Ocio y Cultura
Suscríbete por 1€

'tierra vacía'. ocio y cultura

La Fresneda venció el frío en tres días de debate, cultura, música y literatura

El Festival 'Tierra vacía' reunió a expertos que abordaron las energías renovables, a más de una treintena de escritores y a numeroso público

Luis Trébol y Loretta Garcia leyendo relatos en la Plaza Mayor de La Fresneda.
Luis Trébol y Loretta Garcia leyendo relatos en la Plaza Mayor de La Fresneda.
Albada.

Los días fríos —temperaturas de cuatro o cinco grados— no presagiaban buenos tiempos meteorológicos; a pesar de ello, los 'tempos' humanos eran más cálidos, excelentes en realidad, en La Fresneda amparando los actos organizados por la A.C. Tertulia Albada.

Se detallan los dos principales. El viernes cinco, un salón social abarrotado de personal, siguió con atención —tanta que hizo que el debate terminara a las diez y cuarto de la noche habiendo empezado a las siete de la tarde y, a pesar de ello, una buena parte de los vecinos no se levantaban— las exposiciones de Maribel Abril, politóloga, de Pepe Polo, Presidente de las AAVV de Teruel, Ignacio Urquizu, diputado del PSOE y alcalde de Alcañiz, Juan Carlos Gracia, diputado del PP y de Tomás Guitarte, diputado de Teruel Existe. El debate fue moderado, creo que con escrupulosidad y precisión, por Carlos Tundidor.

Todos los ponentes, algunos con tibieza como Ignacio Urquizu, otros con rotundidad, llegaron a dos importantes conclusiones sobre el tema específico y estrella que salió, conscientemente, en el debate: las energías sostenibles, el cómo y el dónde. La necesidad de tener un plan pergeñado, consensuado en su mayor parte con el territorio, los especialistas de medio ambiente y los municipios, antes de salir como un elefante en una cacharrería a plantear 470 proyectos de instalaciones de parques eólicos y fotovoltaicos con más de 11.000 MW en total. La segunda conclusión, también con tibieza por parte del representante del PSOE, fue la de que los cuatro proyectos destinados al Matarraña, 86 molinos de 115 metros de altura y 512 MG totales, eran una auténtica aberración en su disposición. También en la necesidad de plantear una moratoria y que, por parte de la DGA, se acepte.

El público siguió con interés el debate de casi tres horas sobre energías renovables.
El público siguió con interés el debate de casi tres horas sobre energías renovables.
Albada.

Salieron muchas más cosas. La ambigüedad del representante del PP ante la necesidad de disponer de una Empresa Nacional Eléctrica que gestionara energías, sobre todo las hidroeléctricas que van agotando su concesión y, antes de 2031, pasarán al estado. Tampoco el representante del PSOE apoyó con demasiado énfasis este tema. Salvo Juan Carlos Gracia, también fue mayoritaria la opinión de que el suelo público fuera preferente en la instalación de los parques y que la mayoría de los beneficios recayera en el territorio mediante la incentivación de cooperativas tanto municipales como de particulares. Finalmente, la opinión de que una Agencia con rango y competencias a nivel de Ministerio se creara para dar soluciones a todos los problemas de desequilibrio poblacional se impuso junto a la necesidad de un gran Pacto de Estado sobre el tema.

Salvo Juan Carlos Gracia, también fue mayoritaria la opinión de que el suelo público fuera preferente en la instalación de los parques y que la mayoría de los beneficios recayera en el territorio mediante la incentivación de cooperativas tanto municipales como de particulares

Más de tres horas de exposición y debate animadísimo hasta que la nocturnidad diera término a la mesa redonda. La opinión del alcalde, Frederic Fontanet, era clara y diáfana: había sido un éxito de participación y de concreción el debate.

Aspecto de los intervenciones y de las actuaciones musicales en la Plaza Mayor.
Aspecto de los intervenciones y de las actuaciones musicales en la Plaza Mayor.
Albada.

Al día siguiente el frío había ido a más. Todo el mundo se preguntaba si el hecho de hacer el acto de entrega de premios y presentación del libro en la Plaza Mayor de La Fresneda quedaría arruinado a causa del termómetro. Poco a poco, las sillas se fueron ocupando, los músicos de La Almeta comenzaron caldeando el ambiente con sus toques y los treinta escritores —y acompañantes— que habían llegado desde sitios tan diversos como Teruel, Huesca, Valencia, Madrid, Barcelona, Cantabria o Zaragoza, por decir algunos, se añadieron al conjunto además del nutrido grupo de socias y socios de Albada. Finalmente, cuando la palabra se comenzó a escuchar en la voz del alcalde, Frederic Fontanet, abriendo el acto, casi doscientas personas lo seguían a pesar del cierzo y de esos cuatro grados que campeaban en el ambiente.

Más de tres horas de exposición y debate animadísimo hasta que la nocturnidad diera término a la mesa redonda. La opinión del alcalde, Frederic Fontanet, era clara y diáfana: había sido un éxito de participación y de concreción el debate.

Después, todo fue rodado. Palabras de Carlos Tundidor explicando los porqués y palabras de una de las maestras del CRA, Ariadna, haciendo lo propio con la participación de los niños y niñas del colegio. 63 dibujos y relatos preciosos fueron el aporte de estos chavales de seis a doce años. Los 63 tuvieron un obsequio y los cuatro que, a juicio del consejo directivo, habían aportado más esfuerzo o imaginación fueron premiados con uno mayor. Bruno Querol de Valljunquera, Alexia Dandu de La Fresneda, Atxer Garrido de Ráfales y Balma Vidal de La Portellada, fueron los distinguidos. Dos de ellos tuvieron como premio adicional ser leídos, maravillosamente, por los dos actores y rapsodas que acompañaban el acto: Loretta García y Luis Trébol.

Se presentó el libro 'Punto y seguido' con una selección de cuarenta relatos de entre los presentados. El libro, con un diseño propio de portada y una colección de 42 fotografías a todo color que corresponden a preciosos rincones de las 28 provincias afectadas por falta de población, se presentó y se agotó. Al menos una primera edición. Los escritores asistentes fueron obsequiados con el mejor premio posible: su libro. Luis Trébol y Loretta García leyeron e interpretaron pasajes de los tres relatos premiados en metálico. Por partes, fueron presentándose cuatro de los finalistas a recoger su diploma, los tres accésit a recoger diploma y trofeo y los tres escritores/as a recoger los premios mayores.

Los diplomados fueron:

Elena Laseca de Zaragoza por 'Cine de verano'.

Rosa María García de Sevilla por 'La casa de Manuela'.

Asunción Porta de Zaragoza por 'Réquiem'.

Javier Martínez/Javier García de Valencia por 'Estira y arrolla'.

Los tres accésit fueron a parar a:

María Victoria Trigo de Zaragoza por 'Subir la persiana'.

Elena San José de Cantabria por 'Ese día'.

Merche Guimerá de Teruel por 'Memorias'.

El tercer premio fue para Rafaela Teller por su relato 'Aceite y ajo'. Le fue entregado por la Presidenta de la A.C. Tertulia Albada, Carmen Plou.

El segundo premio fue para Mariano de Meer por su relato 'Cartas en el cajón'. La entrega la hizo el propio Alcalde de La Fresneda, Frederic Fortanet.

El primer premio fue para la escritora oscense Camino Díaz por su relato 'Las serranas del extrarradio'. El diploma y el premio se lo entregó el Coordinador de Tierra Vacía, Carlos Tundidor.

Después, La Almeta, el sexteto musical de grupo folk, se encargó de calentar los aires del Matarraña en la Plaza Mayor acompañados de una cincuentena de esforzados bailarines/as y del resto del personal oyente.

A las ocho y media, acabado el acto, entonces sí, entonces el clima gélido de fue adueñando de La Fresneda, pero solo hasta el concierto de La Sirga, después de la cena, en el Salón Social.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión