Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Heraldo del Campo

heraldo del campo

La producción ecológica hace memoria

El Comité Aragonés de Agricultura Ecológica (CAAE) publica su Memoria de Actividades de 2020, un documento que nace como balance y con la vocación de dar a conocer su actividad a la sociedad aragonesa.

Uno de los retos del CAAE es colaborar con el gran consumo para comercializar productos certificados.
Uno de los retos del CAAE es colaborar con el gran consumo para comercializar productos certificados.
CAAE

El aumento de un 20% en el número de operadores para alcanzar casi 1.200 o el de la superficie de cultivo, que supera las 68.000 hectáreas tras incrementarse en más de 3.000 el año pasado, son algunos de los datos que recoge la Memoria de Actividades de 2020 del Comité Aragonés de Agricultura Ecológica (CAAE).

El documento, de algo más de 60 páginas y que nace con vocación anual, supone "un ejercicio de comunicación con total transparencia, así como una puesta en valor del trabajo que el Comité ha realizado durante este año, que queremos dar a conocer no solo a los operadores, sino a todos los grupos de interés en los que impacta su actividad y a la sociedad aragonesa en general", explica Miguel Ángel Ferrer, uno de los gerentes del Comité Aragonés de Agricultura Ecológica.

En la Memoria aparecen todas las acciones propuestas en el Plan Estratégico que se elaboró para la entidad y que fue presentado en la última edición de Biofach, uno de los certámenes de referencia de la actividad agrícola, y que se trazó con una finalidad principal: "Plantear un enfoque de la actividad agraria centrado en la estabilidad ecológica y la eficiencia socioeconómica de los modelos de producción, elaboración, distribución y consumo, traspasando el hecho de cumplir con una normativa europea".

Desde el CAAE, cifran el cumplimiento de ese Plan "no solo en un 100%, sino que podríamos decir que se ha ejecutado al 120%, porque hemos podido hacer más cosas de las que habíamos reflejado en dicho Plan", señalan. Ferrer apunta al "impulso de políticas agrarias, ya sean europeas, nacionales o autonómicas, que buscan converger en el apoyo a este tipo de cultivos", pero también al "buen hacer de los trabajadores del Comité durante 20 años", como principales claves del crecimiento de este tipo de cultivo en Aragón.

Digitalización

Esta labor se ha facilitado a lo largo del pasado ejercicio por un ambicioso plan de modernización de los procedimientos y herramientas empleadas en el CAAE. Esta iniciativa ha tenido tres pilares principales: digitalización, formación y comunicación.

Durante el pasado año se diseñó e implantó una herramienta de digitalización "para hacer los procesos más ágiles, flexibles y eficientes para facilitar la sostenibilidad y la eficiencia de la actividad empresarial".

Esta medida no solo facilita el trabajo de los empleados del Comité, sino también el de los operadores. Este proceso "va encaminado a que nuestros operadores puedan sentirse más satisfechos, y esperamos que sirva como canal positivo de comunicación. El desarrollo de las tecnologías de la información nos va a permitir ser más ágiles y desplegar la innovación más rápido a los agentes del sector". La pandemia ha supuesto que este proceso de digitalización, planteado para largo plazo, se haya acelerado de manera muy destacada.

Otro de los aspectos en los que el CAAE ha querido incidir es en el de la divulgación y la comunicación. Para ello, han activado perfiles en diversas redes sociales para acercarse tanto al público generalista como a grupos de interés especializados en el sector, y durante el pasado ejercicio llevaron a cabo campañas de publicidad en medios, y de promoción en colaboración con establecimientos donde se comercializan productos ecológicos.

Una web renovada, más accesible y con contenidos e información que trascienda los meros trámites burocráticos, será otro de los elementos clave para llegar al mayor número de visitantes.

La pandemia también obligó al CAAE a adaptar su plan de formación en 2020. Conscientes de la importancia de la formación, en el Comité optaron por no paralizarla y la transformaron en digital. Durante 2020, se llevaron a cabo una docena de formaciones en 22 jornadas, que abordaron asuntos como el cultivo ecológico de frutos secos o la ganadería ecológica.

Retos de futuro

Además de hacer balance, la Memoria de Actividades permite atisbar los que serán los principales retos del Comité para este y próximos ejercicios. Entre ellos, destacan el apoyo e impulso de la ganadería ecológica o la colaboración con el canal de gran consumo para comercializar productos certificados por el CAAE. Asimismo, se lanzará el Portal del Operador, una herramienta de gestión que facilitará trámites administrativos a los operadores.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión