Salud

Heraldo Saludable

CONSEJOS

Esto es lo que debes saber para picar entre horas este verano y no engordar

Las mañanas de verano, ya sean en la oficina o en la piscina, se hacen muy largas; y no todo el mundo es capaz de aguantar hasta la hora de comer sin probar bocado.

Aunque la fruta es la mas sana para comer entre horas, no suele ser la más elegida.
Aunque la fruta es la mas sana para comer entre horas, no suele ser la más elegida.
Freepik

Con la llegada del verano, la búsqueda de dietas milagrosas que nos hagan adelgazar antes de ponernos el bañador se disparan. Sin embargo, por mucho que las llevemos a cabo, es posible que no lleguemos a perder esos kilos de más que hemos ganado durante el invierno. Así, son muchos los que, en pos de deshacerse del michelín de la cadera, prefieren desoír los consejos médicos sobre la importancia de hacer cinco comidas saludables (basadas en la dieta mediterránea) al día, y saltarse más de una pensando que esta será la clave para adelgazar. ¿El resultado? Tener un hambre voraz a la hora de comer y cenar y acabar ingiriendo más calorías de las que deberíamos.

Claves para no engordar (sin dejar de picar entre horas)

Woman eating a sandwich at the beach
1

Sí a picar... pero no todo vale

Lo fundamental de comer entre horas no es si se hace o no: son los alimentos que se eligen para saciar el hambre. Así, lo mejor es decantarse por 'snacks' saludables, como una pieza de fruta de temporada, un yogur con frutos secos al natural (los que están tostados ya suelen incluir aditivos) o , incluso, una ensalada ligera de rúcula y tomate. Por supuesto, si se quiere mantener (o bajar) el peso, quedan eliminados la bollería, toda clase de bocadillos y sándwiches o patatas fritas, entre otros.

Woman drinking a fresh Mojito
2

Las cantidades importan

Una de las clave de cualquier dieta saludable radica en la cantidad que comemos de cada alimento, sin importar si son de origen vegetal o animal, o si pertenecen al grupo de los procesados. No hay que perder de vista que, a diario, una persona con un rutina convencional debe ingerir unas 1.500 kcal., y, por tanto, no conviene que lo que tomemos entre horas sume más de 200.

La mejor opción para refrescarse no es la cerveza, sino el agua.
3

Ni refrescos ni cerveza: solo agua

Beber agua con frecuencia y no abusar de bebidas con azúcar no solo es una de las mejores medidas para luchar contra el calor; también lo es para mantener el peso a lo largo del verano. Y es que, aunque exista la falsa creencia de que el agua engorda si se elige como acompañante de la comida, nada más lejos de la realidad. De hecho, ayuda a aumentar la saciedad, lo que facilitará la tarea de comer menos entre horas. 

Etiquetas
Comentarios