Despliega el menú
Gastronomía
Suscríbete

Gastronomía

recetas

Arroz con leche: el truco para conseguir una versión perfectamente cremosa

Delicioso e irresistible, este postre es uno de los clásicos que ha pasado de generación en generación. 

Con su característico toque de canela, el arroz con leche encuentra distintas preparaciones en el mundo.
Con su característico toque de canela, este postre encuentra distintas preparaciones en el mundo.
Pixabay

Se dice que es uno de los postres típicos de Semana Santa, pero lo cierto es que el arroz con leche encuentra sitio en el menú durante todo el año. Tradicional de la cocina de muchos países, tiene su origen en la antigua Asia desde donde se exportó al mundo entero. Clásico e irresistible, en España destaca por una perfecta mezcla de canela, azúcar y limón. 

No obstante, y como muchas otras recetas, la del arroz con leche tiene truco. Y es que para conseguir una versión cremosa, lo más importante es el tiempo que dedicamos a su preparación. Pero no solo eso, la elección de ingredientes también es clave. Según distintos expertos culinarios, lo ideal es apostar por arroz de grano redondo (tiene más almidón), leche entera y calcular un palo de canela por litro de leche. 

Durante la elaboración, lo principal es remover con frecuencia utilizando una cuchara de madera (para facilitar la liberación del almidón). Lo anterior, te permitirá lograr la deseada textura cremosa. Finalmente, si la idea es  replicar el estilo asturiano, se suele completar con el toque caramelizado de azúcar (una última capa crujiente y deliciosa). 

Toma nota de todo lo que necesitas antes de comenzar:

Ingredientes

  • 250 gr de arroz de grano redondo 
  • 3 litros de leche entera 
  • 100 ml de nata liquida 
  • 250 gr de azúcar 
  • 60 gr de mantequilla 
  • 3 palos de canela 
  • Canela en polvo
  • Corteza de un limón 
  • Sal
  • Un chorro de anís, coñac, jerez o ron (opcional)

Preparación

  1. En una olla grande poner el arroz en agua hirviendo y remover para liberar el almidón. Después de unos 5-10 minutos, quitar el agua y poner nuevamente el arroz a fuego (medio). 
  2. ​Agregar la leche (caliente) poco a poco. Añadir una cucharadita de sal, la corteza del limón, la canela, la nata y seguir removiendo. 
  3. Unos 30-40 minutos después (cuando se consiga una textura cremosa), agregar más leche caliente y remover sin parar. 
  4. Cuando tengamos una textura todavía más cremosa y se haya absorbido toda la leche, añadir el azúcar y el alcohol (opcional). Remover unos 5-10 minutos más. 
  5. Quitar las ramas de canela, el limón y dejar enfriar.
  6. En el paso final, al momento de servir, espolvorear con azúcar y canela en polvo para quemar con soplete o una plancha metálica (opcional). 

Apúntate a la newsletter de gastronomía y recibe en tu correo recetas para hacer en casa.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión