Despliega el menú
Ocio y Cultura
Suscríbete

Parón de publicaciones en la Institución Fernando el Católico por cuestiones burocráticas

Los últimos requisitos del Área de Intervención de la DPZ ralentizan la edición de libros y revistas. Los centros de estudios también se ven afectados por la situación actual.

Institución Fernando el Católico
Institución Fernando el Católico
DPZ

El programa anual de publicaciones de la Institución Fernando el Católico de Zaragoza (IFC) y de sus centros de estudios asociados, que se eleva hasta los 80 títulos anuales de media con un presupuesto aproximado de 300.000 euros, ha sufrido un parón en su habitual funcionamiento, derivado de conflictos administrativos con el Área de Intervención, con las exigentes normativas europeas y el Consejo Consultivo del Gobierno de Aragón.

"Es cierto, nuestro programa se está viendo afectado por los nuevos requisitos que el Área de Intervención ha planteado para la impresión de libros y revistas", decían este lunes fuentes de la Diputación de Zaragoza.

Desde el Área de Cultura se explicaba que "según el criterio de la Intervención, y en contra de lo que venía sucediendo hasta ahora, encargar la impresión de cada publicación por separado supondría fraccionar los contratos, lo que ha obligado a sacar a concurso el conjunto de todas las publicaciones mediante dos acuerdos marco: uno para los libros y otro para las revistas".

Un amplio trabajo de fondo

La IFC alterna, en su funcionamiento habitual, la edición de publicaciones en formato convencional de papel y en la red, y con relativa frecuencia también publica discos, mapas, organiza conciertos, seminarios, congresos (uno de los últimos ha sido el de fotografía que coordina José Antonio Hernández Latas y ya se ha hecho de referencia en España con solo tres ediciones), y colabora muy activamente en festivales, como el de Daroca, a la que par que apoya la investigación musical de distintos colectivos, como Los Músicos de su Alteza, por citar un ejemplo, y respalda numerosos trabajos de arqueología. También se ha significado desde hace años en una activa política de coediciones, no solo con editoriales aragonesas sino de la esfera nacional en proyectos vinculados con Aragón.

Lotes de revistas y libros

"Este procedimiento –insistían las fuentes de la Diputación– es muy complejo desde el punto de vista técnico, ya que obliga a estandarizar las muy distintas características de las publicaciones en cuanto a tamaño, número de páginas, tipo de papel…".

La situación es compleja y desconcertante, se han retrasado pagos (y algunas imprentas estuvieron a punto de cerrar por el alto volumen de impagos, como fue el caso de Cometa), se han paralizado proyectos y también se han congelado ayudas ordinarias a los centros de estudios, que son seis: Bilbilitanos, Borjanos, Caspolinos, Darocenses, Cinco Villas y Turiasonenses. "Después de trece meses de tramitación, el acuerdo marco de las revistas, que se ha dividido en nueve lotes diferentes para asegurar la mayor concurrencia posible de empresas, está a punto de adjudicarse. Y en breve se sacará a concurso el de los libros, que tiene otros 21 lotes distintos", añadían.

Aseguran que la IFC está haciendo un enorme esfuerzo para resolver cuanto antes "los problemas derivados de estas nuevas exigencias administrativas que le han obligado a diseñar unos instrumentos de licitación que muy probablemente sea únicos en España por su enorme complejidad", matizaban las fuentes.

Las incidencias que ha sufrido la Institución Fernando el Católico han sido sumamente complejas desde 2019 y en 2020, e incluso intervino el Consejo Consultivo de la DGA, con el que tampoco el entendimiento fue el esperado. El parón ha tenido sus efectos inmediatos también en la periodicidad de publicaciones de los distintos centros de estudios, adscritos a la Institución Fernando el Católico.

Carlos Forcadell, director de la IFC, estaba tranquilo ayer. Entiende que es un conflicto que está en vías de solución. Observaba: "No se trata de un problema solo nuestro, de la Institución. Afecta a la Diputación y a otros organismos. Es un problema de Intervención derivado de una nueva y exigente normativa europea".

Una mirada a los fondos de la IFC, que superan ampliamente los 3.000 a lo largo de más de 75 años años de trayectoria, da una medida de su complejidad, de la variedad de sus colecciones (26 de libros, 16 de revistas), de su compromiso con diversos niveles de promoción cultural y de la valiosa aportación de la Biblioteca Virtual, que posee muchos títulos digitalizados y sigue haciéndolo con generosidad y esfuerzo. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión