Despliega el menú
Real Zaragoza
Suscríbete

real zaragoza

Raúl Guti, con el físico al límite

El centrocampista arrastra molestias desde hace varios partidos debido a la saturación de esfuerzos tras el reinicio de la competición.

Momento del partido del Real Zaragoza contra el Real Oviedo, en La Romareda.
Momento del partido del Real Zaragoza contra el Real Oviedo, en La Romareda.
TONI GALAN

Todo tiene un límite, incluso un portento físico, de depósito abundante y generoso combustible, como Raúl Guti, y el canterano zaragocista lleva una semana con las sirenas de alarma de una lesión advirtiendo y moderando sus esfuerzos. Es la consecuencia directa de la gestión de sus minutos por parte del cuerpo técnico -Víctor Fernández y su ayudante especializado en preparación física, Roberto Cabellud- desde que la competición se reinició para el Real Zaragoza el pasado 13 de junio, hace un mes.

Desde entonces, Guti ha sido siempre titular, en los nueve partidos disputados, rol que remarca su peso y trascendencia en el equipo, pero sobre todo, en este tiempo, ha sufrido una saturación de minutos: jugó de modo consecutivo y completos los primeros siete partidos (Alcorcón, Lugo, Almería, Extremadura, Huesca, Girona y Rayo Vallecano), sin descanso, sumando más de 665 minutos de forma ininterrumpida y con los descansos justos entre partidos. Víctor Fernández no lo introdujo en ese periodo en ninguna política de rotación y dosificación de esfuerzos.

Hasta que en Tenerife, a falta de un cuarto de hora, el técnico lo sacó del campo, cambiado. Fue el primer aviso de que algo no iba bien con un exprimido Guti. Y así es, a ligeras sobrecargas musculares propias de una calendario así, se sumó una pequeña lesión de tobillo izquierdo que ha requerido, desde días pasados, de cuidados médicos especiales.

También de una moderación de sus cargas de entrenamiento. Debido a la extraordinaria configuración de la agenda de la competición apenas hay tiempo para descansar y volver a jugar, por lo que a Guti, como otros compañeros, se le prioriza la presencia en los partidos de la semana.

Frente al Oviedo, el centrocampista zaragozano fue titular, pero de manera muy renqueante y alejada de su mejor versión, y necesitó de una sustitución en el descanso. Fue un nuevo aviso de que las condiciones de Guti no son las mejores y de que su físico se encuentra en el límite.

Esta semana, con partido en viernes y mayor periodo de descanso y recuperación, le vendrá bien al futbolista para aliviar esas molestias y dolores en el tobillo izquierdo y oxigenar y destensar la musculatura, con el objetivo de que pueda estar disponible contra el Albacete y en el partido final contra la Ponferradina.

En el horizonte, también surge un hipotético play off, por lo que los cuidados de Guti se van a extender a los próximos días y van a requerir la vigilancia médica especial con el objetivo de que esa dolencia en el tobillo no empeore y fuerce medidas más conservadoras aún. De momento, el tablero de las luces de emergencia del físico de Guti está encendido.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión