Ocio y Cultura
Suscríbete por 1€

Décimo aniversario del eccehomo de Borja: "Es ya un icono pop universal"

Borja celebró este sábado la primera década de la 'restauración' con un homenaje a Cecilia Giménez y a los medios que han difundido el hecho.

Celebración del décimo aniversario del eccehomo de Borja.
Celebración del décimo aniversario del eccehomo de Borja.
Toni Galan

La ciudad de Borja lleva una década viviendo emociones inmensas. Casi inverosímiles. La historia de la restauración del eccehomo del santuario de la Misericordia ha dado la vuelta al mundo y ha sido, recordó la periodista borjana Piluca Escamilla en la conducción de la Gala del X Aniversario en el teatro Cervantes de la localidad, "la noticia de más impacto que ha dado Aragón, más que el triunfo de la Recopa en 1995 y los premios de motociclismo de Alcañiz".

Ha dado lugar a noticias en medio mundo, ha sido objeto de reportajes, documentales, estudios o una ópera, ‘Behold the Man’ de Andrew Flack y Paul Fowler, y todo ello gracias "a una buena persona", Cecilia Giménez, que quizá nunca haya entendido tanta desmesura y trascendencia.

Cecilia Giménez, en su silla de ruedas, fue la última en entrar a la sala: con su sobrina cruzó la alfombra azul y se plantó ante el escenario. En medio de los aplausos de los vecinos, de sus compañeros de residencia, de los miembros de la corporación municipal, solo decía como si fuera una actriz de Hollywood, quizá por su aspecto hiciese pensar en Bette Davis: "¡Gracias! ¡Gracias!", y "¡Ay, madre mía!".

Humor y ternura

Piluca Escamilla, de Aragón TV recordó que su tentativa de restauración de la obra del pintor Elías García, padre de dos grandes artistas como Honorio y Julio García Condoy, por distintas razones, fue fallida. En cuanto, tras las primeras llamadas de atención del Centro de Estudios Borjanos, Elena Pérez Beriain dio la noticia y la fue enriqueciendo de matices y conversaciones con la pintora, aquel gesto se desmandó. La presentadora apuntó dos razones: el resultado final era gracioso, sorprendente, divertido, y recordó que el humor es un magnífico trampolín para abordar las cosas. Comentó otro aspecto: la ternura. Cecilia Giménez, sin haberlo pretendido, "obró con la mejor de las intenciones y creó un icono pop universal" que ha atraído a Borja a más de 300.000 personas de 130 países. Por ello, el alcalde Eduardo Arilla le dio por activa y por pasiva las gracias a Cecilia, recordó que se podía ayudar a mucha gente con lo recaudado por las visitas y que se ha podido cumplir un sueño de la pintora: que ella y su hijo puedan vivir juntos los últimos años.

La gala tenía una misión: quería ser un acto de gratitud pública hacia todos aquellos que se han volcado en prensa, radio y televisión con el fenómeno, que "ha sido el mejor embajador de la ciudad". La primera actuación fue de Ángel Petisme, cantó ‘Ecce Homo’ y recordó que se trata de un buen ejemplo de surrealismo aragonés. Miró a Cecilia, de 91 años, con la que estuvo cuando preparaba la canción, y le dijo: "¡Un besazo, mi amor! Te quiero". Luego entonó ‘Donde muere la carretera’. La coral Vientos del Pueblo de Borja también cantó dos fragmentos de ‘Behold the Man’, en castellano, y el público que llenaba el teatro aplaudió a rabiar. El Premio al Mejor Audiovisual fue para un reportaje de Factoría Plural; lo recogió el joven productor Javier Quílez, que también haría de traductor, y recordó que había "sido un placer y un lujazo". Hubo unanimidad en la noche: todos destacaron su humildad, su sencillez y la atención constante a los medios.

El premio al Mejor Diseño de Vestuario recayó en una idea de Enrique Lafuente, alias ‘Baturro Bizarro’, que realizó unos modelos que no pudieron comercializarse. Otro de los momentos de la noche fue cuando Andrew Flack y Paul Fowler subieron a recoger el premio a la Mejor Difusión Internacional por la ópera ‘Behold the Man’. Flack hizo una pequeño relato de cómo le llegó la historia, y anotó que "el corazón de Cecilia nos ha inspirado". Su compañero Paul dijo que su ópera recoge el espíritu de todo un pueblo, como el gesto de Cecilia.

El galardón al Mejor Espacio Radiofónico lo recogió Eva Sánchez Ballesteros por su programa de Cadena Ser de Tarazona. La distinción para la Mejor Entrevista en Televisión recayó en Mario Vaquerizo, y la hizo en el programa de Ana Rosa Quintana. La Primera Entrevista en televisión la hizo Jesús Nadador en ‘Sin ir más lejos’ de Aragón TV, galardón que recogió la jefa de contenidos Sara Martín. El premio al Mayor Impacto de Comunicación fue para el programa ‘Zapeando’. Y a modo de broche se entregó el galardón Descubrimiento y Difusión Inicial que fue a parar a manos de Elena Pérez Beriain, de HERALDO. Emocionada y temblorosa, hizo una defensa de la redacción, "del periodismo de cercanía, del periodismo pequeño que a veces es el más grande". El alcalde Arilla tuvo hermosas palabras para ella y para Cecilia, que seguía allí, como la reina de la noche, la mujer que obró un prodigio en un regate enigmático del destino.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión