Aragón
Suscríbete por 1€

encuesta a+m

El 85% de los trabajadores de las residencias de Aragón declaran que están "agotados" tras dos años de covid

Las residencias sufrieron con virulencia el efecto de la covid, que se ha cobrado la vida de 1.692 internos desde marzo de 2020, el 40% de las víctimas registradas durante toda la pandemia

Los proyectos que se presenten deben fomentar las inversiones en residencias
Las residencias sufrieron con más crudeza el embate de la primera ola
DGA

El área de Servicios Sociales necesita una mayor financiación. Es lo que consideran el 86% de los trabajadores de las residencias de Aragón, que declaran que el gasto es "insuficiente" o "muy insuficiente". Se muestran críticos, además, con la gestión de la pandemia, hasta el punto de que un 64% piensa que ha sido "regular", "mala" y "muy mala". 

Las residencias sufrieron con virulencia el efecto de la covid, que se ha cobrado la vida de 1.692 internos desde marzo de 2020, el 40% de las víctimas registradas durante toda la pandemia. Un 11,4% de los 200 empleados consultados reconoce, de hecho, que ha pensado dejar la profesión tras lo ocurrido, según desvela una encuesta de A+M para HERALDO, a partir de 200 entrevistas telefónicas u ‘online’, que se realizaron del 10 al 15 de enero, y que tiene un nivel de confianza del 95,5% y un margen de error del 7%.

El 85% de los trabajadores se sienten agotados. La desmotivación, el miedo y la ansiedad son, también, comunes en la mayoría de ellos. Incluso hay un 34% que reconoce que, durante la covid, ha sufrido problemas de convivencia, y un 50% asegura que se siente "incomprendido" por esta situación.

Fueron las residencias las que sufrieron con más crudeza el embate de la primera ola. Fue tal el desconcierto que el Gobierno de Aragón se vio obligado a intervenir varios centros, entre ellos los de Mallén e Illueca, que llegaron a sumar más de 40 fallecidos. Sin apenas mascarillas en los primeros meses , y sin consignas claras para frenar los contagios, recurrieron incluso al Ejército, a través de la operación ‘Baluarte’, para las tareas de desinfección.

Consideran ocho de cada diez profesionales que la organización en sus centros de trabajo durante la pandemia ha sido "regular", "mala" o "muy mala". Ninguno piensa que su carga de trabajo es menor de la que asumía antes de marzo de 2020. Solo un 6,7% piensa que es igual y hay un 63% que sostiene que es "mucho mayor al habitual".

Ven serias carencias en la asignación de recursos materiales. Solo un 30% estima que son suficientes. Aún es más bajo el porcentaje que se muestra conforme con los recursos humanos asignados a los centros. Para un 46,5% son "muy insuficientes" y para el 29%, "insuficientes". Pese a todo, un 44,8% estima que la calidad de los servicios sociales ni ha mejorado ni ha empeorado, e incluso un 19,5% piensa que están mejor.

Loading...

En los peores momentos de la pandemia, el Gobierno de Aragón decidió habilitar varios centros covid en las tres provincias para ingresar a internos contagiados para que las residencias pudieran sectorizar las instalaciones y separar a los infectados de los que no lo estaban.

La crítica situación que se vivió en las residencias llevó a las Cortes de Aragón a revisar el modelo de las residencias en una comisión especial que emitió un dictamen con 96 medidas de mejora entre las que destacó aumentar las ratios de personal.

Aunque al 72% de los trabajadores les ha preocupado mucho la posibilidad de contagiarse, aún han mostrado una mayor inquietud por la posibilidad de que se infectaran sus familiares (76%). Y el fin de la pandemia, para el 41%, tardará más de un año en llegar. Solo hay un 10% que confía en que ocurra antes de Semana Santa y un 33,5%, antes del verano. Un 14,6% reconoce que no sabe cuándo sucederá.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión