Zaragoza
Suscríbete por 1€

zaragoza

Comienza la reforma de la plaza de Giesa de Zaragoza, que durará cuatro meses

Este espacio público del barrio de Las Fuentes contará con zona de juegos infantiles, gimnasio, pista multideporte, mobiliario público y arbolado.

Así será la plaza de Giesa, en Las Fuentes, tras las obras que empiezan este viernes.
Así será la plaza de Giesa, en Las Fuentes, tras las obras que empiezan este viernes.
Ayuntamiento de Zaragoza

El área de Urbanismo y Equipamientos ha iniciado los trabajos para transformar el espacio exterior de la antigua fábrica de Giesa en una gran plaza púbica de 4.200 metros cuadrados abierta al barrio de Montemolín del distrito de Las Fuentes. "Comienza la transformación de este emblemático lugar y atendemos así a una de las grandes demandas históricas de los vecinos del barrio", ha explicado el consejero de Urbanismo y Equipamientos, Víctor Serrano, quien ha recordado que, "cuando llegamos al Gobierno municipal hace tres años, este espacio era un foco de degradación y suciedad", pero "hemos invertido las inercias y hemos cambiado las promesas e inacción de otros, por los hechos y la realidad palpable de nuestra gestión".

"En 2019 sacamos de Giesa 4.097,48 toneladas de basura y escombros", ha continuado Serrano, “y en 2022, con una crisis sanitaria y económica de por medio, tenemos ya un Plan Director, un proyecto de 18 millones de euros presentado a fondos europeos, y esta plaza que en unos meses pasará de ser una idea a convertirse en una realidad que disfruten todos los vecinos”.

La zona en la que se va a acometer la actuación queda determinada por los espacios que han resultado de la demolición de las naves norte, central y oficina central, donde aparece un vacío volcado al espacio peatonal ubicado entre las calles de Yolanda de Bar y de Padre Chaminade. Ya se han iniciado unas primeras actuaciones sobre el espacio para adecuarlo y poder desarrollar el proyecto. Una vez terminadas estas primeras obras de acondicionamiento del espacio público se ejecutará la obra de iluminación en fachada posterior y espacios anexos, y la obra de mobiliario urbano, jardinería y acabados. Estos dos proyectos ya han salido a licitación pública y alcanzan una inversión total estimada de 95.897,67 euros (IVA incluido). Para todas estas acciones se cuenta con la partida de regeneración de barrios registrada en el presupuesto municipal de 2022 y el plazo de ejecución de las mismas se fija en cuatro meses.

El proyecto, que ya se presentó en una reunión en el Área de Urbanismo a la Fundación Tranvía Zaragoza, a la Asociación de Vecinos de Las Fuentes y a la Asociación vecinal Larrinaga-Montemolín, está abierta a la incorporación de otros elementos o peticiones que aportaron los representantes sociales y vecinales del barrio. De este modo, por ejemplo, tras acometer las actuaciones se instalará una pista de petanca, tal y como reflejaron en la reunión celebrada.

Una imagen del lugar en el que se ubica la plaza de Giesa.
Una recreación de la ransformación de la plaza de Giesa.
Ayuntamiento de Zaragoza

En el espacio actual existe una solera de hormigón con acabado rugoso coloreado en masa y que fue vallado para evitar su vandalización. "La intervención global consiste en el acondicionamiento de la superficie exterior de la antigua fábrica Giesa para la utilización como espacio público. El objetivo principal es dotar a la plaza existente de espacios de integración y coexistencia con juegos infantiles, una pista multideporte además de un gimnasio urbano. Se plantarán distintos árboles y se colocarán también zonas de sombra en los pórticos de hormigón armado existentes y espacios de estancia con bancos, convirtiendo la zona en foco integrador del entorno”, ha resumido Víctor Serrano.

De este modo, se instalará una zona de juegos infantiles, compuesta por un columpio doble y un juego de muelle, con un entorno de baldosas de caucho reciclado que permiten la absorción de impactos ante las caídas de los niños mientras juegan. A su lado se instalará un gimnasio al aire libre público y gratuito "cuyo objetivo es mejorar la calidad de vida, la salud y el bienestar de las personas a través del deporte", ha remarcado Serrano.

A todo esto se le suma la instalación de una pista multideporte de medidas 40x20m para la práctica de diversos deportes en el interior de su recinto (fútbito, balonmano y baloncesto) compuesta por un conjunto de portería-canasta, postes perimetrales, pasamanos, cierre o vallado con malla galvanizada. Y junto a la fachada este de la antigua fábrica, aprovechando los pórticos de hormigón armado anexos, se instalarán membranas textiles para dotar de zonas de sombra a la plaza. Se trata de unas membranas tensadas con forma de paloma, de tela ignífuga y de medidas 5x5 metros.

Respecto al mobiliario urbano, se colocarán bancos y papeleras en la plaza que permitan la visualización geométrica de los diferentes espacios, haciendo coincidir las líneas de replanteo del mobiliario con la geometría del espacio. Se colocarán de manera que se creen zonas de estancia próximas al parque infantil, al gimnasio urbano, en la zona sombreada y en el punto de encuentro. Se elegirán bancos de hormigón sencillo de dimensiones 220x60x45 cm, un elemento robusto que resista con mayor facilidad el paso del tiempo y con un diseño integrado en el entorno, formando parte de él y que ayude a ordenar el espacio.

Además, en el pavimento se plantarán alcorques para la colocación de árboles distribuidos por todo el espacio. Los estudios de los técnicos municipales apuntan a la plantación de moreras para dotar a la plaza de sombra natural. El resto del espacio será señalizado con pintura, delimitando y embelleciendo las distintas zonas.

A su vez, se ejecutará la iluminación del espacio exterior anexo a la antigua factoría Giesa acorde a los criterios de seguridad, calidad, confort visual de las personas, disminución de la contaminación lumínica y eficiencia energética, así como la ejecución de una zona de “Punto de encuentro” provisto de conexiones de carga de dispositivos móviles y otros sistemas que permitan, cuando proceda, proveer de servicio de acceso Wifi a los ciudadanos. El alumbrado de la plaza se resolverá con la instalación proyectores adosados a las fachadas que cierran la plaza. Se deberán añadir un total de 29 proyectores, de los cuales 18 se ubicarán sobre las fachadas y 11 lo harán sobre báculos.

Antigua fábrica de Giesa

La antigua fábrica de Giesa, después agrupada bajo Schindler desde 1986, fue levantada en origen en torno a 1945 por el empresario zaragozano Joaquín Guiral, dedicado inicialmente a la venta y reparación de material eléctrico y más tarde a la industria electromecánica. En diciembre de 2004, el Ayuntamiento de Zaragoza aprobó un convenio urbanístico que permitía la salida de la fábrica a otro sector del término municipal, a la vez que se recalificaban los terrenos, en ese momento calificados como suelo urbano no consolidado, a uso residencial. En ese convenio quedaba reservada una zona de terreno de 9.660 m2 para dotación de equipamientos para el barrio.

En el año 2006, Schindler se traslada a las nuevas dependencias del Polígono Empresarium de La Cartuja y desde entonces la antigua fábrica queda cerrada. Se derribaron todas las naves de la zona posterior cuyos terrenos fueron recalificados para el uso residencial y se conservaron las dependencias destinadas a los equipamientos. Sin embargo, la degradación y abandono del espacio llevó al Ayuntamiento de Zaragoza a actuar por emergencia en 2019 retirando de allí 4.097,48 toneladas de basura y escombros, derribando algunas estructuras declaradas en ruina y limpiando y adecuando la zona, lo que supuso una inversión superior a los 600.000 euros.

La industria actualmente en pie comprende un gran rectángulo de unos 164,70 x 58,70 metros formado por el edificio principal de las oficinas de la calle de San Joaquín y las naves traseras a ellas. Lateralmente cierra el rectángulo, por la izquierda, el edificio también de oficinas de la calle de Yolanda de Bar y, por la derecha, a la calle de Padre Chaminade, una nave con fachada imitación al resto del edificio. El fondo de la manzana lo constituyen las traseras de las naves. En la esquina de la calle San Joaquín con Yolanda de Bar se erige una torre de planta cuadrada de 6x6 m con 6 alturas, que se destinó en su día a pruebas de los ascensores.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión