Despliega el menú
Aragón

aragón

Seis menores aragoneses cobrarán la nueva ayuda por ser hijos de víctimas de violencia de género

Los beneficiarios son descendientes de mujeres asesinadas entre 2016 y la actualidad. Pasarán a percibir 600 euros mensuales en lugar de 140. 

Concentración en Zaragoza contra la violencia machista.
Concentración en Zaragoza contra la violencia machista.
Oliver Duch

Un total de seis menores aragoneses están en disposición de cobrar la nueva pensión de orfandad para los hijos de víctimas de violencia de género, aprobada por unanimidad en el Congreso de los Diputados el 21 de febrero y publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el pasado sábado 2 de marzo.

Esta ayuda -de 600 euros al mes en lugar de los 140 que se cobraban hasta ahora- está destinada a quienes en el momento de la muerte de su progenitora no superasen los 21 años y tiene carácter retroactivo desde 2004, fecha de implantación de la Ley Integral de Violencia de Género.

Según los datos facilitados por la Delegación de Gobierno, todos los beneficiarios de nuestra Comunidad son descendientes de mujeres asesinadas entre 2016 y la actualidad. El caso más reciente es el del hijo de la abogada Rebeca Santamalia, asesinada en Zaragoza el pasado 18 de enero a manos de José Javier Salvador, con quien mantenía una relación sentimental.

Este adolescente tiene 14 años y pasará a cobrar la renovada prestación hasta cumplir la mayoría de edad o, en caso de seguir estudiando, los 25 años. Del mismo modo, la hija de Raquel D.P., asesinada por su pareja en la calle Marcos Zapata de la capital aragonesa, pasará a percibir esta paga.

Afortunadamente, la niña se encontraba en casa de la abuela materna cuando su padre, David Pellicer, cometió el crimen en 2018, año trágico en el que el senegalés Mamadou Diop también acabó con la vida de su expajera, Rokhaya, en presencia de su dos hijos en la localidad oscense de Monzón.

Ahora, según ha podido conocer HERALDO, estos pequeños de cinco y nueve años están a cargo de un tío que reside en Cataluña y deberán solicitar las ayudas en dicha Comunidad, pero son nacidos en Aragón y forman parte de una amarga lista que completan los hijos de Alexandra Rodica y Soraya Gutiérrez.

El primero de ellos, de cinco años, presenció cómo su padre se saltaba la orden de alejamiento que le había impuesto el juez y apuñalaba a su madre en un portal de la céntrica calle Conde Aranda de Zaragoza en julio de 2016. El descendiente de Gutiérrez, que en la actualidad tiene ocho años, llegó a ser advertido previamente por la expareja y asesino de su madre. "La voy a llevar a un viaje muy largo del que no va a volver", dijo Rubén Moreno al pequeño varios días antes de acabar con la vida de la joven.

Crítica

Una de las principales críticas que ha recibido esta nueva ayuda, impulsada por el PSOE, se refiere al hecho de que no contemple la situación de otros menores huérfanos absolutos -sin padre y madre- por cualquier otra circunstancia. No obstante, incluye que el Gobierno pueda realizar, en el plazo máximo de tres meses, un estudio para analizar diferentes casos.

Datos nacionales

Según los datos del Miisterio de la Presidencia, Relaciones con las Cortes e Igualdad, alrededor de 40 menores se quedan huérfanos cada año por violencia de género. En los tres primeros meses de 2019, los 10 feminicidios incluidos en las estadísticas del Estado dejan un total de nueve niños huérfanos.

Etiquetas
Comentarios