Aragón
Suscríbete por 1€

El sector agrario aragonés recibe “expectante” al nuevo ministro de Agricultura

Quienes han estado cerca de Luis Planas destacan su conocimiento del sector agrario y de las instituciones comunitarias, mientras que los que no lo conocen esperan escuchar sus propuestas para ponerle los calificativos.

El nuevo ministro de Agricultura del Gobierno de Pedro Sánchez, Luis Planas
El nuevo ministro de Agricultura del Gobierno de Pedro Sánchez, Luis Planas
EFE

Se hizo esperar y cuando sonó su nombre hubo quienes aplaudieron y quienes no sintieron “ni frío ni calor”. Los representantes del sector agrario aragonés reconocen que el proceso de formación del Gobierno de Pedro Sánchez los mantuvo el vilo durante horas, en las que incluso llegaron a temer que el presidente socialista se hubiera olvidado de esta cartera, que tiene sobre la mesa el reto nada fácil de encarar la negociación de la reforma de la Política Agraria Común que echará a andar pasado 2020. Incluso hubo momentos en los que dieron por hecho que Agricultura se integraría en el Ministerio de Medio Ambiente, coinciden en destacar los líderes de UAGA, Asaja, UPA y Araga. Por eso cuando se escuchó que Luis Planas era el nuevo ministro de Agricultura, el sector aragonés respiró aliviado. Los que lo conocen porque aseguran que se trata de un político “dialogante, muy abierto y cordial”, como lo define el secretario general de UPA Aragón, José Manuel Roche, que ha tenido a Planas como “jefe” en el Consejo Económico y Social Europeo en el que participa. Para Roche, “es una buena elección”, porque Planas “tiene un importante bagaje, conoce los entresijos de la UE y al sector agrario también”. El máximo responsable de UPA en Aragón asegura además que “por lo que yo he visto en los dictámenes sobre la PAC en los que hemos trabajado, el nuevo ministro de Agricultura defiende un modelo agrario centrado en la explotación familiar”, señala Roche, que insiste en que Planas se ha mostrado en numerosas ocasiones muy crítico con la actual PAC.

Para el representante de UPA en la Comunidad, el nuevo ministro tendrá que mostrar sus tablas ante el reto que tiene planteado en Bruselas, donde comienzan las negociaciones para reformar la PAC. “Si coge el toro por los cuernos, podría ser un buen negociador y conseguir que España tenga posibilidad de influir en la nueva política comunitaria”, señala Roche.

El secretario general de UAGA, José Manuel Penella, reconoce que hasta su nombramiento en la organización agraria que dirige se vivieron momentos de auténtico nerviosismo porque la designación del nuevo titular de Agricultura se hizo esperar tanto que incluso se llegó a creer que no habría ministerio. Y cuando se desveló el secreto, “no sentimos ni frío ni calor”, dice Penella, que reconoce que no conoce a Planas, por lo que está a “la expectativa”, deseando saber cuáles serán sus líneas de actuación. Eso sí, insiste en que espera que sea ágil y rápido tomando las decisiones, porque tenemos una reforma de la PAC a las puertas ante la que hay que posicionarse con urgencia.

También están expectantes en Araga. Su presidente, Jorge Valero, explica que “tenemos que ver con que ideas llega” a un momento tan crítico como el actual, en el que hay que abordar la reforma de la PAC. “Lo que sabemos es que procede de Andalucía y que allí son proclives a la defensa de los cultivos extensivos, pero vamos a esperar que se siente en el sillón del Ministerio y a ver lo que opina”.

"Sabemos que tiene experiencia en política nacional e internacional, que es un conocedor de las negociaciones de la PAC y que tiene un cáracter dialogante", señala el presidente de Asaja Huesca, Fernando Luna, que asegura que no conoce a Luis Planas, pero que tiene buenas referencias de él por lo que le han explicado tanto el presidente nacional de la organización como sus compañeros de Andalucía.

El consejero de Desarrollo Rural del Gobierno de Aragón, Joaquín Olona, explica que no conoce personalmente al nuevo ministro de Agricultura, pero destaca que las referencias que tiene "son muy buenas". Sabe que Luis Planas conoce el sector y sobre todo, cualidad muy importante para el consejero, se desenvuelve a la perfección en las instituciones europeas, en las que, como insiste Olona, será donde tenga que afrontar uno de los retos más determinantes que tiene planteado ahora el sector y su ministerio en particular, las negociaciones sobre el futuro de la PAC.

Separado de Medio Ambiente

Las opiniones son también muy diferentes entre los representantes del sector en Aragón a la hora de juzgar la decisión de Sánchez de separar el Ministerio de Agricultura del de Medio Ambiente. Olona considera que todo es discutible y que probablemente no hay una solución perfecta, pero reconoce que la interconexión tan determinante que tiene el medioambiente con la agricultura parece hacer recomendable que forme parte de un mismo departamento. Pese a todo, el consejero considera que lo importante no es cómo este organizado el Gobierno sino que el Ejecutivo tenga claro las estrategias y no descuide que son muchos los factores que aconsejan una buena coordinación entre ambas materias "especialmente en lo que a biodiversidad y agua se refiere".

A Penella no le gusta esta decisión de Pedro Sánchez. Su organización considera que son materias con muchas cuestiones en común, que es mejor concentrar en su solo departamento porque marca un criterio común y resulta más ágil la interlocución. Tampoco la ve con buenos ojos Fernando Luna, porque considera que el sector agrario está muy implicado con el medio natural y su protección. "Ambos departamentos tienen que estar ligados, por lo que esperamos que esta conversión en dos ministerios no ralentice la toma de decisiones", dice el representante de Asaja. Roche, sin embargo, valora que formen parte de distintos ministerios porque aunque es cierto que agricultura y medio ambiente tienen ir coordinados, pero no es necesario que vayan juntos”.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión