Despliega el menú
Real Zaragoza

La curiosidad de Ais Reig, árbitro alicantino del Real Zaragoza-Lugo

El colegiado levantino, de 33 años, pitó el mismo enfrentamiento el año pasado, pero en el Anxo Carro lucense, con victoria gallega por 2-1.

Ais Reig, a la derecha, observa en el área un ataque de Papunashvili y Borja Iglesias,  en el último partido que dirigió el alicantino en La Romareda, el año pasado ante el Sporting de Gijón (2-1).
La curiosidad de Ais Reig, árbitro alicantino del Real Zaragoza-Lugo
Guillermo Mestre

Saúl Ais Reig, el árbitro alicantino que con solo 11 letras es capaz de armar su nombre y sus dos apellidos, será el encargado de dirigir el Real Zaragoza-Lugo del próximo sábado en La Romareda (18.00, sin televisión en abierto). Natural de la localidad interior de Muro de Alcoy, tiene 33 años y cumple ya su 4ª temporada en Segunda División.

Como curiosidad, entre el cada vez más engrosado currículum de Ais con el Real Zaragoza de por medio, salta a la vista a estas alturas que el año pasado, el colegiado del Comité Valenciano ya dirigió un enfrentamiento entre zaragocistas y lucenses, solo que aquella vez fue el del Anxo Carro. Por estas mismas fechas, en Lugo, el Zaragoza cayó por 2-1con un gol de Iriome en el minuto 90 (seguro que al zaragocismo le suena esta cantinela tras lo vivido hace pocas horas en Almería, muy similar).

Allí estaba con el silbato en la boca Ais Reig. Fue aquella noche del gol de Buff, del debut de Cristian Álvarez en la portería tras su periodo de adaptación, también del estreno de Mikel González como central tras sustituir en el descanso al lesionado Grippo. Pudo ganar el Zaragoza, tras una primera parte de amplia superioridad, pero acabó claudicando increíblemente (hay cosas que no cambian).

Del resto de antecedentes con este juez deportivo, solo se recuerda con claridad su mal estreno con el Zaragoza en su primer año en la división de plata, el curso 2015-16. En él, perjudicó notablemente a los zaragocistas en sus dos apariciones. Primero, en La Romareda, en la derrota por 0-2 ante el Valladolid, día en el que pitó un penalti decisivo a favor de los pucelanos, que acabaron ganando por 0-2, tras un toque suave del balón -no del rival- por parte de Olaortúa, central del filial zaragocista que debutó ese día con el primer equipo, entrenado por Popovic. A Ais lo engañó el piscinazo del portugués André Leao y, en el primer minuto de la segunda parte, patrocinó el segundo tanto pucelano (lo transformó desde los 11 metros Manu del Moral) y abortó de raíz cualquier opción de reacción del Zaragoza. El propio entrenador del Valladolid, Miguel Ángel Portugal, reconoció tras el partido que no había sido penalti.

Y, sobre todo, su actuación más perniciosa ocurrió en Ponferrada, al final de la liga. Ais perdonó la expulsión en El Toralín al local Berrocal, no dio como válido un gol fantasma de Ortí a falta de 10 minutos en una falta directa que pareció entrar con claridad y no señaló ninguno de los tres derribos (3) en el área berciana que pudieron considerarse penalti sin ningún problema, dos a Dongou y uno a Isaac. Aquel duelo acabó 1-1 y con la sensación del Real Zaragoza de haber sido seriamente dañado por el árbitro, lo que provocó una semana muy movida en los despachos vía Madrid.

Lo que vino después, tanto el año pasado como el anterior, ya ha sido más calmado con Ais Reig. Bajo su juicio, el Zaragoza ganó 2-0 al Alcorcón hace dos campañas; perdió 1-0 en la vieja Condomina ante el UCAM Murcia; y cayó asimismo en La Romareda ante el Tenerife por 1-2 en el último partido de aquel nefasto año. Nada que objetar sobre el colegiado del Condado de Cocentaina. Tampoco, en líneas generales, en la derrota citada del año pasado en Lugo (2-1); en el 0-0 que se dió ante la Cultural Leonesa en La Romareda poco después; o en la victoria zaragocista por 2-1 ante el Sporting de Gijón en la recta final del torneo, rumbo a la promoción, ya que un gol fantasma de Pombo que pareció entrar (dio en el larguero y seguramente botó dentro) acabó no siendo dañino.

Hasta ahora, Ais Reig ha pitado 2 partidos en esta nueva campaña, en la que aspira a subir a Primera División. En ninguno de los dos ganó el local. Fueron los duelos Nástic de Tarragona-Tenerife (1-1), y el reciente Reus-Albacete (1-2). El sábado, vuelve a La Romareda.

Etiquetas
Comentarios