Despliega el menú
Teruel

Teruel

Jerónimo Cano, el juez 'heavy' que lleva los casos más llamativos de Teruel

El magistrado dirige ahora la investigación por la mayor red de chantaje sexual desmantelada en el país.

Teruel
El juez Jerónimo Cano, se dirige al Palacio de Justicia de Teruel en octubre de 2014, cuando instruía el caso por presuntas irregularidades económicas en el Consejo del Jamón.
Jorge Escudero

El juez Jerónimo Cano de Lasala llegó al Juzgado de Instrucción número tres de Teruel en 2013. Nacido en Zaragoza, no pasó desapercibida su atípica imagen, cercana al look ‘heavy’ y alejada totalmente de los formalismos en vestuario que rigen en el mundo judicial. Es hijo del magistrado, ya fallecido, Antonio Cano Mata, a quien el Ayuntamiento de Zaragoza dedicó en 2012 una calle del barrio de Delicias al considerarlo uno de los jueces más ilustres de Aragón del siglo XX.

Pronto su nombre apareció en los medios de comunicación al hacerse cargo de la investigación para averiguar si hubo una mala gestión de los fondos públicos -los acusados quedaron absueltos- por parte del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Jamón de Teruel. Poco después, llevó el caso ‘Fharmakon’, en torno a una supuesta exportación ilegal de medicamentos, haciendo pasar por los juzgados de Teruel a decenas de boticarios de todo el país para declarar.

Su juzgado es uno de los que más carga de trabajo llevan, al acumular las secciones de violencia de género y mercantil. Poco amigo de atender a los medios de comunicación, está, sin embargo, muy bien valorado por los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, que le han condecorado por su trabajo en Teruel al menos en dos ocasiones. Así, Jerónimo Cano fue distinguido en 2015 con la Cruz al Mérito Policial con Distintivo Blanco. 

Imposición al juez Jerónimo Cano de la Cruz al Mérito Policial con Distintivo Blanco en la celebración del Día de la Policía en 2015 en Teruel.
Imposición al juez Jerónimo Cano de la Cruz al Mérito Policial con Distintivo Blanco en la celebración del Día de la Policía en 2015 en Teruel.
Jorge Escudero/Heraldo

Ahora dirige la instrucción para esclarecer todo lo ocurrido en torno a una red de chantaje sexual, probablemente la mayor desmantelada en el país hasta la fecha, que extorsionaba a las personas que contactaban con la web pasión.com. El hecho de que las víctimas, que podrían llegar a 4.000, procedan de diversas provincias españolas le llevó a solicitar la inhibición de su juzgado en favor de la Audiencia Nacional, sin embargo, esta desestimó la petición. Ahora, el juzgado de Instrucción número tres de Teruel ha pedido al Tribunal Supremo que dirima esta cuestión de competencia planteada por el juez Cano.

Etiquetas
Comentarios