Se espera que a lo largo del mes de enero se reciban entre 50.000 y 60.000 vacunas, las suficientes para inocular, con sus dos dosis, a todos los usuarios y empleados de las residencias. Tras ellos, llegará el turno de los profesionales de la sanidad en primera línea, el resto de especialistas de estas áreas y, por último, los grandes dependientes. Con ellos, se espera completar el primer grupo de vacunación antes de dar el salto a la población general, a cuyos mayores de 80 años se prevé empezar a inmunizar a finales de febrero.

Una vacuna intramuscular

Las dosis de Pfizer, las primeras que se suministrarán en Aragón a la espera de las de Moderna, que se prevé que lleguen el próximo mes, se tienen que administrar de manera intramuscular. Según la guía elaborada por la Dirección General de Salud Pública de Aragón, esta vacuna se debe inyectar en la zona del deltoides, excepto en personas con muy poca masa muscular, que deberán ser inoculadas en el muslo.

El documento detalla que se podrá administrar, con una aguja fina, en aquellas personas con alteraciones de coagulación. Por su parte, aquellos con tratamiento crónico anticoagulante, siempre que lo mantengan estable y controlado, podrán recibir la vacuna.

Etiquetas
Comentarios