Aragón
Suscríbete por 1€

Los profesores urgen a la DGA a que actúe ante las elevadas temperaturas en las aulas

Educación no valora modificar el horario lectivo, aunque recomienda elevar el consumo de agua.

Temperatura de un aula de infantil de un colegio de Zaragoza, este martes tras cerrar el centro.
Temperatura de un aula de infantil de un colegio de Zaragoza, este martes tras cerrar el centro.
Guillermo Mestre

Un calor "insoportable" e "insostenible". Así describieron algunos equipos directivos las temperaturas vividas los últimos días –y se prevé que también los próximos– en las aulas de Aragón. Ante esta situación, los sindicatos reclaman al Departamento de Educación que tome las decisiones necesarias para paliar los efectos del calor, habiendo superado los 31º C en algunos colegios durante el horario lectivo. No se valoran medidas como la de Extremadura, donde se ha adelantado la salida de clase a las 12.00 o 12.30, y se limitan a recomendar el consumo de agua, la ventilación de los centros por la noche y que los escolares no hagan deporte intenso en las horas centrales.

"Un día de calor se aguanta, pero cuando son varios no se consigue refrescar en ningún momento", detalla Mónica de Cristóbal, representante de Educación de CSIF Aragón. Esta central remitió esta semana una carta al consejero de Educación, Felipe Faci, para que diera unas "pautas a seguir" a los centros educativos. "No hace falta ser tan drásticos como en Extremadura, pero sí que se puede permitir que se salga a los patios a hacer juegos con agua", ejemplifica. En este sentido, hace hincapié en que cada vez van a ser más frecuentes las olas de calor y, por lo tanto, es necesario que las partidas de infraestructuras también se dediquen a asegurar que todos los recreos tengan una zona protegida del sol.

"Un día de calor se aguanta, pero cuando son varios no se consigue refrescar en ningún momento"

Más allá van los representantes de CC. OO. que reclaman, incluso, la "suspensión de las clases mientras persista esta alerta por altas temperaturas y según las características del centro". Además, piden que los exámenes se concentren en las primeras horas del día y que se autorice la realización de juntas de evaluación de manera ‘online’. Desde STEA valoran la posibilidad de cambiar a medio plazo el calendario escolar y recuerdan que en Alemania, al alcanzar una temperatura en el exterior, se suspenden las clases. "Con altas temperaturas la concentración es imposible y también afecta a la calidad de la enseñanza", insistieron.

Todos coinciden en que se respete la normativa estatal según la cual la temperatura en este tipo de trabajos no debe superar los 27ª C. Por ello, desde CGT se ha puesto a disposición de los centros y el profesorado modelos de denuncia ante la Inspección de Trabajo. Y ante la previsión del aumento de temperatura para los próximos días, han solicitado a la DGA suspender las clases del jueves y el viernes. 

Mientras tanto, colegios e institutos se han convertido en "hornos". "Estamos ventilando desde por la mañana, se aprovecha la sombra de los patios y apostamos por la hidratación. Cada centro se adapta según sus circunstancias", aseguró Ricardo Civera, presidente de la Asociación de Equipos Directivos de Infantil y Primaria de Aragón (Aedipa). En este sentido, recordó que Aragón cuenta con un factor a favor: la jornada reducida de 9.00 a 13.00. Aun así, muchos menores se quedan al comedor y a extraescolares.

"Con altas temperaturas la concentración es imposible y también afecta a la calidad de la enseñanza"

En estos casos, la orientación de los edificios y la altura es determinante para pasar más o menos calor. "En el aulario nuevo, a las 10.00 ya había 27,5ª C", señaló Pilar García, directora del IESClara Campoamor y presidenta de la Asociación de Directores y Directoras de Institutos de Educación Secundaria (Adiaragón). Por la tarde, muchas de las reuniones de docentes se están llevando a cabo en el salón de actos, donde sí que hay aire acondicionado, "pero no todos los centros cuentan con esta opción".

Por ello, desde la Federación de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos Aragón (Fapar) se plantea la necesidad de elaborar de cara al futuro un plan de prevención y que se conciencie sobre los efectos del cambio climático. Por su parte, Concepción Ibáñez, presidenta de la Federación Cristiana de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos de Aragón (Fecaparagón), insistió en que la reducción horaria existente es una de las mejores medidas.

Mucha agua para los opositores

Aunque los centros educativos no han recibido ninguna directriz para paliar las elevadas temperaturas, la Consejería sí que emitió este martes unas recomendaciones para las oposiciones de maestros que tendrán lugar el sábado. Se vuelve a permitir llevar botellas de agua sin etiqueta –el año pasado por covid no se pudo– y en las aulas habrá agua embotellada "a disposición de quienes agoten la suya". Además, se recomienda bajar las persianas cuando el sol incida de manera directa y, al atardecer, provocar corrientes de aire. Los sindicatos consideraron que estas medidas se quedan "cortas".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión