Ocio y Cultura
Suscríbete por 1€

turismo

Un documental turístico sobre Zaragoza con firma ucraniana se lleva un premio en Ciudad del Cabo

La cinta, obra de Iryna Melnyk, ha conseguido el premio de Oro del Festival Internacional de Cine Turístico de África y se proyectará la semana que viene en los cines de Torre Outlet.

Iryna Menlyk, en la plaza de España de Zaragoza.
Iryna Menlyk, en la plaza de España de Zaragoza.
José Miguel Marco

Iryna Melnyk es ucraniana, pero vecina de Zaragoza desde hace 8 años. Desde hace tiempo le rondaba la cabeza un pensamiento: que la capital aragonesa es “preciosa”, pero muy desconocida fuera de España. “Muchos productores extranjeros con los que hablaba me decían que conocían el nombre de la ciudad, pero que nunca habían estado allí”, explica.

En 2019, tras montar su productora -Lucientes Films- afrontó el reto de divulgar el potencial turístico de su ciudad con un documental. Maduró la idea y, tras superar el parón que provocó la pandemia, logró terminar ‘Spanish Debut’, una cinta de casi 50 minutos que se ha llevado un premio internacional en Ciudad del Cabo. El Festival Internacional de Cine Turístico de África ha otorgado su premio de Oro a este documental, que la semana que viene se va a proyectar en los cines Artesiete de La Torre Outlet.

El documental forma parte de una serie de cinco piezas sobre cinco ciudades: además de la capital aragonesa, Iryna Melnyk ha rodado en Pamplona, San Sebastián, Madrid y en “un pueblo genérico español” sin identificar, pero que ha sacado de escenas rodadas en Sos del Rey Católico, Sádaba, Uncastillo y Biota. Su proyecto no queda aquí, ya que quiere continuar la serie con Barcelona, Madrid, Sevilla, Palma de Mallorca…

Momento del rodaje de 'Spanish debut'.
Momento del rodaje de 'Spanish debut'.
Heraldo

“Estoy enamoradísima de España, es el mejor país del mundo. Es muy injusto que a nivel internacional apenas se promocione en el plano cinematográfico. Los europeos vienen porque es bonito y barato, pero no porque hayan visto los encantos que tiene el país realmente”, reflexiona. A su juicio, España “no tiene nada que envidiar a Francia o Italia”, pero cuenta con “un ambiente distinto y alegre, en el que “puedes hablar con cualquiera en una terraza”.

En su documental ha hecho un recorrido por lugares como el Museo Goya, el Patio de la Infanta, el Pilar, la empresa La Zaragozana, la Aljafería, la parte logística… También refleja historias curiosas, como la huella que dejó Albert Einstein en su visita a Zaragoza en 1923. “Dio varias charlas, celebró su 44 cumpleaños en el Casino Mercantil y fue el único sitio de España donde besó a alguien, ya que reaccionó así cuando dos joteras le cantaron una jota”, señala. La cinta se cierra con una parada en la vida y obra de Luis Buñuel, admirado por la autora del documental.

El documental tiene firma femenina, y está conducido por tres mujeres protagonistas que hacen de hilo conductor en el recorrido por la ciudad: la propia Iryna, su compatriota María Tomanova y la aragonesa Marta Fortacín. Si su autora se tuviera que quedar con tres aspectos de Zaragoza que ‘vender’ en el extranjero, elegiría el Museo de Goya, el Pilar y el potencial logístico de la ciudad. No obstante, también ha querido transmitir “una visión joven y cosmopolita” de Zaragoza. “Es una ciudad muy antigua, pero que tiene mucho dinamismo”, destaca.

Esta doctora en Historia y Pedagogía por la Universidad de Zaragoza vive en la capital aragonesa desde 2014, y montó su productora en 2019. En Ucrania trabajó en un gran estudio de rodajes, el Estudio Dovzhenko, como consultora histórica. Ahí empezó su afición por el cine, que ha sido el ámbito al que poco a poco se fue desviando. En este proyecto ha arriesgado su dinero, así que espera que poco a poco vayan llegando los frutos.

Para el futuro prepara un documental sobre la figura de Goya, sobre la que siente una gran admiración total -el nombre de su productora lleva el segundo apellido del genio aragonés-. “Quiero contar su historia a los jóvenes, porque fue un revolucionario con una personalidad fascinante. Su influencia es tan grande que a mí me parece que aún esté vivo”, señala.

Pendiente de la guerra de Ucrania

Iryna está centrada en la promoción de sus documentales, pero no pierde de vista la situación de su país. Allí tiene a buena parte de su familia, por lo que vive “con el corazón partido”. “En toda mi vida hay unas pocas cosas que jamás podré olvidar. Una de ellas es la llamada de mi hermano el 24 de febrero a las 6 de la mañana contándome que los rusos estaban bombardeando”, recuerda. Más de tres meses después, aún se levanta todos los días “con parte de mi alma allí”. “Lo primero que hago en el día es llamar a mis padres para comprobar que están vivos”, apunta.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión