Despliega el menú
Especiales
Suscríbete

María Delgado:
"Cada vez que me tiro a la piscina, ellos están ahí"

'Camino a Tokio 2020' es una serie de cuatro encuentros con deportistas españoles que competirán en los próximos Juegos Paralímpicos de Tokio 2020 y sus mayores apoyos. En esta ocasión, la nadadora zaragozana María Delgado explica, junto a su familia y amigos y de la mano de Ambar, qué significa para ella este deporte y cómo ha sido el trayecto hasta llegar a lo más alto.

Realizado por:
CAMINO A TOKIO 2020

"Cuando María empezó en esto del deporte siempre tuvo un objetivo: ir a unos Juegos. Los siguientes que había eran los de Río de Janeiro y su hermano, que es mayor, por tomarle un poco el pelo, siempre le decía: 'Sí, tú vas a ir a los juegos, pero a los del río Ebro'". Aquella inocente broma, que ahora cuenta con entusiasmo Pedro, el padre de la zaragozana María Delgado, una de las representantes españolas en los próximos Juegos Paralímpicos de Tokio 2020, no podía estar más equivocada. Finalmente, la nadadora representó a España en Río de Janeiro en 2016 y regresó de aquel viaje con dos medallas (Bronce en 100 metros espalda y en 50 metros libre). Desde entonces, el camino de María, que ahora tiene 23 años, ha estado plagado de éxitos, a los que podrán sumarse los que recoja en Japón, adonde va "a por todo".

Hasta los 15 años, cuando se clasificó para su primer mundial de natación, María compaginó la práctica de este deporte con la de atletismo, pero, finalmente, se decantó por el primero porque "era en el que más destacaba y en el que más disfrutaba". Un año después y gracias a una beca, se mudó desde su Zaragoza natal hasta la capital española para convivir junto a otros deportistas en un Centro de Alto Rendimiento. "Me acuerdo del día que se fue a Madrid, que todo el mundo me decía: 'Tiene una patología, un problema visual, ¿cómo se va a defender sola?'. Y yo les contestaba que desde que nació tiene el problema, que le ha ido acompañando. Y, en aquel momento, con 16 años, se merecía eso, que para mí era lo mejor que le podía pasar", explica emocionada Sonia, su madre. Para María, "el calor de la familia es muy importante". "Cada vez que me tiro a la piscina ellos están ahí, delante de la tele o en la grada si pueden, muriéndose de nervios pero orgullosos de su hija".

Para María, "el calor de la familia es muy importante"

FUENTE DE MOTIVACIÓN

Además de para su familia, la constancia y el tesón de María también han sido una fuente de inspiración para sus amigos. "Con la seguridad y motivación que me transmitía era como 'venga, que hasta lo que me cuesta voy a poder hacerlo'", subraya su amiga Sara. "Lo han visto tan de cerca que, para mis amigos, es algo normal. Ellos han vivido que cuando estaba en el colegio me levantase a las cinco de la mañana para ir a entrenar, que al terminar las clases me fuese de nuevo... -recuerda-. Tanto para ellos como para mis padres ha sido un proceso al que se han ido adaptando, y ya no les sorprende nada de lo que hago".

Aunque por cuestiones deportivas ha tenido que renunciar a "cosas de la edad" -como salir de fiesta o asistir a su graduación-, asegura que para ella solo ha sido una cuestión de prioridades. "No ha sido ningún sacrificio. He elegido lo que he querido, que ha sido nadar", afirma con rotundidad.

Debido a la crisis sanitaria global: "Nadie sabe lo que va a pasar en Tokio, en cualquier momento puede dar todo la vuelta, tanto en nuestro equipo como en el de los rivales". Pero María cuenta con una certeza: "A los Juegos voy muy preparada". "Este año hice una apuesta muy arriesgada, que fue la de cambiar de entrenador después de la pandemia, y los resultados han sido muy buenos. En el europeo ya lo demostré haciendo varios récords de España, así que esperamos poder seguir con esa progresión tan buena de los últimos meses y estar peleando por los puestos de arriba, que siempre es el objetivo".

María Delgado Nació en Zaragoza en 1997 con una discapacidad visual congénita del 78%. A lo largo de su trayectoria deportiva, que comenzó a los ocho años, ha conseguido dos medallas de Bronce en los Juegos Paralímpicos de Río 2016, es cuatro veces medallista en campeonatos del mundo (2015/2017/2019), 10 veces medallista en campeonatos de Europa (2014/2021), ha conseguido seis récords de España absolutos en piscina de 50 metros y dos récords del mundo en piscina pequeña. Además, ha sido reconocida con la medalla de Bronce de la Real Orden del Mérito Deportivo. A nivel académico, María es graduada en Ciencias del Deporte por la Universidad Politécnica de Madrid y tiene un máster en Alto Rendimiento Deportivo

María Delgado forma parte de la expedición española que participará en los próximos Juegos Paralímpicos de Tokio 2020, que se celebrarán entre el 24 de agosto y el 5 de septiembre en Japón.

Conocer más historias

BlueMedia Studio para Ambar