Zaragoza
Suscríbete por 1€

La defensa de Chicote sostiene que tenía permiso para grabar y pide la absolución

El hostelero zaragozano acusa al chef televisivo de coacciones y solicita una multa de dos meses y 10.000 euros por daños económicos y morales.

Chicote examina los restaurantes chinos, entre ellos varios de Zaragoza, para averiguar de dónde viene su comida.
Chicote examina los restaurantes chinos, entre ellos varios de Zaragoza, para averiguar de dónde viene su comida.
@telovasacomer/Twitter

¿Tuvo Chicote permiso expreso para meterse hasta la cocina de un restaurante asiático de Zaragoza o se cocinó él mismo la autorización? La respuesta a esta pregunta dirimirá si el mediático chef hace frente a una cuantiosa multa e indemnización para el hostelero, que considera que su negocio se vio gravemente perjudicado por la estrella televisiva.

El representante legal de la productora Cuarzo Producciones S. L., que elabora el programa ‘Te lo vas a comer’ alegó este viernes en la Ciudad de la Justicia que al llegar al establecimiento junto a la Policía Local no encontraron impedimentos del propietario para entrar en los almacenes, la cocina y otros espacios que no están abiertos al personal del negocio.

El hostelero niega la mayor y la abogada que lo defiende, Patricia Rodrigo, sostiene que "él solo permitió entrar en la zona de la entrada, la abierta al público, pero tanto el presentador Alberto Chicote como el resto del equipo, unas cinco personas, accedieron durante una media hora".

El empresario acusa al chef televisivo de un delito de coacciones leves, por lo que solicita una multa de dos meses, así como una indemnización de 10.000 euros por daños económicos y morales.

El abogado defensor, Ricardo Ibáñez solicitó ante el juez la absolución de su cliente, aduciendo que tuvo en todo momento permiso para grabar las imágenes que iban a destinarse a un especial del programa sobre restaurantes de comida china.

Además, la defensa presentó un escrito en el juzgado declarando que Alberto Chicote no es el director del espacio televisivo, sino que su rol es el de conductor del mismo, por lo que sus responsabilidades son limitadas.

La denuncia fue interpuesta el 18 de enero del año pasado, horas después de que el equipo de grabación se personara en el restaurante junto a la Policía Local. El denunciante asegura también que, pese a sus advertencias para que no lo hiciera, el cocinero utilizó una cámara de mano para grabar los alimentos que había dentro de un congelador y hasta la documentación que entregó a los agentes.

Medidas cautelares

El hostelero solicitó la prohibición de la emisión de las imágenes y la magistrada dictó un auto acordando la adopción de la medida cautelar "con el fin de proteger a la víctima y evitar un perjuicio irreparable". La productora, propietaria de las imágenes, impugnó esta decisión, que fue ratificada por la Audiencia Provincial. En su escrito, la productora se lamentaba de "pérdidas millonarias" por la no emisión y llegó a solicitar que se le exigieran 110.000 euros en concepto de depósito al restaurador, cifra que se rebajó a 6.000 euros.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión