Despliega el menú
Gastronomía

Gastronomía

RECETAS

Milhojas de frutos rojos: una tarta sencilla y elegante para sacar partido al hojaldre

En pocos minutos se puede preparar este postre que, además de vestir cualquier mesa estival, hará las delicias de comensales mayores y pequeños.

Milhojas de frutos del bosque
Milhojas de frutos del bosque
Freepik

Cuando en la mesa estival llega el momento del postre, el helado (rara vez casero) suele ser el protagonista. Sin embargo, no es el único que puede hacer las delicias de los comensales, pues existen numerosas recetas de tartas, como la de piña y galletas o la de limón, que también ayudan a refrescar el paladar. Este es el caso del pastel de milhojas con crema pastelera y frutos rojos que se encuentra bajo estas líneas, pues, además de ser un gran acompañante de las altas temperaturas, no requiere grandes elaboraciones ni dedicación para conseguir un resultado para chuparse los dedos.

Ingredientes para seis personas:

  • Planchas de hojaldre para repostería (con mantequilla)
  • 150 gramos de azúcar blanquilla
  • Azúcar glas
  • Medio litro de leche
  • 125 gramos de azúcar
  • 50 gramos de maicena
  • Una vaina de vainilla
  • 6 huevos (para aprovechar seis yemas y una clara)
  • Frutos rojos variados, para cubRir la tarta.

Milhojas de frutos rojos, paso a paso

Crema pastelera ingredientes
1

Lo primero, la crema pastelera

Para preparar la crema pastelera hay que diluir en la mitad de la leche la maicena, para dejar reposar la mezcla sin grumos. Después, hay que batir las seis yemas y la clara, junto con el azúcar, y agregarlos a un cazo en el que hayamos puesto a hervir la otra mitad de la leche junto con la vainilla. Eso sí, al incorporar los huevos es importante retirar la mezcla del fuego para favorecer una buena integración. Listo este paso, poner de nuevo la crema a fuego medio y añadir la leche con la maicena, mientras no dejamos de remover hasta que consigamos una crema con cuerpo y sin grumos. Cabe destacar que no hay que dejar de remover hasta que la mezcla se haya atemperado, momento en el que habrá que volcarla en una fuente y cubrirla con papel de film (dejando que este esté en contacto con la crema).

Hojaldre
2

Es la hora del hojaldre

Si bien es cierto que, si disponemos de tiempo, el hojaldre podemos hacerlo nosotros mismos, las planchas ya preparadas están ricas y, además, nos ahorrarán más de un disgusto (con forma de grumos). Así, solo habrá que extender con ayuda de un rodillo, y sobre papel de horno, la masa prefabricada, cortarla (bien sea en mitades, si queremos una tarta grande, o a tiras, si buscamos bocados individuales) y espolvorearla con azúcar, justo antes de pincharla con un tenedor para evitar que se hinche el hojaldre. Después, hornear a 180º las planchas, con calor por arriba y abajo, hasta que se doren. Retirar y dejar enfriar sobre una rejilla.

Milhojas de frutos del bosque
3

¡A montar el milhojas!

Una vez fríos los protagonistas, llega la hora de montar la tarta. Para ello, habrá que colocar una primera plancha de hojaldre y, con la ayuda de una manga pastelera, cubrirla con la crema pastelera, y repetir el proceso hasta acabar. Después, solo quedará cubrir la última plancha de hojaldre con azúcar glas y decorarla con las frutas de temporada. Así, de forma fácil y rápida se podrá disfrutar de un milhojas estival que haga las delicias de todos los presentes en la mesa.

Etiquetas
Comentarios