Despliega el menú
Ocio y Cultura

Series de Televisión

Talento local a la caza de los mejores rincones del Pirineo para ambientar la serie 'Monteperdido'

Lucas Sáez, natural de Candanchú e impulsor de Pyrene Media, ejerció como jefe de localización para el rodaje en la provincia de Huesca del éxito de la temporada de TVE.

La serie de televisión 'La caza. Monteperdido' tiene dos protagonistas indiscutibles. Y los dos son oscenses. Megan Montaner, la actriz principal; y su paisaje, el valle de Benasque.

Y al igual que Montaner fue elegida por el potencial que vio en ella el equipo de casting para meterse en la piel de la hermética Sara, cada localización que aparece en esta serie de intriga fue escogida con cuidado en base a muchísimos factores, tanto técnicos como artísticos. Una labor de selección que recayó en manos de otro local: Lucas Sáez, natural de Candanchú y promotor, junto con su hermano Mateo, de la productora audiovisual especializada en rodajes en el Pirineo Pyrene Media.

Sáez fue contactado durante el mes de julio del año pasado por la factoría DLO Magnolia. Tenían listo el guión, iban a producir la serie y necesitaban a alguien que conociese la zona como nadie para encontrar los recovecos de la cordillera pirenaica que se convertirían en los lugares más emblemáticos del que está siendo el éxito de la temporada de TVE.

Gracias a su trabajo en Pyrene Media, el Sáez mayor conoce al dedillo el territorio, el potencial de sus paisajes, el talento de la zona y los trámites burocráticos para conseguir los permisos para rodar en sus municipios y parques naturales. De modo que Lucas Sáez se convirtió en el jefe de localización de 'La Caza. Monteperdido' para todas las escenas grabadas en el Pirineo.

"La misión era leerme todos los guiones, localizar los posibles escenarios para las escenas en exteriores y tramitar los permisos. También me preguntaron por técnicos locales y les puse en contacto con nuestra gente de confianza: Luis Orando, de decorados, Luis Castán, de dirección, Víctor Gracia e Inés Laporta para producción, Sara Dieste para maquillaje... Siempre es un plus que las productoras de fuera contraten especialistas de la zona, y en este caso fue así", relata.

Para seleccionar cada enclave había que tener en cuenta varios aspectos fundamentales. Por un lado, claro, los  requisitos visuales que venían marcados por el guión pero por otro, que no estuviesen a más de media hora en coche del centro de Benasque, pues a cada punto del rodaje había que desplazar a un centenar de personas y varios camiones de veinte metros de largo.

Cada localización tenía sus peculiaridades. "La borda Caballé, la casa del primer sospechoso, fue complicada porque según el guion tenía que estar totalmente apartada del pueblo y tener una doble planta y una puerta trasera con un hangar. Encontramos una abandonada pero luego hubo que llevar a cabo muchos trabajos de mantenimiento para acceder con todo el equipo", cuenta.

Una de las localizaciones de la serie 'La caza. Monteperdido' en el valle de Benasque
La borda Caballé, una de las localizaciones de la serie 'La caza. Monteperdido' en el valle de Benasque
Pyrene Media

Algo parecido les pasó con la casa del agujero en el que están secuestradas las niñas. "Tenía que ser una borda abandonada, sin tejado, y rodeada de un tipo de árbol concreto, los tremos de los que hablan en la serie. Fue complicado porque encontramos varios refugios de pastores pero estaban a 2.000 metros de altura y a más de dos horas caminando, así que no era factible. Al final encontramos una en ruinas pero era totalmente inaccesible y tuvimos que pedir permisos forestales y al ayuntamiento para acceder con excavadoras y abrir un antiguo camino de vacas", explica Sáez.

Permisos que se volvían todavía más delicados cuando se trataba de filmar dentro de los límites del parque natural. Para este tipo de trámites, Sáez también contó con el respaldo de la Aragón Film Commission y Luis Fatás. La Dirección Provincial de Medio Ambiente exige extremar las precauciones para no causar ningún daño al paisaje y en una de las primeras escenas, en la que aparece el coche accidentado al fondo del barranco de Remuñe, tuvieron que delimitar un perímetro "bastante importante" para tirar el coche con la grúa "y descontaminar" el vehículo previamente. "También le quitamos antes los cristales para no dejar ningún residuo", ejemplifica Sáez.

Lucas Sáez impulsor de la productora audiovisual del Pirineo Pyrene Media
El aragonés Lucas Sáez, jefe de localización en el rodaje de la serie 'La caza. Monteperdido'
Pyrene Media

El hostal en el que se alojan los guardias civiles sí es una casa del pueblo de Benasque, pero las viviendas de los vecinos pertenecen a la urbanización de Cerler mientras que el hotel de los turistas es el de los Llanos del Hospital. También se filmaron en los Llanos las escenas en las que se pierden las niñas y todas las que transcurren en torno a la empresa de actividades al aire libre en la que se ocultaba el padre de una de las niñas, para la que se utilizó un almacén anexo al hotel real.

"Nuestro trabajo también es visualizar los sitios como tú los quieres, aunque no lo aparenten a primera vista. Y luego siempre hay que hacer mucha prueba-error. Cada localización que propones se visita cuatro veces para hacer una prueba técnica con los directores, ver dónde se pondrán las cámaras y si hace falta quitar o poner algún elemento...".

El rodaje de Monteperdido arrancó en septiembre y durante dos meses estuvo todo el equipo alojado en Benasque. Solo hubo que volver un día en diciembre porque las escenas del primer capítulo requerían coincidir con una nevada.

El de Monteperdido es el rodaje más largo en el que ha participado este productor aragonés. Una vez acabado, Sáez ya ha vuelto a centrarse de lleno en su propia compañía, Pyrene Media, y en facilitar el rodaje de sus anuncios a las marcas nacionales e internacionales que ponen la vista en el Pirineo. Como aquel anuncio de Vodafone en un telesilla o uno de Audi. De hecho, en estos meses ya ha vuelto con todo su equipo al valle de Benasque para filmar un anuncio para otra conocida marca de coches que pronto se desvelará... "El Pirineo es nuestro lugar de inspiración para crear contenido audiovisual para empresas de todo el mundo... y nuestro campo de juegos", concluye.

Lucas Sáez con su equipo de Pyrene Media, productora audiovisual del Pirineo
El equipo de la productora del Pirineo Pyrene Media
Pyrene Media
Etiquetas
Comentarios