Despliega el menú
Economía
Suscríbete

Amazon abre este viernes su central de reparto en Plaza con 115 empleos directos y 300 conductores

Es su segunda nave en el polígono y construye dos más en Zaragoza con 1.641 puestos de trabajo. Las empresas de la plataforma temen un colapso y exigen de nuevo a la DGA el acceso pendiente.

La multinacional estadounidense de comercio electrónico Amazon inaugura este viernes su central de reparto de paquetería en la Plataforma Logística de Zaragoza (Plaza), que contará con una plantilla de 115 empleados y otros 300 repartidores externos. El almacén ocupa 6.600 metros cuadrados, al que se suma el área de oficinas y servicios para llegar a 9.159 m2, aunque lo más más llamativo es la gigantesca campa asfaltada para el aparcamiento de las furgonetas. El proyecto establece la posibilidad de que entren hasta 495 vehículos de reparto cuando esté a pleno rendimiento, aunque empezará con 300.

La instalación la ha construido en un tiempo récord la constructora aragonesa Eigo para la compañía estadounidense Panattoni, a la que Amazon encargó que le construyera a su medida una nave de última milla, como se denominan las instalaciones logísticas pensadas para clasificar y enviar los encargos a los clientes. La inversión ha superado con creces los diez millones de euros, a los que se debe sumar el importe desembolsado por el suelo, igualmente millonario. Las obras comenzaron a principios de año y acabaron en verano, pero después se acondicionó su interior.

Tres hectáreas de aparcamiento

La nave logística ocupa una mínima parte de la parcela de 47.274 metros cuadrados, ya que el grueso de las instalaciones se reserva al aparcamiento necesario para el flujo de las furgonetas de reparto. De hecho, las 495 plazas de espera se extienden sobre casi 3 de las 5 hectáreas del complejo. Además, se han habilitado dos áreas anexas al almacén, con otras 40 plazas cada una, donde se procederá a la asignación de los pedidos.

La nave será casi una excepción en Plaza, dado que tendrá dos plantas. La primera es la más amplia y cuenta con 6.618 metros cuadrados y ahí se recibirá por la noche toda la mercancía con el fin de clasificarla para que al punto de la mañana se empiece a cargar en las furgonetas para su envío a los compradores. La planta superior, de 2.577 m2, se destina a oficinas.

Esta será la segunda instalación de Amazon en la plataforma logística, ya que desde mediados de agosto cuenta con un centro de clasificación de paquetería que gestiona DHL. Dispone de una nave de 26.531 metros cuadrados contigua a Decathlon y el flujo de camiones con las lonas azules y el logotipo de Amazon se ve desde la autovía de Madrid, ya que los muelles de carga ocupan casi toda la fachada que da a la A-2. Allí trabajan unas 600 personas.

En una nota de prensa, el director de la nave de última milla, Santiago Blasco, ha manifestado que están "encantados de continuar invirtiendo en Zaragoza" y aseguró que la nueva instalación proporcionará "una entrega eficiente y creará decenas de oportunidades de trabajo para diferentes profesionales". Este es el caso de los 300 repartidores, contratados por empresas de transporte con las que colabora Amazon, que siempre externaliza esta tarea.

Su apertura generará un importante volumen de tráfico en Plaza, que ya tiene problemas de congestión en las horas punta en su principal acceso, el del nudo de la Feria. Por eso, la Asociación de Empresarios de Plaza (Aepla) insistió este jueves en reclamar al Gobierno de Aragón que acometa ya la construcción del enlace completo por el noreste, a la altura de la calle de Turiaso. Este acceso daría, además, cobertura directa a Amazon, ya que su nave de reparto está situada en sus inmediaciones. Pese a que se lo ha requerido el Ministerio de Transportes, la DGA solo prevé construir la mitad del nudo.

Punto estratégico

La apuesta por Zaragoza no se queda aquí, ya que el gigante del comercio electrónico está construyendo unas instalaciones de 55.671 m2 en el otro extremo de Plaza, junto al campo de golf La Peñaza. En este caso, la promoción y explotación será directa y contará con una plantilla de 189 trabajadores y llegará a contratar a 515 en la época de máxima actividad. Su intención es abrirlas en el verano de 2022 y en el otoño le llegará el turno a su cuarta nave, que se empezará a construir este mes en el polígono Centrovía, en La Muela.

En este caso, la va a construir a su medida Almericost, la misma titular de la que explota DHL para Amazon en Plaza. Ocupará 14 hectáreas, con una nave de 35.420 m2 en la que llegarán a trabajar 1.452 trabajadores en triple turno.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión