Despliega el menú
Aragón

coronavirus

Primeras altas de coronavirus en Aragón: "Di positivo el día que falleció mi padre"

Carlos, Ana y Carmen fueron los primeros pacientes de coronavirus que recibieron el alta en Aragón. Se trata del hijo, nuera y esposa de Guillermo, la primera víctima que se cobró el covid-19 en la Comunidad.

Coronavirus en Aragón
Despedida Royo Villanova
Heraldo TV

Carlos, Ana y Carmen fueron los primeros enfermos de coronavirus que recibieron el alta en Aragón. Prefieren mantener el anonimato. Son el hijo, nuera y esposa de Guillermo, la primera vida que el covid-19 se cobró en la Comunidad, la quinta de España. "Di positivo el día que falleció mi padre", señala Carlos. También su esposa Ana y a los dos días su madre, Carmen. Desde ese momento han permanecido aislados hasta finales de la pasada semana, cuando recibieron el alta. Los tres tienen que cumplir ahora un confinamiento absoluto de 14 días y no toman ninguna medicación.

"Durante nueve días me he sentido muy apurado, sin ningún ánimo"

Tras la confirmación del positivo, Carlos ingresó en la planta 12 del Hospital Miguel Servet de Zaragoza, donde ha estado durante 14 días. "Me queda alguna secuela, como dificultad al respirar, pero ya no tengo fiebre", manifiesta. "Durante nueve días me he sentido muy apurado, sin ningún ánimo". Asegura encontrarse mucho mejor cuando recuerda los síntomas que acusó al principio. "Tenía la boca seca, tos, fiebre y una sensación de cansancio. Me costaba esfuerzo hasta subir las escaleras", recuerda. Desde el primer momento sintió que esas señales no correspondían con un enfriamiento o una gripe habitual.

"Lo duro de esta enfermedad es la lejanía que se establece por prevención"

Si Carlos acusó más dificultades respiratorias, el virus en su esposa Ana desencadenó problemas gástricos. Ella no ha estado ingresada en ningún centro hospitalario, sino que quedó aislada en el domicilio familiar, en un pueblo. Confiesa que lo ha vivido "con preocupación y mucha tristeza" al estar distanciada de su esposo, incluso presentó crisis de ansiedad. "Lo duro de esta enfermedad es la lejanía que se establece por prevención entre los enfermos y sus seres queridos", añade. Ana es franca: "Ha sido una experiencia muy dura".

La suegra de Ana y madre de Carlos, Carmen, fue también de las primeras personas que dieron de alta en Aragón y en su caso el coronavirus no resultó tan agresivo, según cuentan los familiares. "¿Por qué a nosotros?" se preguntaban. Al parecer, la vía de transmisión fue Guillermo. "Hasta el último momento estuvimos en contacto con mi padre, que ya decía: No aciertan con lo que tengo", rememora Carlos. Defiende que su progenitor "no tenía patologías previas" y que llevaba una vida normal, por ejemplo, detalla que todos los días conducía su coche.

Desde la planta 12 del Servet

Carlos y el resto de pacientes ingresados en el Servet estaban aislados entre ellos y muchas indicaciones las comunicaban a través de los altavoces de la planta. Incluso, para evitar el contacto, él mismo se tomaba la fiebre. El trato de los profesionales sanitarios determina que ha sido "excepcional". "Los médicos, las enfermeras, el personal de limpieza… Mejores, imposible".

"Cuando me dieron el alta les di las gracias a todos, no tenía otra palabra"

Además de los cuidados, le mostraron en todo momento sus ánimos. "Cuando me dieron el alta les di las gracias a todos, no tenía otra palabra". Durante el ingreso, el móvil era lo único que Carlos tenía a su disposición. Se ha mantenido informado en todo momento de lo que ocurría en el exterior gracias a las redes sociales y por los mensajes de ánimo que recibía.

Muestras de cariño que también les han entregado los sanitarios. Una enfermera, Alejandra, le escribió una texto a su madre Carmen, que también ha estado ingresada. "Te escribo esta carta para decirte que todas estamos contigo (…) todo el equipo del hospital", decía la misiva. "Juntos vamos a superarlo. Que no decaiga ese ánimo", concluía.

En Aragón ya son 22 los pacientes de coronavirus que han recibido el alta hospitalaria. La mayoría en la capital aragonesa, aunque también dos enfermos en el Hospital San Jorge de Huesca y otros tantos en el Obispo Polanco de Teruel

El personal sanitario del Hospital Royo Villanova despidió con aplausos a las dos primeras altas por coronavirus que salieron este martes del centro hospitalario.

Consulta aquí toda la información sobre el coronavirus

Regístrate en la newsletter de HERALDO y tendrás cada día toda la información sobre el coronavirus.

Etiquetas
Comentarios