Aragón
Suscríbete por 1€

Educación

La coordinadora de Lengua critica que con la nueva Evau se construye "la casa por el tejado"

Especialistas de una decena de comunidades denuncian que la prueba se ha planteado "sin diálogo" y "diluye el español".

Varios jóvenes antes del inicio de una de las últimas pruebas de la Evau extraordinaria.
Varios jóvenes antes del inicio de una de las últimas pruebas de la Evau extraordinaria.
Guillermo Mestre

El planteamiento de la nueva Evaluación de Acceso a la Universidad (Evau) sigue generando críticas y una decena de comunidades, entre ellas Aragón, han mostrado recientemente su malestar por la situación en la que queda la asignatura de Lengua Castellana y Literatura. "Es una casa que se está construyendo por el tejado", lamenta Bárbara Marqueta, armonizadora de esta materia de la Universidad de Zaragoza. La encargada de elaborar el examen correspondiente a Lengua en Aragón denuncia la "gran incertidumbre" respecto a una prueba que debe, según la normativa, entrar en vigor en el curso 2023-2024 y sobre la cual apenas ha transcendido un borrador.

Su suma así a las quejas recogidas en una petición de la plataforma Change.org en la que participa su predecesora en el cargo, Mamen Horno, quien también es vicedecana de la Facultad de Filosofía y Letras. Denuncian que la nueva propuesta, además de haberse explicado de manera "vaga" y "escueta", se plantea sin "ningún diálogo con las universidades o los profesores de secundaria", además de que el español queda "diluido". La fase de acceso (aquella necesaria para entrar en la universidad y que hasta ahora puntuaba sobre 10) tendrá en 2023 ejercicios de Historia de España, Historia de la Filosofía y una prueba de madurez.

Es esta última, donde se incluirán conceptos de Lengua Castellana y Literatura, la que genera toda la polémica. No hay que olvidar que durante los primeros cursos solo supondrá un 25% de la calificación final, pero en 2026 pasará a un 75%. Está previsto que conste de 25 preguntas, divididas en dos grupos: cerradas y semicronstruídas. Y se les sumarán cuestiones de desarrollo. "La primera parte será como un examen de conducir", apunta Marqueta, quien incide en que la segunda serán textos de unas 150 palabras.

"Es difícil que el estudiante vaya a poder demostrar en media carilla de folio lo que ha aprendido de las diez competencias de la ley, entre las que se incluye el uso de diferentes fuentes, reflexiones sobre la lengua o la detección de signos discriminatorios", alerta Marqueta. En este sentido, recuerda que la nueva normativa tiene aspectos "muy positivos" ya que "no solo hace énfasis en la parte de hablar y escribir correctamente", sin embargo, el planteamiento de la Evau cae "como un jarro de agua fría" puesto que es muy difícil de "compatibilizar" con lo incluido en la legislación.

Sin concretar

Reconoce que los miembros de la Universidad de Zaragoza han participado en reuniones al respecto, pero no se han llevado a cabo citas con todos los armonizadores de cada una de las asignaturas. "Es un poco sorprendente, puesto que hasta ahora hemos sido los que hemos elaborado las pruebas", detalla. En este sentido, enfatiza que no está "nada clara" la función que desarrollarán las universidades con este nuevo modelo de Evau y, si sigue en manos de los armonizadores, cuáles serán –en referencia a las materias– los que elaborarán la prueba.

"Desde la Universidad de Zaragoza tenemos la máxima predisposición a ayudar. Estamos en contacto con los profesores de 2º de bachillero", asegura, al tiempo que se considera que con el nuevo modelo la literatura va a "perder un peso increíble en bachillerato". "Si la prueba como tal desaparece de la fase de acceso y pasa a la admisión, vinculada exclusivamente a Humanidades y Ciencias Sociales, no va a interesar", señala. Y, ante esta situación, se pregunta cómo se motivará a los alumnos en una asignatura que tiene muchas horas lectivas, pero que luego no es determinante para acceder a la universidad.

La Real Academia Española (RAE) también mostró su rechazo a la prueba, puesto que reduce los contenidos que los estudiantes deben dominar "con el argumento de que han de potenciarse en su lugar las competencias que supuestamente han de adquirir". Consideran que deberían contar con la opinión de los docentes y armonizados y, por lo tanto, lamentarían que el texto final no se diferenciara demasiado de esta propuesta inicial.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión