Economía
Suscríbete por 1€

Formación Profesional Dual: el reto de llegar a más pymes y jóvenes

Combinar el aprendizaje en el aula y la empresa y tener un sueldo. Eso permite este modelo formativo que cumple diez años aún con una baja implantación en las empresas y entre los alumnos que se decantan más por la FP tradicional

Un esfuerzo que tiene recompensa. Tres alumnos de Formación Profesional Dual en el Centro San Valero –Ismael Blánquez, Andrea Izquierdo y Víctor Carnicero– reconocen que trabajar y estudiar supone más sacrificio que ir solo a clase pero confían en que aprender ya en las empresas les permita encontrar antes un hueco en el mercado laboral. Junto a ellos, sus profesores Alberto Hernández y Diego Genzor, que siguen de cerca su proceso de aprendizaje.
Un esfuerzo que tiene recompensa. Tres alumnos de Formación Profesional Dual en el Centro San Valero –Ismael Blánquez, Andrea Izquierdo y Víctor Carnicero– reconocen que trabajar y estudiar supone más sacrificio que ir solo a clase pero confían en que aprender ya en las empresas les permita encontrar antes un hueco en el mercado laboral. Junto a ellos, sus profesores Alberto Hernández y Diego Genzor, que siguen de cerca su proceso de aprendizaje.
Francisco Jiménez

Una década después de implantarse la Formación Profesional Dual en Aragón solo 468 alumnos, el 1,7% de los 26.000 que cursarán este año FP en Aragón optan por este modelo, el que combina las clases teóricas con el aprendizaje remunerado en las empresas. Jesús Arnau, director general de CEOE Aragón, asegura que el grado de empleabilidad de este sistema formativo es del 83%, un 20% más que el de la FP convencional. 

Sin embargo, pocos jóvenes la eligen y son también pocas las empresas –hay 252 apuntadas de 88.000 que tiene el tejido productivo aragonés– que apuestan por este sistema fuertemente implantado en países como Alemania, pero que en España sigue siendo minoritario. «Es verdad que la nueva ley nacional de FP, del 23 de marzo, quiere darle un impulso y que la DGA tiene su propio plan de estímulo para hacer que más jóvenes opten a formarse según este sistema dual que acerca la realidad del mundo del trabajo al aula.

«¿Qué falla entonces?», se pregunta Arnau: «La puesta en valor de la Formación Profesional para despertar vocaciones por oficios como la electrónica o la robótica que son algunos de los que más salidas van a tener», responde. Otro reto, dice, implicar a más profesionales de las empresas en la docencia ya que «tener un tutor dedicado al alumno de la FP dual supone un problema para las pymes».

De acuerdo a los datos de Educación de la DGA, en diez años sí ha crecido la implantación de este modelo formativo al haber pasado de los 17 alumnos del curso 2013/2014 a los 468 del actual 2022/2023. También ha crecido la cifra de empresas que lo hacen posible. Hay 252 involucradas frente a las 14 de hace diez años.

Carmelo Pérez, secretario general de Cepyme Aragón, coincide en que la FP dual es un modelo bueno –al poner en un triángulo al centro educativo de FP, la empresa y al alumno de forma que se consigue adecuar los conocimientos al puesto de trabajo– pero «hay que empujarlo más». A su juicio, está muy poco implantado, algo más en la gran empresa pero poco en las pymes, señala. «La nueva ley de FP hace un llamamiento a potenciar este sistema, pero falta mucho trabajo para regularlo». Además, reconoce, «el centro de FP debe ser flexible a las circunstancias de cada empresa en horarios y los alumnos han de tener actitud y aptitud, porque la FP dual no es como ir a clase sino que supone más esfuerzo». «Hay que hacer esta modalidad dual más atractiva para jóvenes y pymes».

«Todas las empresas que prueban la FP Dual repiten», asegura Diego Genzor, profesor de Informática en el Centro San Valero de Zaragoza, un centro que empezó con esta modalidad dual en 2015 y progresivamente ha ido adaptando a este sistema todos sus grados de Formación Profesional. «Este sistema les da la posibilidad a las empresas de formar a los alumnos y ver su evolución a lo largo de nueve meses. 

Es mucho mejor que unas prácticas de tres meses a la hora de seleccionarles», añade su compañero y también profesor en el Centro San Valero, Alberto Hernández, que destaca el elevado grado de inserción laboral de los alumnos de FP dual «cercano al 100% en lo que son los grados superiores de informática pero con un porcentaje también muy elevado en el resto de las disciplinas. 

«El contacto con los tutores del alumno en las empresas es constante lo que nos permite descubrir las competencias que requieren los puestos y ajustar los contenidos formativos a las necesidades de las empresas», coinciden ambos docentes del Centro San Valero». Bajo su punto de vista, la principal ventaja de esta FP dual es que permite compaginar estudio y trabajo y que el alumno pueda estar ya cobrando un sueldo el segundo año de formación.

Aseguran que tal vez por desconocimiento no hay más empresas que se involucren. «Las de informática lo tienen muy claro y raro es el caso en que no se quedan con los chavales que han formado». En cuanto a por qué más jóvenes no se inscriben, estos docentes reconocen que es porque se trata de un formato muy exigente. En lugar de 30 horas en el centro hacen 20, y compensan las otras 10 con deberes, proyectos, etc, pero además tienen otras 20 horas de trabajo en la empresa. Es cuestión de esfuerzo», dicen, sin parar de difundir las ventajas de la FP dual. «Traemos a las empresas a dar charlas y a antiguos alumnos», confiesan.

Tres alumnos de los que cursan FP Dual en el Centro San Valero lo saben. «Como más se aprende es trabajando. Y tener clases y además ir a la empresa te enseña a organizarte. Estoy de 8 a 1 en el instituto y de 3 a 7 en la empresa. 

El esfuerzo-recompensa merece la pena», afirma Ismael Blánquez, de 22 años, que ya hizo un grado superior de mantenimiento electrónico y ahora está cursando el grado de desarrollo de aplicaciones multiplataforma haciendo la dualidad en la compañía NTT: «Cuando te presentas a entrevistas de trabajo siempre te piden experiencia y no puedes aportarla, pero con la FP dual sí», afirma.

«Hay que sacrificarse más», en opinión de Andrea Izquierdo, de 19 años, que cursa también este grado superior de informática. «Cuando salí de bachillerato y llegué aquí me sentía una intrusa. Solo éramos dos chicas en clase, pero te acostumbras. Además, la empresa te acoge muy bien». En su caso, se apuntó a la FP dual porque su hermano ya hizo este mismo grado hace unos años y tardó poco en encontrar trabajo.

Víctor Carnicero, que cursa el grado de FP dual en Administración y Finanzas en el Centro San Valero, donde ya hizo otro grado superior en Telecomunicaciones, valora la oportunidad que brinda este sistema de «empezar a tener una independencia económica para no tener que pedir siempre a los padres». Además, anima a más jóvenes a que la cursen porque «aprendes directamente en la empresa, pueden formarte a su gusto». En su caso, la empresa que le forma es KPMG y desde el primer día de contacto, esta semana, ya le entregaron un portátil y un teléfono móvil como herramientas de trabajo.

 «Animamos a más jóvenes a que se apunten a la FP dual», dicen los tres alumnos de San Valero, convencidos de que aunque tendrán menos tiempo libre, el esfuerzo habrá merecido la pena.

En la baja implantación que todavía tiene la FP dual en Aragón abunda Carmelo Pérez, de Cepyme, que pide un mayor impulso. «Hablamos de FP dual desde hace diez años y o nos lo tomamos más en serio o el porcentaje de alumnos que la cursa seguirá siendo escaso». A su juicio, «hay que pulir aspectos importantes como la remuneración, un obstáculo para las empresas, ya que si tienen que pagar el SMI,casi les cuesta lo mismo contratar a un trabajador antes que a un estudiante al que tienen que cualificar».

Asimismo, los sindicatos coinciden en que a la FP dual le falta mucho desarrollo. «Es la mejor fórmula de contratación», indica Juan Arcéiz, secretario general de FICA UGT Aragón. «En el convenio del Metal nos anticipamos al introducir la FP dual», dado que es uno de los sectores que más uso le puede dar al «preparar al alumno para saber cómo trabajar al ponerse delante de una máquina».

Carmelo Asensio, responsable de Formación en CC. OO. Aragón, insiste en la necesidad de que se vigile que este tipo de formación para que sea realmente dual y recuerda que la nueva ley «puede ser una oportunidad para desarrollarla». Hace falta, advierte, «un plan de impulso» y unificar criterios: «Tener 17 modelos de FP dual, uno por comunidad, no ayuda. Deberían haberse homogeneizado y pasar todos a contrato de formación para menores de 30».

Desde la DGA recuerdan que las empresas deben pagar al alumnado contratado con el contrato de formación en alternancia cuya remuneración es proporcional al SMI (en proporción al tiempo de trabajo efectivo en la empresa). Y en el caso de alumnado con beca formativa la referencia salarial es la misma, el SMI. Además, pueden obtener diversas bonificaciones en la cotización a la Seguridad Social (el 100% para empresas de menos de 250 trabajadores) y también existen importantes bonificaciones si al finalizar el contrato de formación en alternancia lo transforman en indefinido.

En octubre. 'El presente y futuro de la FP dual', en un foro en Zaragoza

La octava edición del Foro Alianza para la FP Dual, coorganizado por Fundación Bertelsmann, el Gobierno de Aragón y la Fundación Basilio Paraíso de la Cámara de Zaragoza, con la colaboración de Caja Rural de Aragón, tendrá lugar el 20 y 21 de octubre en Zaragoza.

Con el título ‘FP Dual: presente y futuro tras una década de implantación’, el congreso aunará a autoridades, organizaciones, agentes sociales y a expertos nacionales e internacionales que harán balance del modelo de FP Dual en España después de 10 años y debatirán sobre los retos de futuro de este modelo formativo. También se presentarán iniciativas y proyectos clave de la FP Dual en empresas, centros educativos e instituciones y se hablará del papel de los jóvenes y la orientación en el impulso de la FP Dual.

Apuesta de BSH por "aumentar la empleabilidad de los jóvenes"

BSH Electrodomésticos España lleva desde 2012 impulsando este modelo formativo. Comenzó con la formación dual en 2012 lanzando dos promociones (2012-2013 y 2013-2014) de Certificado de Profesionalidad IMAQ 208. Posteriormente en las promociones 2015-2017 y 2017-2019 tuvo su propia formación dual de grado superior en Mecatrónica Industrial. Actualmente desde 2021, BSH continúa acogiendo alumnos duales de diferentes ciclos formativos.

¿Por qué esta apuesta por la Formación Profesional Dual?

Es un modelo formativo que acerca a los alumnos a la realidad de las empresas y permite adaptar los contenidos, al entorno industrial y empresarial, así como desarrollarse con las tecnologías actuales. Permite a los alumnos alternar las clases con trabajo efectivo, donde aprenden de primera mano lo que se encontrarán el día de mañana, introduciéndose en el mundo laboral y obteniendo una remuneración por ello.

Este tipo de formación proporciona oportunidades de desarrollo a las personas y nutre a la actividad industrial y empresarial de profesionales más expertos y completos. Creemos en la Formación Dual como uno de los modelos de futuro para mejorar la empleabilidad de los jóvenes y cubrir las necesidades cambiantes que vana tener las empresas.

¿Cuántos alumnos trabajadores ha formado ya la compañía?

Desde 2012, en BSH se han formado 54 alumnos con este modelo formativo. Y durante este curso lectivo, 7 alumnos de diferentes grados complementarán su formación en BSH España.

¿Qué porcentaje de inserción laboral han tenido?

El grado de inserción depende de muchos factores no solamente empresariales, sino también factores personales y profesionales de los propios alumnos. Por nuestra experiencia, aproximadamente 6 de cada 10 alumnos suelen continuar su carrera profesional en BSH.

¿En qué disciplinas se está apoyando más este tipo de formación?

Las opciones cada vez son más amplias y esto es algo positivo para el avance de la Formación Profesional Dual. Concretamente, este curso en BSH tendremos a alumnos duales de Mecatrónica Industrial, Automatización y Robótica Industrial, ‘Big Data’ o Administración y Finanzas.

Actualmente, ¿cuántas personas tienen en formación y en qué centros?

El número de alumnos varía cada año ya que algunos provienen de la Formación Profesional Dual y otros son estudiantes que realizan prácticas universitarias. Este curso tenemos a 7 alumnos de Formación Dual que cursan sus estudios en centros como San Valero o el CPIFP Corona de Aragón, entre otros.

¿Es la FP dual la mejor fórmula para paliar el problema de falta de profesionales en el Metal?

BSH apuesta por este modelo de desarrollo educativo y profesional para aumentar la empleabilidad de los jóvenes. También es una buena vía para poder incorporar profesionales en caso de necesidad ya que conoces al alumno durante su estancia dual y te permite introducirle en la cultura y procesos de la compañía.

Casos concretos de alumnos de FP Dual en BSH

Amalia Plo, de BSH, y el alumno en FP Dual, Isaac Mendoza.
Amalia Plo, de BSH, y el alumno en FP Dual, Isaac Mendoza.
S. E.

«Está siendo una experiencia muy positiva. Me ha sorprendido lo bien que me han recibido mis compañeros. Comprenden que soy un estudiante, que todavía estoy aprendiendo y me ayudan», explica Isaac Mendoza, alumno de Formación Profesional Dual en el grado Administración y Finanzas en BSH.

 «He aprendido a trabajar en equipo. Está suponiendo un esfuerzo bastante grande. No es lo mismo trabajar y estudiar que solo estudiar». Sin embargo, se lo recomienda a sus compañeros: «Se darán cuenta de lo productivo que ha sido y las empresas también se darán cuenta», añade, tutorizado por Amalia Plo, responsable del Servicio al Distribuidor:

«Me ha sorprendido la capacidad que tiene de aprender tan rápido y su soltura con sistemas ofimáticos. Hasta ahora, no nos habíamos planteado trabajar con gente tan joven, pero esta experiencia te abre la mente para nuevas colaboraciones».

Cristina Pérez, de BSH, y Dalia Racoviteanu, en las instalaciones de BSH en Zaragoza.
Cristina Pérez, de BSH, y Dalia Racoviteanu, en las instalaciones de BSH en Zaragoza.
S. E.

«Estoy muy contenta porque es una gran oportunidad. Va a ser un año muy duro, pero valdrá la pena y estoy segura de que me servirá para mi futuro profesional», reconoce Dalia Racoviteanu, alumna de FP Dual de Administración y Finanzas. 

Su tutora, Cristina Pérez, adjunta a Dirección de Ventas en BSH, dice que le es de gran ayuda. «Al principio, se notaba que le faltaba experiencia. Ahora, ha madurado mucho. Es muy positivo para ella y enriquecedor para mí».

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión