Despliega el menú
Real Zaragoza

real zaragoza

Zapater, Rusia, el parón excepcional de la liga y el rotundo aviso de sus secuelas físicas

El centrocampista del Real Zaragoza recordó su inolvidable y negativa experiencia en el primer año de su llegada al Lokomotiv de Moscú cuando acometió la pausa de invierno en la liga rusa.

Alberto Zapater, en abril de 2012 (hace 8 años), junto al entonces presidente del Consejo Superior de Deportes, Miguel Cardenal, en Moscú. El futbolista aragonés porta su camiseta del Lokomotiv de Moscú, con su nombre en cirílico.
Alberto Zapater, en abril de 2012 (hace 8 años), junto al entonces presidente del Consejo Superior de Deportes, Miguel Cardenal, en Moscú. El futbolista aragonés porta su camiseta del Lokomotiv de Moscú, con su nombre en cirílico.
CSD

“Recuerdo cuando estuve en Rusia y viví el problema de la fractura de la liga en dos partes. Allí, además de las vacaciones del verano, hacen un parón en diciembre y enero, en el invierno más duro. Y el primer año, esas fechas de la Navidad, con más de un mes sin liga, a mí me mataron”. Es el recuerdo, sincero y dolido, que le quedó a Alberto Zapater de su primer año de la abrupta experiencia que vivió el ejeano en Rusia, en las filas del Lokomotiv de Moscú, que abarcó dese 2010 hasta 2014. 

Ese retroceso en la cronología de las experiencias profesionales de Zapater viene hilado con el presente, con la extraordinaria y desconcertante situación que está viviendo España, el mundo, con la mayor parte de las actividades sociales y empresariales paralizadas por el coronavirus Covid-19 y el confinamiento de la población. Este hecho, sin precedentes, afecta de lleno al sector del fútbol profesional, que jamás habrá vivido hasta ahora un parón súbito con tantos meses de colapso hasta que, cuando sea, se puedan reanudar las competiciones.

“Recuerdo que se detuvo la liga y, antes de retornar los partidos, nos fuimos como de pretemporada a Portugal. Yo no tenía experiencia de algo así en esa fase de mitad de temporada. Estaba acostumbrado a un calendario como el español, o el italiano o el portugués en el que, como mucho, tenemos solo una semana de pausa por Navidad. Creo que algo así le va a pasar a todo el mundo. Volver a rendir en el campo no será fácil para los equipos, no se logra eso de la noche a la mañana. Por mucho que entrenemos en casa ahora, esto no tiene nada que ver con lo que haces diariamente en la Ciudad Deportiva. Por lo que se ve, esto se va a alargar mucho más que lo que yo viví en Rusia”, añadió Zapater a su pronóstico basado en su vivencia personal en tierras moscovitas.

El capitán zaragocista avisa de cuestiones que, en cierto modo, él ha padecido en primera persona y ha visto a su alrededor en Rusia. “Habrá lesiones, las va a haber cuando volvamos. Además, aquí, se jugará a temperaturas inusuales al ser verano. Habrá que adaptarse, no nos quedará otra. Yo, de todos modos, tengo la ilusión de que eso pueda suceder, quiero que se pueda jugar finalmente”, advirtió. 

Zapater rubrica un axioma: "Si se vuelve a jugar, será como empezar de cero. Todo será nuevo", indica con contundencia previendo una pausa bastante más extendida en el tiempo, incluso, que las vacaciones veraniegas en España cuando los equipos acaban a mitad de mayo en Primera por ser año de Mundial o Eurocopa. 

Y termina lamentando lo que pudo ser un final de liga apasionante y precioso de vivir entre el zaragocismo que, por fuerza, habrá de ser recompuesto y afrontado de otro modo por mor de tan extraordinarias causas sanitarias. "Se ha cortado la magnífica racha que llevaban mis compañeros en la liga. Eso sí, con la suerte de ir segundos en la tabla, a un punto del líder y con 5 puntos de ventaja sobre los perseguidores. Pero va a ser otro escenario", apostilló el cincovillés.

Etiquetas
Comentarios