Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Política

Lambán y Azcón: “No hay que sellar la paz, nunca ha habido ninguna guerra”

El presidente de Aragón y el alcalde de Zaragoza han reiterado que, a pesar de las discrepancias sobre el plan de rescate a la hostelería, son más los aspectos que les unen que los que les separan.

Lambán y Azcón, este martes en el solar sobre el que se levantará el centro de salud del barrio Jesús
Lambán y Azcón, este martes en el solar sobre el que se levantará el centro de salud del barrio Jesús
Oliver Duch

El presidente de Aragón, Javier Lambán, y el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, han querido escenificar este martes el clima de entendimiento entre ambas instituciones, que en las últimas semanas han protagonizado sonados cruces de declaraciones a costa del nuevo plan de rescate a la hostelería y el turismo. Este último ha asegurado que no había ninguna paz que sellar, ya que “nunca había habido una guerra”. Ayer, no obstante, el Gobierno municipal criticó la “nula voluntad de negociación” del Ejecutivo autonómico. 

El regidor no ha ocultado que sigue habiendo “discrepancias”, pero ha incidido en la necesidad de solucionar problemas en vez de crearlos. “Nos unen más cosas de las que nos separan”, ha reiterado. En esta línea, Lambán ha dicho que “lo importante es que haya voluntad y vocación” entre las partes y ha subrayado que quienes se beneficiarán de la adhesión al plan de rescate serán los ciudadanos. 

Ambos han asegurado que “es voluntad de las dos administraciones” convocar cuanto antes la bilateral, que lleva sin reunirse desde el 4 de marzo de 2020, pero no han puesto fecha. “Estamos muy cerca de tener una reunión. Llevamos semanas de intenso trabajo”, ha avanzado Azcón, que ha confiado en alcanzar pronto un acuerdo en lo referente al convenio económico de la ciudad. También ha destacado la moderación que se vive en la Comunidad frente al ruido que impera en el panorama nacional. 

A este respecto, Lambán ha dicho que “aquí las cosas se hacen razonablemente bien”. “La transversalidad no es una utopía y las excentricidades brillan por su ausencia”, ha afirmado antes de pedir a los dirigentes nacionales “que se calmen y conduzcan sus ímpetus por la vía del acuerdo”. Ambos han hecho estas declaraciones en la visita a las obras del nuevo centro de salud del Barrio Jesús, que supondrá una inversión de 4,9 millones de euros y, previsiblemente, entrará en funcionamiento a finales de 2022 tras años de reivindicación vecinal. Estará costeada por el Gobierno de Aragón, que ha presentado tanto este proyecto como la ampliación del servicio de urgencias del hospital San Jorge de Huesca a los React UE. 

Este equipamiento, cuyos suelos cedió el Consistorio zaragozano, atenderá a unas 25.000 personas y supondrá la creación de una nueva zona básica de salud. Será, como ha subrayado Azcón, un proyecto “del siglo XXI”, ya que ‘beberá’ de energía limpia y “totalmente renovable”. Tanto es así que contará con una treintena de paneles fotovoltaicos y producirá energía a través de una bomba de calor de alto rendimiento condensada por agua de pozos aledaños. “Se ha diseñado siguiendo los nuevos estándares europeos, con criterios de ecodiseño y ventilación de doble flujo”, ha explicado uno de los responsables del proyecto.

Los dos líderes han puesto este centro de salud como ejemplo de la colaboración entre el Ayuntamiento y la DGA y han confiado en que, tras haber dedicado un año a la lucha contra la covid-19, puedan trabajar “a una velocidad de crucero” en proyectos de largo alcance.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión