Despliega el menú
Zaragoza

Huelga de limpieza

Fracasan las negociaciones y continúa la huelga de limpieza

Empresas y sindicatos no han logrado alcanzar un acuerdo sobre el nuevo convenio colectivo por lo que las trabajadoras acamparán en la plaza de la Convivencia.

Concentración de las limpiadoras en huelga
Buey ve ejemplar la huelga de limpieza y critica la actitud de empresas

Las negociaciones han fracasado y la huelga de limpieza continúa. Tras casi diez horas de debate en el SAMA, empresas y sindicatos no han conseguido alcanzar un acuerdo para fijar las condiciones laborales del nuevo convenio colectivo del sector. Ante esta nueva decepción las trabajadoras se dirigen a la plaza de la Convivencia de Zaragoza dispuestas a acampar frente a la consejería de Sanidad. 

Las partes involucradas no han logrado ponerse de acuerdo en los puntos que ya se anunciaban más conflictivos, especialmente en el tema de la ultraactividad. Ángel Benito, miembro del comité de huelga comentaba a Heraldo.es, nada más abandonar la reunión, que tanto los trabajadores como sus representantes se sienten decepcionados: "Hemos trabajado mucho intentando avanzar y las empresas nos ofrecen exactamente lo mismo que hace un mes", lamentaba Benito mientras las trabajadoras se dirigían hacia la plaza de la convivencia.  

El principal temor es llegar al día 7 de julio sin acuerdo ya que la reforma laboral estipula que, pasado ese plazo, pasará a aplicarse el convenio sectorial sobre estos 1.500 trabajadores, lo que les supondría pasar a cobrar el salario mínimo interprofesional y un fuerte aumento de jornada.

A 17 días de la fecha límite, las negociaciones vuelven a estar encalladas debido principalmente a tres motivos: la consideración del hospital Miguel Servet como un centro único, las plantillas mínimas y la ultraactividad del convenio.

Ultraactividad, el punto crítico

Estaban Lauroba, secretario de Acción Sindical de la Federación de Servicios de UGT-Aragón, dejaba muy claro este lunes que no estaban dispuestos a ceder en el tema de la ultraactividad, punto que consideran más importante en las negociaciones. Los representantes de los trabajadores pretenden que el nuevo convenio colectivo contradiga la reforma laboral de 2012 y fije la ultraactividad indefinida para que la próxima vez que haya que firmar un convenio no haya una fecha límite, como sí sucede ahora: "Así no tendrían que hacer una huelga para defender su convenio", explica Lauroba.

La Asociación Profesional de Empresas de Limpieza (ASPEL), sin embargo, ha afirmado siempre que la ultraactividad indefinida es algo "totalmente inasumible que contradice lo firmado en las provincias por esos mismos sindicatos" y propone tres años de plazo para renovar el próximo convenio.

Acampada y huelga de hambre

Las trabajadoras acamparán este jueves frente al Salud sin saber todavía si permanecerán allí una sola noche o de forma indefinida. Los celadores José Luis Martínez y Ángel Hidalgo continúan por su parte su huelga de hambre como gesto de solidaridad con sus compañeras. Un poco débil y con seis kilos menos pero "bien de salud y con fuerzas para continuar", Martínez asegura a Heraldo.es que, pase lo que pase, no abandonará hasta que las empresas no readmitan a las tres limpiadoras despedidas el 30 de mayo.

Etiquetas