Despliega el menú
Economía

presupuestos generales del estado

Las claves de la subida de las pensiones

El borrador de las pensiones, aprobado por mayoría este martes para su remisión a las Cortes, contempla alzas con arreglo al IPC y que, en el caso de las no contributivas, duplica esta cantidad.

Tercera edad
Tercera edad.
Aránzazu Navarro

La presentación del borrador de Presupuestos Generales del Estados para 2021 que se va a remitir a las Cortes llegó este martes 27 de octubre de la mano del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y su vicepresidente segundo, Pablo Iglesias.Un punto muy esperado era la revisión del sistema de pensiones, fundamentada en el borrador propuesto por el Pacto de Toledo; el texto propuesto contempla una subida del 0,9% de las pensiones contributivas, ligadas a las variaciones del Índice de Precios al Consumo (IPC), que en el caso de las no contributivas subiría hasta el doble (1,8%, en este caso) de incremento; en esta última categoría se calculan medio millón de casos.

El impacto de la subida de las pensiones

El efecto de esta medida en los bolsillos de los pensionistas tiene un impacto medio de 9 euros mensuales al alza, dado que la pensión contributiva media se sitúa en octubre en 1.016,03 euros. Las pensiones máximas podrían duplicar esa subida, hasta los 18 euros mensuales, mientras que las mínimas se quedarían entre 4 y 6 euros más. Aunque la idea se ha recibido con signos generales de aprobación desde los sindicatos y asociaciones de pensionistas, no faltan las voces que califican este aumento de insuficiente.

Cómo calcular la pensiones

Como baremos generales para calcular la pensión, se mantienen los 15 años como periodo mínimo cotizado para acceder a una pensión, mientras que siguen necesitándose 25 años de cotización (con 2022 como referencia) para calcularla. El Pacto de Toledo ha marcado una recomendación nueva e interesante: permitir para el cálculo de la pensión una "elección de los años más favorables en la determinación de la base reguladora de la pensión", teniendo así en cuenta la reducción de ingresos en algunos colectivos laborales a partir de cierta edad.

El gasto final en pensiones calculado por el Gobierno en el proyecto presupuestario de 2021 alcanza los 163.297 millones de euros, un 3,2% más que en 2020.

Desgravaciones y planes individuales

El Gobierno también ha incorporado al proyecto presupuestario un recorte de 6.000 euros (de los 8.000 actuales a los 2.000 euros de aportación máxima) en los planes de pensiones individuales con derecho a deducción en el IRPF. El apartado 3 del artículo 5 del Real Decreto Legislativo 1/2002, que aprobaba la Ley de Regulación de los Planes y Fondos de Pensiones, marcaba ese límite de 8.000 euros. En cuanto a los planes de empresa, se sube la aportación máxima de 8.000 a 10.000 euros.

Lo que pretende el Gobierno con esta medida es beneficiar los planes de empleo negociados por sindicatos y patronal, y que sean el complemento ideal de la pensión pública de los trabajadores, ya que los planes individuales benefician sobre todo a las rentas más altas. El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones del Gobierno, José Luis Escrivá, propone la creación desde la Administración de un fondo de pensiones de empleo de carácter abierto", con supervisión y garantía pública y vocación de obligatoriedad. La gestión, de seguirse el modelo NEST británico, sería privada. En España hay un sistema similar en el País Vasco con las Entidades de Previsión Social Voluntaria (EPSV); ahí los planes de empresa se vinculan a los convenios colectivos sectoriales y garantizan ventajas fiscales, con el aporte del 1% por el trabajador y otro 1% de la empresa al plan.

En el borrador de presupuestos también se incluye una subida de la aportación del Estado para el sistema de Dependencia, así como 700 millones para mejorar la atención de personas mayores. 

Últimas noticias sobre los presupuestos.

Etiquetas
Comentarios