Real Zaragoza
Suscríbete

real zaragoza

Siete días clave para definir el futuro del Real Zaragoza

El equipo aragonés disputa tres partidos (Mirandés, Burgos y Sporting) en una comprimida semana. Será la última jornada intersemanal de la temporada. 

La plantilla del Real Zaragoza, en un entrenamiento en la Ciudad Deportiva.
La plantilla del Real Zaragoza, en un entrenamiento en la Ciudad Deportiva.
Guillermo Mestre

El Real Zaragoza, tocado por las bajas de Juanjo Narváez y Valentín Vada y enredado en una espiral de ocho empates consecutivos, afronta una semana clave, decisiva. Al borde de los puestos de descenso y necesitado de romper la serie de empates, disputará una nueva tacada de tres partidos en apenas siete días. Sin descanso, recibirá al Mirandés en La Romareda este domingo 31 de octubre, jugará en Burgos el jueves 4 de noviembre (19.00) y cerrará su apretada agenda el domingo 7 ante el Sporting de nuevo en su estadio (16.00).

Será la segunda semana con jornada intersemanal de la temporada. Y también la última. La Liga ha programado para esta temporada dos partidos en fechas laborables (al margen de los clásicos y repetidos lunes y viernes) y, tras recibir a la Ponferradina hace siete días, el Zaragoza viajará a Burgos el próximo jueves. Más adelante, en invierno, entrará en escena la Copa del Rey (el Zaragoza debutará en la ronda del 1 de diciembre) y los partidos de Segunda División serán ya fijos todo el curso en los días del fin de semana o cercanos a él (lunes o viernes).

De este modo, el conjunto que prepara Juan Ignacio Martínez encara siete días absolutamente definitorios. Son tres partidos (Mirandés, Burgos y Sporting) que determinarán las aspiraciones del Real Zaragoza. Si suma una importante cuota de puntos (entre siete y nueve), la cadena de ocho empates seguidos quedará como una anécdota para los libros de historia. En cambio, si sigue atascado en el camino de las victorias y suma menos de un par de triunfos, las señales de alarma se dispararán definitivamente, sin remedio alguno. Es un momento bisagra de la temporada, a puertas de noviembre, el momento en el que los equipos terminan de poner la pinta definitiva a su rostro.

Jim, por tanto, se encuentra ante siete días cruciales, de vital importancia. En este sentido, el preparador está obligado a repartir esfuerzos en una plantilla en la que, como demostró en Gerona, solo hay dos o tres piezas fijas en su esquema: Cristian, Jair y Fran Gámez. Con Narváez y Vada fuera para esta serie de partidos (y alguno más), el Zaragoza está obligado también a encontrar nuevos caminos hacia el gol. Sin ellos, el equipo pierde el 75% de su escasa pegada.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión