Despliega el menú
Zaragoza

Podemos sopesa la ruptura con ZEC tras el rechazo de su modelo de primarias

La formación morada estudiará ahora si se desmarca de la coalición para liderar un nuevo proyecto para las elecciones municipales.

El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, este viernes a su llegada al plenario de ZEC.
El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, este viernes a su llegada al plenario de ZEC.
Toni Galán

La negociación de la confluencia de izquierdas en Zaragoza entra en una nueva fase que puede acabar en ruptura. De momento, el plenario de ZEC aprobó este viernes un modelo organizativo y de primarias en el que no se incluyen las enmiendas planteadas por Podemos, que finalmente votó en contra. Ahora la formación morada deberá decidir si acepta integrarse en ZEC pese a que no se hayan aceptado sus condiciones o si prefiere concurrir a las elecciones municipales con un nuevo proyecto político.

El plenario, compuesto por unas 170 personas y que se reunió en el centro cívico de La Almozara, tenía que decidir sobre las más de 100 enmiendas presentadas por los partidos y por militantes a título individual a la ponencia organizativa, que fija el modelo de primarias y coalición electoral, el código ético o la comisión de garantías, entre otros aspectos. En un principio, la citada ponencia planteaba unas primarias abiertas y paritarias en las que en lugar de a 6 candidatos como en 2015 se podía votar a 10, con un sistema de puntuación decreciente. Y esto es lo que se aprobó por abrumadora mayoría (Podemos tenía alrededor de 30 representantes en el plenario).

En el camino quedaron las propuestas de Podemos, que planteaba una modificación del sistema de elección de la candidatura. Entre otros aspectos, exigía separar el aspirante a la alcaldía del cuerpo de la lista y que su censo de inscritos pudiera votar desde su propia plataforma en las primarias de ZEC. En el plenario funcionó la alianza entre IU, que tenía mayoría, y los comunes (sector en el que está encuadrado el alcalde, Pedro Santisteve, y su número dos, Luisa Broto).

El secretario general de Podemos-Aragón, Nacho Escartín, no ocultó su malestar. "Hoy no salimos satisfechos. No estamos contentos, pero tenemos que explorar con responsabilidad lo que supone esto para conseguir la mejora candidatura para Zaragoza", dijo tras la votación.

Criticó las formas y lamentó que se hubieran rechazado "en bloque" las enmiendas "razonables" de Podemos. "Muchas se podrían haber asumido. Cuando en el plenario hay una mayoría de gente de IU y de los comunes, al entrar hemos visto que íbamos a perder la votación. No ha habido ninguna sorpresa", declaró.

"Mi postura es explorar la mejor alianza de Zaragoza, dar información puntual y pensar la mejor para la gente y no para un plenario de 120 personas", apuntó contundente. Escartín citó expresamente el caso de Huesca, donde Podemos participa en una coalición con la exmilitante de IU Pilar Novales.

"Tenemos a las gentes disponibles para presentarse porque ya hemos hecho primarias abiertas y transparentes", advirtió. El líder podemista explicó que la próxima semana se reunirán los órganos de su partido para analizar lo ocurrido en el plenario de ZEC y el futuro de la confluencia.

Pero el margen para el acuerdo es escaso. La portavoz de ZEC Rosa Sánchez anunció que las primarias de esta formación se celebrarán la primera semana de marzo. "Queremos que esto siga igual y que esté Podemos e IU y que aglutine a la mayor cantidad de gente", confió. No será fácil.

Etiquetas
Comentarios