Ocio y Cultura
Suscríbete por 1€

El dúo zaragozano Isla Kume, entre los 10 talentos europeos elegidos por MarteLive

El concurso de talentos emergentes avalado por la Unión Europea seleccionó la propuesta de Laura Sorribas y Andrés Campos, por la cual puede votarse hasta este viernes 5 de agosto en su plataforma

Isla Kume, durante la grabación de 'Para nada'.
Isla Kume, durante la grabación de 'Para nada'.
B.E.S.

Anda Laura Sorribas estos días agostíes por los verdes de Cantabria en retiro compositivo, disfrutando de la prenda de abrigo, persiguiendo musas a lazo. Esta zaragozana de 25 años es el 50% de Isla Kume, proyecto musical que pilota junto a Andrés Campos (de 24), también de la tierra, y que representa a España en el concurso MarteLive Europe del Programa Creativo de la Unión Europea. 

MarteLive es una competición internacional en forma de audiciones tras selección de un jurado especializado, con apenas cinco días de votaciones populares; pueden participar creadores entre 16 y 35 años y abarca 16 disciplinas diferentes en tres áreas geográficas del continente. Las votaciones por la red se pueden hacer aquí y hay de tiempo hasta la conclusión del viernes, 5 de agosto.

La candidatura parte del vídeo de la canción ‘Para nada’, la quinta entrega de la iniciativa zaragozana Bandas en Sitios que impulsa el colectivo Ta-Ta Boom!, encabezado por el músico Jordi Brunet (Sheriff, Marlon Mambo). “Conozco a Javi Vacuum -explica Laura- porque he ido varias veces a trabajar con él, y me encanta lo que hace. Es amigo de Jordi Brunet; con Bandas en Sitios estaban buscando un grupo nuevo para la quinta entrega y Javi me llamó para proponerme que me animase. La idea me pareció fantástica, nos daba la posibilidad de contar con un vídeo de un tema en directo para mostrarlo y se planteaba como una colaboración muy respetuosa. Lo grabamos en diciembre pasado”.

En cuanto a la competencia continental, la iniciativa vino de un anuncio hecho por la Escuela Tai de Madrid, donde estudiaba Laura. “Nos apunté con el vídeo porque no perdíamos nada; al mes, de pronto, me etiquetaron en Instagram diciendo que representábamos a España. A ver, está difícil porque he visto que varios de los otros grupos tienen muchos seguidores y nosotros somos nuevos, pero ahí estamos”.

Isla Kume compite en la ‘Green Area’ del concurso: los nueve rivales directos son LEDET y Aiko (República Checa), AceDeRé, The Traveling Lights y Blau Reine (Francia), REVO y Tuys (Alemania), Chrust y Willa Kosmos (Polonia). También había aspirantes zonales en Portugal, Rumanía, Eslovaquia, Túnez (vertiente mediterránea africana), Andorra, Bélgica, Chipre, Hungría, Luxemburgo, Malta y Mónaco, que no han sido elegidos. Si quedan entre los tres primeros, Isla Kume ganará un viaje a Cracovia para actuar en vivo en una ronda semifinal: el ganador actuará nuevamente en un espectáculo final en Roma entre el 18 y el 20 de octubre.

Formación y descubrimientos

Laura y Andrés se conocen desde hace tiempo. “Estudiamos juntos en el Conservatorio, primero en San Vicente de Paúl y luego en el CSMA; él toca la viola y yo el violonchelo. Ambos estamos en la formación Muro Kvartet, con Juan y Álex; también nos habíamos juntado para hacer música entre los dos, pero sin tirar hacia una dirección concreta. Cuando surgió la oportunidad de Bandas en Sitios decidimos encerrarnos una semana en casa y armar la canción ‘Para nada’ de cara al vídeo en el Centro Luis Buñuel”.

La joven música aragonesa cursa un máster en producción musical en Madrid. “Llevo un año allá y la verdad es que se van abriendo puertas; conoces gente, vas tocando por ahí y pude además hacer prácticas en grandes estudios. La idea es quedarme y seguir trabajando en varias líneas; eso no quiere decir que deje atrás Isla Kume o el cuarteto, al revés, es una cuestión de ir llegando a acuerdos porque estamos en varias cosas todos. Con Isla Kume ya tenemos otra canción, que saldrá en septiembre; se llamará ‘Hoy me muero’ y es similar a ‘Para nada’ en cuanto a sonidos industriales, vocoder, autotune y cuerdas, pero más explosivo”.

La historia que narra la nueva canción se las trae. “Se trata de una chica que se queda cautivada por la figura de la muerte; es amor. Con la canción también reivindicamos la libertad de amar a quien tu quieras, aunque sea alguien oscuro y tétrico; viene a decir “en mi vida mando yo”. Es una balada que toca varios estilos, desde el dubstep al metal, y el violonchelo aparece con una distorsión que nos gusta mucho. Irá acompañada de un videoclip que grabamos en Madrid: fue el trabajo de fin de máster de una compañera de escuela que estudia dirección de cine, Margaret Arbelo”.

En cuanto al Muro Kvartet, empezó a tomar forma a finales de 2020. “Ya nos habíamos pasado por el festival En Clave de Aragón para dar un primer concierto juntos; yo he estado en varias ediciones, Juan en alguna más que yo. Lo que pasa es que la idea tomó forma de verdad en la pandemia, cuando empezamos a reunirnos por videollamadas para ver qué hacíamos con el proyecto. Al terminarse el confinamiento quedamos en persona a ensayar versiones de un cuarteto danés que nos encantaba, y fuimos viendo clara la idea de un cuarteto de cuerda poco convencional. Nos apetecía tirar por ahí”.

Al Muro Kvartet le fueron saliendo las cosas. “Tenemos grabado un primer epé desde hace meses, que sacaremos el próximo diciembre o ya enero. Componemos y tocamos yendo del funk al folk; hemos podido estar ya en escenarios grandes y mostrando nuestra música a todos los públicos, que era el objetivo, incluyendo conciertos en bares. Queremos que la gente se lo pase tan bien como nosotros lo pasamos ahí arriba”.

El cuarteto sacó una hermosa versión de la ‘Albada’ labordetiana. “El arreglo inicial lo hizo Andrés y lo canta Juan, que tiene la voz parecida a Labordeta; lo ha escuchado mucho. Queríamos hacer algo de la tierra, y honrar al autor, claro, a quien tenemos mucho respeto. Además, también conecta con un nexo común a los dos proyectos que llevamos: tras muchos años estudiando música a través de nuestro instrumento, la vida académica en el conservatorio y la adquisición de una base fuerte gracias a excelentes profesores, necesitamos trascender lo aprendido, experimentar”.

A Laura no le preocupa mucho el estilo de lo que hace o lo que venga. “Oigo de todo; ahora, aprendiendo de composición y producción, aún me fascina más el hecho de que haya tantas posibilidades de aprovechar lo aprendido y aplicar la creatividad en cosas diferentes. Eso me llena: he aprendido mucho estos dos últimos años a la hora de materializar ideas que vienen de muchos sitios distintos y encuentran un camino nuevo. El proceso es fácil: echar muchas horas, probar cantidad de cosas y tirar un montón de ellas a la basura. Quiero que todo lo que haga salga lo mejor y más rico posible, seguir aprendiendo. Ah, y hacer música para otros artistas: me encanta la idea”.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión