Despliega el menú
Ocio y Cultura

Javier Sierra: "Mis novelas deben contener siempre verdad"

El escritor turolense participó este martes por videoconferencia en el ciclo ‘Martes de libros’ de la Fundación Ibercaja.

Ana Segura, Mayte Ciriza y Javier Sierra, durante la charla de ayer por la tarde.
Ana Segura, Mayte Ciriza y Javier Sierra, durante la charla de ayer por la tarde.
Heraldo

"Una cosa que es esencial en mi literatura es que las novelas deben contener siempre verdad. Es un espacio de imaginación, pero el poso de la novela tiene que tener algo que al lector le lleve a la sensación, cuando ha terminado de leerla, de que ha aprendido de verdad alguna cosa". Esa fue una de las principales características apuntadas este martes por el escritor Javier Sierra a la hora de hablar de su literatura durante la charla por videoconferencia del ciclo ‘Martes de libros’ organizado por Fundación Ibercaja, que fue presentada por la periodista Ana Segura e introducida por Mayte Ciriza, directora de Cultura de la fundación.

Su último libro, ‘El mensaje de Pandora’, escrito durante la cuarentena, centró buena parte de su intervención y decidió escribirlo cuando "el escenario de alguna manera surrealista, tan distópico, que llegó con el confinamiento, me provocó un pequeño ‘shock’ y quería explicarme y explicarles a mis hijos pequeños lo que pasaba, e hice lo que sé, contarles un cuento, construir una historia en la que poder explicar lo que estaba ocurriendo".

Para ello, Sierra echó mano de su propia biblioteca y de sus numerosas notas. "Y una de las cosas que siempre me había interesado fue todo lo que tiene que ver con el fin del mundo, de civilizaciones, ese momento de cambio brusco a veces que se produce en el curso de la Historia. Estaba convencido de que estábamos en el inicio de uno de esos momentos y ahora lo sigo pensando, que esto nos va a cambiar como civilización", comentó el creador. De esa situación surgió "este libro un poco particular, que es una carta que dirige una mujer mayor a su sobrina, una mujer joven". "Es seguramente la novela más reflexiva que he escrito y una de sus claves es que parte de un viaje muy particular, desde los Pirineos hasta el Ampurdán. Y un elemento clave es una pintura rupestre en la que, por primera vez, se representa a una criatura antropomorfa, que es del momento en que el hombre empieza a dominar los animales y es cuando surgen las primeras pandemias y los primeros problemas con los virus".

Se refirió también a la peste negra como motor que provocó el cambio de la civilización medieval hacia la apertura renacentista, con los grandes artistas que ponen al hombre en el centro de la sociedad. Buscando paralelismos con la situación actual, se puso a ordenar sus ideas escribiendo la novela y constatando "cómo las pandemias han ido esculpiendo cómo somos desde la Prehistoria hasta hoy".

Sierra avanzó que ya está trabajando en su próxima obra, para la que ha preparado un manual de más de 100 páginas que le será muy útil cuando se ponga a escribirla. Y, como todas sus obras, partirá de una incógnita con algún buscador o buscadora que trata de encontrar una respuesta a un enigma histórico.

Etiquetas
Comentarios