Aragón
Suscríbete

Lituénigo culmina una nueva fase de restauración de su castillo

Gracias a una subvención de la Diputación de Zaragoza se ha actuado en fachadas y tabiquería interior.

Vista exterior del castillo de Lituénigo tras la última fase de obras
Vista exterior del castillo de Lituénigo tras la última fase de obras
Ayto. Lituénigo

Han finalizado las obras de la quinta fase de rehabilitación del castillo de Lituénigo. Se trata de un ambicioso proyecto del Ayuntamiento cuyo objetivo es convertir esta fortaleza en un alojamiento con encanto que ofrezca, además, servicio de restaurante con capacidad para un máximo de cincuenta personas, servicios de los que, en la actualidad, carece la localidad y que ayudarían a revitalizarla.

Esta última fase ha ascendido a 40.000 euros financiados con fondos de la Diputación de Zaragoza. Los trabajos se han centrado en las fachadas y la tabiquería interior. “Ya es posible ver algo de forma, se va viendo el avance. En la siguiente fase nos centraremos en la carpintería para dejar las estancias cerradas”, adelanta el alcalde de Lituénigo, Alberto Negredo.

Desde que se ejecutaron las primeras obras, han surgido multitud de problemas que obligaron a paralizar los trabajos durante ocho años. Se han invertido más de 300.000 euros y harán falta otros 600.000 o 700.000 para concluir la rehabilitación. Dado el elevado coste del proyecto, es necesario llevar a cabo la remodelación en varias fases diferentes, según se van consiguiendo las subvenciones. “Esto va para largo, dependemos de ayudas supramunicipales así que la idea es ir poco a poco”, señala Negredo.

Los restos del castillo de Lituénigo datan del siglo XII, con un buen estado de conservación. Ha estado habitado y ha sufrido reformas que han alterado su forma original, aunque conserva restos de importancia, sobre todo en la fachada principal con la puerta de entrada original del castillo y otros restos del siglo XII en la fachada norte. Se trata de un palacio fortificado que habría tenido cuatro torreones, siendo muy semejante al de Añón de Moncayo.

Villas en flor

Además, Lituénigo es una de las 7 localidades aragonesas que forman parte del proyecto ‘Villas en flor’. El municipio de la comarca de Tarazona y el Moncayo ya se está llenando de flores y las hortensias, tan típicas en el pueblo, comienzan a ser las protagonistas en sus calles.

Desde sus redes sociales el Ayuntamiento invita a los turistas a disfrutar estos días de sus floridas calles, siempre respetando la normativa que marca la desescalada para asegurar el bienestar de todos.

Apúntate a la newsletter de turismo y recibe en tu correo una selección de propuestas para viajar y descubrir la comunidad aragonesa.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión