Despliega el menú
Zaragoza

zaragoza

Hacer nuevos amigos durante la cuarentena es posible en La Magdalena

La red de apoyo de este barrio ha lanzado una iniciativa con la que poner en contacto a niños de entre 7 y 14 años para que hablen, jueguen online o compartan recetas y manualidades.

Unos niños navegan por internet
Unos niños navegan por internet
Pixabay

El confinamiento ha dado la vuelta a la vida social de todos los ciudadanos. Los cafés se toman por Skype, los encuentros cara a cara han sido sustituidos por las videollamadas y la mejor manera de seguir en contacto con los más allegados es a través de una pantalla. Podría parecer que hacer nuevos amigos en estar circunstancias es una tarea que roza lo imposible, aunque nada más lejos de la realidad.

Para demostrarlo, la Red de Apoyo de La Magdalena ha lanzado ‘Cuarentamiguis’, una iniciativa con la que los más pequeños pueden ponerse en contacto con otros niños de la ciudad para hablar, jugar o compartir manualidades. Todo ello a través del teléfono o el ordenador y en un entorno completamente seguro.

Para participar, los padres de los niños interesados tienen que ponerse en contacto con la red a través de su teléfono o correo electrónico y rellenar un formulario. Una vez recibido, los impulsores del proyecto contactarán con los padres para verificar esa información. “Se comprueba todo y se comparten los teléfonos de los dos niños para que se hagan amigos”, explican desde la Red, que ha creado un grupo de voluntarios que se dedican exclusivamente a gestionar estas solicitudes. “Todos los contactos están canalizados a través de la red”, señalan.

La iniciativa está dirigida a niños de entre 7 y 14 años que tengan ganas de compartir con otros pequeños las manualidades que han ido haciendo estos días, recetas, chistes, trucos de magia y ‘challenges’, entre muchas otras cosas. Y es que, socializar sigue siendo muy importante para ellos aunque sea de manera virtual. “Los adultos contactan entre ellos para llevar un poco mejor la soledad y los niños quieren hacer lo mismo. De hecho, la propuesta de ‘Cuarentamiguis’ la hizo un menor”, explica una voluntaria de la red.

Todo surgió a raíz de otra propuesta de la red para acercar la literatura y las letras a quienes están pasando solos el confinamiento. ‘Cuentos, poemas y charradas’ nació de la pasión por los libros de un grupo de voluntarias que se ofrecían a recitar poesía o cuentos por teléfono a vecinos del barrio o sus familiares. “Cuando comenzamos a mover el tema de los cuentos para adultos por teléfono nos empezaron a preguntar si también había para peques, pero las voluntarias no tenían nada preparado para ellos”, comentan.

Fue entonces cuando se pusieron en marcha para gestar ‘Cuarentamiguis’, que apenas lleva unos días en funcionamiento y ya cuenta con varios usuarios. “Eso es lo bonito. Surgen iniciativas que se van encadenando las unas a las otras y se van haciendo propuestas personales”, explican desde la red.

Además, a medida que crecen los proyectos de la red, crece también el número de voluntarios y de demandantes de ayuda. Tanto es así que sus 115 miembros han tenido que organizarse hasta en nueve grupos diferentes para poder coordinar mejor todas sus acciones.

Como en otras redes de apoyo hay quienes se dedican a difundir en comercios y farmacias la existencia de la red o a actualizar sus redes sociales y canales de comunicación. El grupo encargado de fabricar mascarillas también está a pleno rendimiento, y necesita la colaboración de todos aquellos que tengan telas para confeccionar cubrebocas infantiles.

Otros trabajan imprimiendo y haciendo llegar los deberes a los niños, cuidándolos si sus padres tienen que trabajar o gestionando las redes wifi para que los vecinos que no tienen acceso a ellas puedan utilizarlas.

En total, desde la creación de la red a mediados de marzo se han prestado alrededor de un centenar de atenciones. A eso hay que sumar las llamadas que llegan de otros barrios y que los voluntarios tienen que derivar a las redes que han ido surgiendo en otros puntos de la ciudad.

Etiquetas
Comentarios