Despliega el menú
Branded

especial logística y transporte

Casi 100 millones de toneladas de mercancía al año hacen parada en la Comunidad

El transporte por carretera es el que mayor número de operaciones logísticas registra en Aragón y, por tanto, la actividad empresarial más representativa del sector.

Trafico de camiones en la autovia mudejar en las cercanias de Teruel. Foto Antonio Garcia. 29-04-08 [[[HA ARCHIVO]]]
Trafico de camiones en la autovia mudejar en las cercanias de Teruel. Foto Antonio Garcia. 29-04-08 [[[HA ARCHIVO]]]

Las carreteras aragonesas son protagonistas de ocho millones de desplazamientos por transporte de mercancías con origen o destino en la Comunidad o, lo que es lo mismo, del transporte de 100 millones de toneladas anuales. Así lo confirman los últimos datos del Instituto Aragonés de Estadística, relativos al año 2018, que indican, a su vez, que el mayor número de operaciones se corresponde con el capítulo de máquinas, vehículos y objetos manufacturados.

Esto da idea del peso que desempeña este tipo de transporte terrestre en la actividad logística que se desarrolla en la Comunidad, así como del elevado número de trabajadores y de vehículos que integran el sector.

Obligada profesionalización

Tal y como se exige desde el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, para el ejercicio de las actividades de transportista y de operador de transporte se debe obtener el título administrativo de Capacitación Profesional, correspondiente a la modalidad de transporte interior e internacional de mercancías.

Para la obtención de este certificado se requiere contar con el título de bachiller, de técnico o equivalentes, condición que entró en vigor el pasado año y que ha recurrido la Asociación Empresarial de Transportes Discrecionales de Mercancías por Carretera (Tradime-Aragón) en el Tribunal Supremo.

Desde esta asociación, se considera que la profesionalización del sector debería exigirse por igual a todos los transportistas, autónomos o no, pues redunda en la seguridad vial y laboral, en el cumplimiento de la actividad logística y, por último, en el servicio que se ofrece al cliente. 

Por ello, el intrusismo y la competencia desleal centran las batallas de las asociaciones empresariales y de los agentes del sector que ven en estas prácticas alegales un problema para el actual desarrollo de la actividad y, sobre todo, para su sostenibilidad en el futuro, según explican fuentes de la representación autonómica.

- Ir al Especial Transporte y Logística.

Etiquetas