Gastronomía
Suscríbete por 1€

Gastronomía

Alimentación saludable

Cómo sobrevivir a las comidas de Navidad y Año Nuevo y aprovechar las sobras

Dedicar una mínima planificación a los menús festivos y a los de los días posteriores nos puede ayudar a ahorrar dinero y no desperdiciar comida.

Cada vez más gente opta por la comida preparada en Navidad.
Las sobras de las comidas principales pueden reaprovecharse.
Instagram

La comida es uno de los elementos centrales de las fechas navideñas. Turrones, postres, asados, mariscos, canapés... Los excesos navideños no son ajenos a nadie y hay que tener en cuenta que, durante estos días, tendemos a comer más de la cuenta. No pasa nada, hay que disfrutar tanto de la gastronomía como de la compañía. 

Seguramente que ya tenemos claro, para estas fechas, el menú completo de Nochebuena, Navidad, Nochevieja y Año Nuevo. Pero, ¿y del resto de días? Combinar la comida de los días festivos y organizar la de los días normales nos puede ayudar a sortear los excesos navideños y, lo que es mejor de todo, a no tirar comida, lo que nos ayudará también a ahorrar y a ser más responsables. 

Para aprender a combinar las preparaciones de las fiestas con la comida de los días normales y, además, organizar recetas para no tirar comida, el nutricionista (y cocinero, además) de la Escuela de Salud Vive! Javier Sánchez nos da un par de consejos.

Priorizar las verduras

Lo más habitual es encontrarse asados de carne o pescados en las comidas principales, aunque sí que es verdad que también en algunas cenas puede haber lentejas o cardos. Ante esta presencia más protagonista de carnes y pescados, lo mejor es preparar primeros platos a base de verduras los días previos y posteriores a los grandes banquetes. 

Por otro lado, también es aconsejable dar prioridad a las legumbres, con alto contenido proteico y de carbohidratos. Además, a la hora de reaprovechar sobras, un plato de garbanzos caliente con la carne del asado picada, o con la sepia que nos haya podido sobrar, es perfecto como primer y segundo plato.

Si preferimos optar por platos fríos, usar legumbres y hortalizas de ensalada a las que añadirles, por ejemplo, el pollo relleno que haya podido sobrar de la cena, nos resolverá la comida de un par de días.

No olvidar la fruta

Los postres en Navidad son turrones, chocolates, polvorones... y la fruta brilla por su ausencia. Javier recomienda no olvidarse de la fruta estos días y priorizarla. Por ejemplo, en los días fuera de las celebraciones se pueden evitar los turrones y chocolates e, incluso en las fechas señaladas, en vez de picotear dulce intentar sustituirlos por alguna pieza de fruta, como la uva. 

¿Quieres recibir todas nuestras propuestas de planes para mantenerte en forma? Apúntate y te enviaremos nuestra newsletter.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión