Aragón
Suscríbete por 1€

turismo

Un grupo de aragoneses, tirados en Islandia

La compañía Vueling argumenta que las condiciones meteorológicas de los vientos impiden el vuelo. Llevan tres días de retraso en el regreso al aeropuerto de Barcelona.

Los jóvenes viajeros aragoneses esta mañana al salir del aeropuerto de Reikiavik (Islandia).
Los jóvenes viajeros aragoneses, este miércoles al salir del aeropuerto de Reikiavik (Islandia).
Heraldo

Un grupo de aragoneses se han quedado tirados en Reikiavik, la capital de Islandia, porque la compañía aérea Vueling no ha podido cumplir su vuelo entre la isla situada cerca del Polo Norte y el aeropuerto de Barcelona. Alrededor de 180 viajeros llevan tres días sin poder regresar a través del aeropuerto internacional de Keflavik y los motivos oficiales que les han comunicado es por la meteorología.

Aun así, Fernando Madariaga, uno de los zaragozanos que realizaron el viaje de ida el 4 de marzo y tenían el billete para volver el pasado lunes día 14, señala que el resto de los aviones de otras compañías internacionales están saliendo “sin problemas” desde el aeropuerto de Reikiavik a sus respectivos destinos.

La compañía aérea Vueling argumenta que los vientos que se están produciendo en Islandia no les permite operar con sus aviones “por seguridad” y tendrán que esperar a que se modifiquen sus condiciones meteorológicas para poder llevar a los pasajeros. En ese sentido, agregaron que facilitan la opción del hotel y la comida para los pasajeros y, “muy a su pesar” no pueden realizar el vuelo de regreso.

El viajero detalla que vuelan en un avión Vueling que tiene alrededor de 180 plazas (30 filas con 6 puestos cada una) y los han tenido en dos hoteles distintos, el primero estaba metido en medio de la tundra sin tener acceso a ningún comercio y desde este martes  los trasladaron al polígono industrial de la capital islandesa.

Los pasajeros se quejan por la escasa comida que han recibido en los tres días de retraso que llevan y de los efectos laborales que supone para ellos el retraso para su vuelta a sus respectivos trabajos en España.

El único vuelo que sale suspendido en la pantalla del aeropuerto de Reikiavik es el de la compañía Vueling hacia Barcelona.
El único vuelo que sale suspendido en la pantalla del aeropuerto de Reikiavik es el de la compañía Vueling hacia Barcelona.
Heraldo

El vuelo ha sido cancelado desde el lunes y hoy pensábamos que nos llevaban de vuelta, pero han dicho lo mismo, por motivos meteorológicos”, señaló el viajero. “El aeropuerto no está cerrado y hemos visto que han salido otros diez aviones”.

Fuentes de Vueling señalaron que están intentando solucionar el problema del permiso en el aeropuerto de Reikiavik para que puedan recibir la autorización a su aeronave para su salida hacia Barcelona. Semanalmente, los vuelos de conexión de esta compañía entre España e Islandia se realizan los viernes y los lunes.

Los pasajeros creen que no los van a recoger de vuelta hasta el próximo viernes, cuando llegue el avión semanal de Vueling, y se quejan porque creen que los dejan “tirados”. “Esto no es Canarias”, señalan. “No hemos podido acudir a la embajada de España porque está en Noruega. Además, tenía reuniones importantes en Zaragoza en el trabajo y no he podido acudir”, agrega Fernando Madariaga.        

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión