Despliega el menú
SD Huesca
Suscríbete

sd huesca

Un defensa, un extremo y las salidas, los movimientos de la SD Huesca para el cierre del mercado

Los azulgranas tienen que solucionar este martes al menos cuatro operaciones. La situación de Borja García y Siovas condicionan las entradas.

Siovas y Borja García posan para los medios gráficos tras su presentación.
Siovas y Borja García posan para los medios gráficos tras su presentación.
Rafael Gobantes

La SD Huesca llega al cierre del mercado, circunstancia que se producirá en la noche de este martes, con cuatro tareas por solucionar para completar los objetivos que se había marcado, dos son entradas y otras tantas, salidas. Las despedidas, personalizadas en Borja García y Siovas, condicionarán los fichajes dado que permitirían liberar un espacio relevante en el límite salarial. La elevada ficha de ambos, que curiosamente fueron presentados juntos hace un año, y el hecho de que el club quiera recuperar parte de la inversión que realizó por ellos ha dificultado hasta ahora su marcha.

Por el medio, por el que se pagó más de dos millones, ha puesto interés su antiguo club, el Girona, donde se reencontraría con el técnico Míchel Sánchez. El problema de la operación es su volumen económico. En busca de abrir margen para salarios los de Montilivi se han desecho en los últimos días de Diamanka y Zeballos, además estarían dispuestos a perdonar los plazos pendientes del traspaso o incluso, según se apunta desde Gerona, a incluir otros jugadores, el exazulgrana Samu Sáiz entre ellos.

Siovas, que costó un millón de euros y desembarcó desde el Leganés, ha sido relacionado a lo largo del verano con el Olympiacos, el Osasuna y el Rayo. Todos esos intereses parecen haberse ido diluyendo.

Ambos solicitaron en su momento su salida al club y no han entrado hasta ahora en ninguna convocatoria. Borja García dio positivo en covid-19 y tardó en volver a la dinámica del grupo y también Siovas trabajó varias semanas al margen a causa de una sobrecarga muscular. Estaban ya disponibles para el encuentro del viernes pasado en Las Palmas (2-1), pero finalmente se optó porque no viajasen. Si se quedan, de todos modos, el Huesca los considera piezas que pueden ser útiles en el proyecto.

En el apartado de refuerzos, una vez lograda el lunes la cesión del delantero argentino Adolfo Gaich, la prioridad es la de un central. Si Siovas hace las maletas, en la plantilla solo quedaría Pulido como jugador específico para esa posición a la espera de que Insua pueda volver a jugar en septiembre y aún a pesar de contar con la baza de que Cristian Salvador, como ha demostrado en las tres jornadas celebradas hasta ahora, y Florian Miguel pueden actuar allí. La opción del regreso de Vavro, aunque no se ha llegado a descartar de forma rotunda, se sabe que es más que complicada.

La segunda vía para redondear la plantilla es la del extremo, a poder ser zurdo, y, a la vista de que el perfil de delantero ratonero no se ha cumplido con Gaich, un ‘9’ de corte más físico, probablemente que pueda desempeñar más funciones en las demarcaciones ofensivas. Esta incorporación estaría completamente sujeta a que no siga Borja García.

Y al margen de todo esto quedan situaciones como la de Seoane, que finaliza contrato en junio. El club cuenta con el medio, lo ve como un jugador que marcará las diferencias, pero él ya manifestó públicamente que su deseo es jugar en Primera División. Varios equipos lo siguen y en especial el Elche, que llegó a ofrecer cuatro millones de euros más uno en caso de permanencia. El Huesca se remite a su cláusula, de diez millones de euros, aunque en la ecuación también entra el Real Madrid, donde se formó, y que retiene el 50% de sus derechos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión