Despliega el menú
Viajes
Suscríbete

aragón es extraordinario

En Montanuy se motivan con un arte que es juez y parte

El municipio de la Alta Ribagorza engloba 17 localidades y tiene fuertes vínculos vecinales dentro y fuera de Aragón

Está muy al norte de Aragón; concretamente, en la esquina noreste. Lo corona el Aneto, la cumbre más alta de los Pirineos con sus 3.404 metros oficiales, la segunda más talluda de la Península Ibérica tras el Mulhacén y la tercera de España, con el Teide en el primer lugar del podio; además, en el municipio también está Cap de Llauset, el refugio de montaña más alto de los Pirineos con sus 2.425 metros, muy cerca del ibón de Llauset. Esther Cereza es la alcaldesa del municipio de Montanuy, que comprende 17 pueblos y se entrecruza varias veces con localidades catalanas. Dos de ellas, Vilaller y El Pont de Suert, son también referencias laborales y comerciales para el municipio altoaragonés, que perdió a su hijo más famoso hace algo más de un año: el músico fundador del proyecto Jarabe de Palo, Pau Donés.

"Quiso mucho a su pueblo, y su pueblo lo quiso mucho a él –apunta Esther– así que recordarle es un privilegio. Este verano, dentro del festival Sonna de la Diputación Provincial de Huesca pudimos hacerle un homenaje aquí en forma de concierto al aire libre, muy bonito, con artistas de gran calidad que consiguieron que pasáramos una jornada inolvidable con las canciones de Pau sonando de maravilla".

Esther y la concejal Catalina Ballarín, productora de miel en Noales (uno de los 17 pueblos del municipio) destacan el papel de la cultura en el afán de mejoramiento de la calidad de vida en Montanuy que exhibe la actual corporación, con el respaldo del pueblo como baza. "Hemos comenzado con MurMuro, nuevo festival basado en murales callejeros que se materializó por primera vez a principios de este verano en Ginaste; irá mudándose a los demás pueblos. Se cursan invitaciones a artistas de prestigio, se monta bar, mercadillo... un ambiente muy agradable, fácilmente compatible con las circunstancias actuales, y en el que no descartamos nuevas actividades en el futuro; de hecho, la intención es que haya conciertos".

La idea genérica del festival es poblar de imágenes los muros de los pueblos, pero a diferencia de otras iniciativas similares presentes en Aragón, aquí si se quiere orientar la temática, centrada en la recreación de imágenes antiguas del pueblo. "Lo que buscamos –explica la alcaldesa– es acabar contando con un museo al aire libre que cuente cómo era el pueblo. Por eso a la entrada de Ginaste se puede apreciar la estampa de un baile de época en la localidad, recreada por el artista Mateu Targa, mientras que en el centro del pueblo la imagen es del al parto de una vaca, momento recreado por Jofre Oliveras con exquisito pulso".

Vídeo de Montanuy en 'Aragón es extraordinario'

Hay otro proyecto en marcha relacionado con el arte pictórico, Calles Vivas. "En esta ocasión –explica Catalina, Cata para los allegados– lo que se hace es pintar las ventanas de las casas cerradas que no van a volver a abrirse, por lo menos en un futuro cercano. Hay varias muestras en la parte alta de Señiu y alguna en Montanuy, donde la artista local Aurora Gutiérrez ha hecho en el fondo de un callejón, bajo un cubierto". Lo que se pinta en cada ventana tiene relación con la casa en cuestión: si se retrata una gallina es que las había en esa casa, por ejemplo.

La iniciativa muralista se han hecho en varios sitios de Aragón, con las localidades zaragozanas de Alfamén y Torrellas como ejemplos más prolíficos, seguidos del Somontano de Barbastro en su conjunto. "No muy lejos de aquí está Penelles, en la provincia de Lérida, que en los últimos años ha vivido un crecimiento exponencial en el aspecto socioeconómico gracias a esta iniciativa", apunta Esther.

Los murales se han extendido a una de las tradiciones más arraigadas en la zona:se trata de las fallas de San Juan o el Pirineo, espectaculares descensos de teas extendidas en movimiento que llega a 64 puntos pirenaicos de Aragón, Cataluña y Andorra. "Aunque en estos dos años no se han podido celebrar, al ser consideradas fiestas, hemos conseguido tener murales relativos a esta fiesta en Aneto y Castanesa. Otros pueblos fallaires del municipio son Montanuy, Noales y Ginaste".

En los últimos tiempos ha prosperado otra iniciativa de interés para el pueblo; se trata de la revalorización en el aspecto turístico de la Vía Arán Pirineos (GR-17) del Camino de Santiago; no hay que confundirlo con el camino catalán de la ruta jacobea, que parte de Montserrat y llega a San Juan de la Peña vía Monzón y Barbastro. Aquí se sale de Conangles, junto a Viella, se entra en Aragón por Bonansa y se avanza en nueve etapas hasta Berbegal.

Todas estas iniciativas han tenido reflejos en algunos asentamientos, parciales y definitivos. Uno de los importantes ha sido este verano el de Maica, llegada de Barcelona con sus dos hijos, que se ha encargado del bar-restaurante de Montanuy. "Ha estado todo el verano trabajando tras el acondicionamiento del local, que previamente era de corte social, e irá viendo hasta dónde extiende la actividad. Ha funcionado muy bien", aclara la alcaldesa.

Hay que recordar que ya se ha abierto el plazo para la nueva edición del Concurso de Fotografía ‘Memorial Navidad Cereza’, creado por el Ayuntamiento de Montanuy el año 2010. Con esta iniciativa se pretende homenajear al que fue su alcalde y concejal durante 26 años, Navidad Cereza Saura. Se buscan reflejos de la vida cotidiana, las tradiciones y la cultura de alguno de los pueblos del municipio; la idea es que las obras sean actuales, con la especificación de que sean imágenes captadas dentro del año del concurso; el intervalo comenzó el 1 de septiembre y concluirá el 31 de agosto del año 2022.

Artículo incluido en la serie 'Aragón es Extraordinario'.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión